Unicaja Banco y Liberbank anticipan ajustes antes de la fusión

La entidad malagueña obtiene 70 millones de euros de beneficios durante el primer semestre del año, periodo en el que la asturiana pierde 68 millones

Manuel Azuaga, presidente de Unicaja, y Manuel Menéndez, consejero delegado de Liberbank, en diciembre.
Manuel Azuaga, presidente de Unicaja, y Manuel Menéndez, consejero delegado de Liberbank, en diciembre.

La malagueña Unicaja Banco y la asturiana Liberbank necesitarán un ajuste de plantilla cuando se produzca su fusión, que se sellará definitivamente este viernes. Pablo González, director financiero de Unicaja Banco, ha subrayado hoy que la nueva entidad resultante deberá realizar un ajuste de capacidad que, probablemente, incluya reducir el número de empleados. La reestructuración se negociará, según fuentes sindicales, a partir de septiembre. Y el propio González ha asegurado que se sentarán a negociar con los sindicatos para buscar un acuerdo, aunque Liberbank ha anticipado la salida de 730 empleados, lo que permitirá ahorros anuales de 40 millones de euros. Tras la unión, la plantilla ascenderá a casi 10.000 trabajadores.

Más información

A dos días de que las entidades inscriban la escritura pública de fusión en el Registro Mercantil de Málaga, Unicaja Banco ha presentado el balance del primer semestre de 2021. Las cifras incluyen un beneficio neto de 70 millones de euros, un 15% más que en el mismo periodo de 2020, mejorando la rentabilidad de su negocio. Su margen básico ha crecido un 5,1% y el resultado básico hasta el 27,3%. Su ratio de solvencia ha ascendido hasta el 19,2% Además, durante los seis primeros meses del año la entidad continúa desarrollando medidas de eficiencia tanto para gastos generales como de personal, consiguiendo una reducción interanual de los gastos de explotación del 2,7%.

Unicaja ha asegurado en un comunicado que su situación le ha permitido afrontar “una etapa marcada por la incidencia de la crisis sanitaria” y que el punto en el que se encuentra es de “enorme fortaleza para abordar la esperada recuperación económica y la integración de Liberbank”. La entidad asturiana, por el contrario, perdió en el primer semestre 68 millones, cifra que contrasta con los 14 millones de ganancias entre enero y junio del pasado año. Lo ha hecho tras elevar sus provisiones hasta 247 millones de euros, de los que 204 llegaron en el segundo trimestre para arrojar un resultado neto negativo de 91 millones.

Durante las últimas semanas Unicaja Banco y Liberbank han seguido avanzando en su fusión. Primero con la autorización de la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) y posteriormente con la del Gobierno a través de una resolución del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital. Este lunes firmaron la escritura pública de fusión, que el viernes inscribirán en el Registro Mercantil de Málaga para culminar un proceso que se ha desarrollado a lo largo de los tres últimos años. Los accionistas de Liberbank recibirán 1 acción ordinaria de nueva emisión de Unicaja Banco por cada 2,7705 acciones, tal y como recoge el Proyecto Común de Fusión aprobado por las dos entidades. Las acciones de la entidad resultante empezarán a cotizar en las Bolsas de Valores el próximo lunes 2 de agosto.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción