El plan de Aena prevé 840 millones para “inversiones estratégicas” en Madrid, Alicante, Bilbao, Lanzarote, Girona y Mallorca

La ministra Raquel Sánchez reitera que el bloqueo de Barcelona-El Prat es “una oportunidad perdida” y garantiza potenciar Barajas como ‘hub’ con Latinoamérica y Asia

La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, este miércoles en la sede del ministerio durante la presentación del DORA 2.
La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, este miércoles en la sede del ministerio durante la presentación del DORA 2.J.J. Guillén (EFE)

Rozar los 300 millones de pasajeros en 2026. Ese es el escenario de futuro para la red de aeropuertos españoles, según recoge el Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA) que aprobó el martes el Consejo de Ministros, y del que desglosó más detalles este miércoles la responsable de Transportes y Movilidad, Raquel Sánchez. La hoja de ruta para el próximo quinquenio, bautizada como DORA 2, representa “la herramienta que vertebra la actividad regulada de Aena en materia de capacidad, calidad, inversión, eficiencia en los costes, así como el comportamiento de las tarifas durante los próximos cinco años”, valoró la ministra.

Con la pandemia aún provocando turbulencias, abundan las incertidumbres acerca de la actividad venidera que pueda registrar el campo de vuelo. Sobre esa base, el Gobierno dice haberse fijado como prioridad “la recuperación del tráfico y la gestión eficiente de la red aeroportuaria”. El plan 2022-2026 concreta actuaciones en todos los aeropuertos, pero identifica como “inversiones estratégicas” un conjunto de partidas que ascienden a 841,1 millones de euros reservadas para el Madrid-Barajas (402,9 millones), el de Palma de Mallorca (312,5 millones), el Miguel Hernández de Elche-Alicante (56,3 millones) y el César Manrique de Lanzarote (19,5 millones), además de los aeródromos de Bilbao (25,6 millones), Girona (24,3 millones). De estas, una parte son consideradas prioritarias.

Más información
09/09/21 En la imagen, un avion despega mientras otro aterriza simultaneamente en el aeropuerto.
La vicepresidenta segunda del gobierno espanol y ministra de trabajo y economia social, Yolanda Diaz y la Alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, han visitado esta manana el espacio natural y protegido de la Ricarda que se esta ubicado junto al aeropuerto, durante la visita han sido acompanandas por el alcalde del Prat Lluis Mijoler y el director del Centre de Recerca Ecologica i Aplicacions Forestals (CREAF), Joan Pino. Con el actual proyecto de ampliacion del aeropuerto la Ricarda queda en peligro. El Prat de Llobregat, 9 de setiembre de 2021 [ALBERT GARCIA]
El Gobierno y Aena aparcan la ampliación de El Prat “hasta dentro de cinco años”
Objetivo: preservar la creación de un gran ‘hub’ en Barajas

Durante su comparecencia, la ministra y la secretaria general de Transportes y Movilidad, María José Rallo, insistieron en defender la congelación hasta 2026 de las tasas aeroportuarias. Contener las tarifas que deben abonar las compañías a Aena forma parte de la estrategia para remontar el vuelo. La compañía semipública que preside Maurici Lucena había propuesto subirlas un 5%, un planteamiento que rechazaban rotundamente las aerolíneas, inmersas en procesos complejos de ajuste tras el batacazo que sufrieron sus cuentas en 2020. Estas perseguían, de hecho, un recorte tarifario que sirviera de palanca de ayuda para su reactivación. Dejar las tasas al 0% es “el menos malo de los escenarios posibles”, según Javier Gándara, el presidente de la Asociación de Líneas Aéreas (ALA). ”Sin duda, va a ayudar a la reactivación y renovación del sector”, defiende Raquel Sánchez.

Atendiendo a los cálculos de Eurocontrol, el ente europeo para la seguridad de la navegación aérea, se espera que se podrán recuperar los niveles de tráfico anteriores a la pandemia a finales de 2025. Según las mismas previsiones, en 2026 se tendrían que superar los 282 millones de pasajeros en la red española de aeropuertos. En 2019, último año previo a la pandemia, se contabilizaron 274 millones de viajeros. La ministra de Transportes esgrime que, con semejante marco, el DORA aprobado contempla unas “inversiones moderadas”. En total son 2.250 millones de euros para invertir en las infraestructuras y servicios que engloba el negocio regulado.

Una parte importante de esa inversión servirá de punto de partida de las actuaciones necesarias para ampliar el Aeropuerto de Madrid-Barajas. Son 404 millones de euros para la primera parte de las obras en la T4, que ascenderán a unos 1.600 millones en total, y que se materializarán a partir de 2027, con el siguiente DORA. El crecimiento de las instalaciones del Adolfo Suárez persigue potenciar su papel como hub intercontinental, que ya cuenta con un 30% pasajeros en tránsito. “Representa la puerta de entrada de Europa a Latinoamérica, con una cuota de mercado de casi el 26%”, detalló la ministra. La ampliación prevista no solo consolidará el hub, sino que permitirá expandirlo a las rutas de Asia-Pacífico. El desarrollo del aeropuerto “permitirá aumentar la contribución al PIB de la comunidad hasta el 12%, desde el 9,3% actual”, calcula Sánchez.

Otros aeropuertos

Más allá de las actuaciones previstas en las terminales de Madrid, el documento de regulación aeroportuaria señala como “inversiones estratégicas” las que se reservan para otras cinco instalaciones. En Alicante se preparan actuaciones en el campo de vuelo y en la plataforma, lo mismo que en Lanzarote. En Bilbao se programa la construcción de un nuevo bloque técnico y la remodelación del edificio terminal. En Palma de Mallorca también se contempla la remodelación del área terminal y, para el Girona-Costa Brava, se proyecta un paquete de actuaciones para el desarrollo aeroportuario. La ampliación del aeropuerto de Tenerife Sur queda planificada para después de 2027.

Por contra, la ministra confesó “tristeza” porque en el DORA 2 no se halla ningún rastro de la ampliación del aeropuerto de Barcelona-El Prat. “Hemos perdido una gran oportunidad de contribuir a un futuro para mejorar Cataluña y también para España”, lamentó. Los 120 millones de euros que había previstos en este DORA para la ampliación del Josep Tarradellas-El Prat serán “distribuidos en proyectos transversales no regionalizables para toda la red de aeropuertos”, según apunta el ministerio. Un dinero que será destinado, fundamentalmente, a promover sistemas de energías renovables y a mejorar los procesos de sostenibilidad e innovación.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS