España urge a Bruselas a acelerar la entrega de ayudas

Los países que llevan más tiempo negociando reclaman a la Comisión que no se demore hasta junio para evaluar los planes de recuperación

Nadia Calviño, vicepresidenta segunda y ministra de Economía, en la sede del ministerio.
Nadia Calviño, vicepresidenta segunda y ministra de Economía, en la sede del ministerio.Jaime Villanueva

Nueve meses después de que los líderes europeos acordaran crear un paquete de ayudas masivas a la economía europea, todavía hay 10 países que no han dado la luz verde final. Y a ello hay que sumar el proceso de aprobación de los planes, que puede requerir tres meses. Varios países, que temen que la llegada de los fondos se retrase hasta otoño, urgen a la Comisión a acelerar ese proceso. Entre ellos está España. La vicepresidenta Nadia Calviño inisistió en que los planes deben aprobarse “cuanto antes”. “No hay tiempo que perder”, dijo.

Más información

Con China de nuevo en plena forma y Estados Unidos retomando el compás de la recuperación con su gigantesco plan de estímulos, las instituciones internacionales siguen metiendo toda la presión a la Unión Europea para que apruebe su paquete de ayudas y créditos, de 800.000 millones de euros. “Es de suma importancia que el plan entre en funcionamiento sin demora”, sostuvo el vicepresidente del BCE, Luis de Guindos, esta semana en una comparecencia ante la Eurocámara.

Pero todavía queda un trecho hasta que los fondos empiecen a fluir. Diez países aún deben ratificar los acuerdos alcanzados en Bruselas. El proceso está empantanado en el corazón de Europa: Alemania aguarda la decisión del Constitucional y en Polonia ese trámite ha dividido al Gobierno. Fuentes comunitarias esperan que las dudas no se extiendan hacia otros halcones, en particular Austria, y confían en que el paquete haya recibido la luz verde de todas las capitales en junio.

Los países ven con inquietud, sin embargo, el recorrido burocrático que le quedan a los planes. Bruselas ya da por hecho que no todos los países llegarán a tiempo el 30 de abril, que ahora define como un “límite blando”. Según fuentes diplomáticas, probablemente Finlandia y los Países Bajos se retrasarán. El comisario de Economía, Paolo Gentiloni, afirmó este viernes que Bruselas aún no ha recibido ningún programa. No obstante, el ministro de Economía portugués y presidente de turno del Consejo de Ministros de Economía y Finanzas de la UE, João Leão, avanzó que en breve llegarán a Bruselas las propuestas de España, Grecia, Francia y Portugal.

Gentiloni confirmó que, una vez las reciba, se abre un periodo de dos meses para que los evalúe la Comisión Europea y un plazo de otro mes para que pasen por el Consejo. El comisario confió en poder entregar antes del parón de verano la parte de prefinanciación —del 13% de todo el plan— a los primeros países que tengan un aprobado.

Los fondos, en septiembre

Lo mismo señaló el vicepresidente ejecutivo de la Comisión Valdis Dombrovskis, quien aseguró que si todos los países presentan “planes de calidad”, podrán dar su visto bueno en junio e ir a los mercados en julio para hacer las primeras entregas. Sin embargo, otras fuentes consultadas ven muy complicado que el dinero pueda llegar a las capitales antes de septiembre.

Los países con los planes más avanzados reclaman a la Comisión que no agote dos meses más antes de aprobarlos. Estos países argumentan que llevan negociando su programa de inversiones y reformas desde el pasado octubre, por lo que el Ejecutivo comunitario los conoce al dedillo. Por ello, no entienden que Bruselas ahora necesite 60 días para evaluarlos.

Francia, que ha defendido que esos 800.000 millones de euros van a quedarse cortos, incluso ha aparcado esa demanda de ampliar el fondo para acelerar los trabajos en marcha. “El debate está ahí, pero la prioridad ahora es claramente poner en marcha el mecanismo”, sostienen fuentes francesas.

La vicepresidenta segunda y ministra de Economía, Nadia Calviño, también urgió a Bruselas a acelerar el paso. “Estoy segura de que esta tarde en la reunión del Ecofin va a haber bastantes Estados miembros que vamos a insistir en la urgencia y necesidad de que se aprueben cuanto antes estos planes de recuperación”, afirmó antes de la reunión. Calviño subrayó que es necesario “inyectar” los 140.000 millones en la economía española lo antes posible para poner en marcha la recuperación.

Sobre la firma

Lluís Pellicer

Es jefe de sección de Economía de EL PAÍS, donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera. Ha sido corresponsal en Bruselas entre 2018 y 2021 y redactor de Economía en Barcelona, donde cubrió la crisis inmobiliaria de 2008. Licenciado en Periodismo por la Universitat Autònoma de Barcelona, ha cursado el programa de desarrollo directivo de IESE.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción