El SEPE perderá en julio a 500 interinos que entraron como refuerzo por la covid

De los 1.500 que reforzaron el organismo, otros 500 podrían salir en septiembre y 500 más en diciembre, según denuncia el sindicato CSIF y niega el ministerio de Función Pública

Varias personas en la puerta de una oficina del SEPE en Madrid, el pasado 5 de mayo.
Varias personas en la puerta de una oficina del SEPE en Madrid, el pasado 5 de mayo.Alberto Ortega (Europa Press)

500 interinos de los 1.500 que entraron a reforzar el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) en marzo de 2020 por la avalancha de trabajo derivada de la covid-19 saldrán del organismo cuando acabe el mes de junio, según ha denunciado este martes la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF). A ellos, tal y como asegura el sindicato, se unirán 500 más en el mes de septiembre y los 500 restantes a finales del mes de diciembre. De esta forma, el SEPE, que se encarga, entre otras tareas, de las tramitaciones correspondientes a los expedientes de regulación temporal del empleo (ERTE), se quedará sin el 20% de su personal en los próximos seis meses.

MÁS INFORMACIÓN
La oficina del SEPE de San Sebastián de los Reyes (Madrid) amaneció el 27 de marzo con una pintada en contra de la gestión de los ERTE.
Los doce meses más aciagos del SEPE

Desde el Ministerio de Función Pública no solo no confirman estas salidas, sino que aseguran que 1.000 interinos se mantendrán en sus puestos hasta el 30 de septiembre, y será después cuando se valore su continuidad hasta finales de año. Por otro lado, fuentes conocedoras de la negociación aseguran que no todas las salidas adelantadas por CSIF están definitivamente acordadas. Señalan que si bien los 500 interinos a los que se les acaba el contrato el 30 de junio sí saldrán del SEPE, no está decidido formalmente que los otros 500 cuya continuidad está garantizada hasta el 30 de septiembre vayan a hacerlo también. Pero el sindicato CSIF asegura que no existe margen de negociación y que esas salidas también se producirán. Del mismo modo, los 500 trabajadores restantes, cuyos contratos expiran el 31 de diciembre, también se encontrarían en la misma situación de rescisión dentro de seis meses, según el sindicato. Desde Función Pública niegan este calendario de finalizaciones contractuales deslizadas por el sindicato.

“CSIF manifiesta su rechazo a esta decisión que supone prescindir de cerca del 20% de la actual plantilla, lo que pondrá en serio riesgo la viabilidad ante la carga de trabajo que se tendrá que repartir sobre las espaldas de los trabajadores”, señala el sindicato en su comunicado. “Censuramos, además, la inacción y la falta de responsabilidad de la propia ministra de Trabajo, ya que la situación por la que atraviesa el SEPE es tremendamente compleja y delicada. La carencia de recursos humanos en el SEPE es alarmante”, añade. Según los últimos datos disponibles, en estos momentos 8.211 personas conforman la plantilla del SEPE. De estos, 2.135 son interinos (1.500 de ellos entraron como refuerzo por la covid y otros 635 contratados para otros programas).

Desde el Ministerio de Trabajo aseguran que están tratando de buscar soluciones estructurales para mejorar el SEPE, a pesar de que la competencia no recae en este ministerio, pero consideran importante “mejorar la situación de un organismo clave en el Estado de bienestar”. Según los últimos datos de Función Pública, en julio de 2020 en España había casi 2,6 millones de trabajadores públicos: 515.931 dentro del sector público del Estado; 1.528.917 en las comunidades autónomas y 553.633 en la administración local.

Sobre la firma

Gorka R. Pérez

Es redactor de la sección de Economía y está especializado en temas laborales. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS. Antes trabajó en Cadena Ser. Es licenciado en Periodismo por la Universidad del País Vasco y Máster en Información Económica de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS