El Gobierno rescata a Volotea con una ayuda de 200 millones

Se trata de la cuarta aerolínea que se acoge al fondo de la SEPI, que ya ha repartido más de 2.500 millones

Un avión de Volotea.
Un avión de Volotea.PHILIPPE HUGUEN (AFP)

El Gobierno sale al rescate de otra aerolínea. El Consejo de Ministros ha autorizado la concesión de una ayuda de 200 millones de euros a Volotea a través del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas que gestiona la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). La aerolínea de corto radio y de origen catalán creada en 2011 por los fundadores de Vueling se une así a otras compañías aéreas como Air Europa, Air Nostrum, Wamos Air y Plus Ultra, que han necesitado de los fondos públicos para evitar la quiebra a consecuencia de los efectos de la pandemia del coronavirus por las restricciones de movilidad provocadas por la pandemia.

Esta nueva operación se canalizará en su totalidad a través de un préstamo participativo, que se completará con un crédito participativo adicional por 10 millones aportado por los accionistas. La compañía cuenta con 1.600 empleados y antes de la pandemia se situaba como la quinta aerolínea nacional con mayor volumen de ingresos, solo por detrás de Iberia, Vueling, Air Europa y Air Nostrum.

Volotea ha centrado su estrategia en conectar de forma directa ciudades europeas de tamaño mediano y pequeño que anteriormente no contaban con otra alternativa de conexión directa sin escalas. En 2019, antes de que estallara la pandemia, logró unos ingresos de 441 millones y transportó a 7,6 millones de pasajeros. En 2020, cerró el ejercicio con unas pérdidas de 122 millones de euros, que redujo a la mitad el año pasado con la ayuda de un crédito de 150 millones otorgado por ocho bancos y avalado por el Instituto de Crédito Oficial.

Según el Ejecutivo, antes de aprobar la inyección temporal de fondos públicos, se ha llevado a cabo un “exhaustivo y riguroso” análisis de la situación económica y jurídica de la aerolínea, así como del impacto que ha tenido la pandemia en su negocio y el plan de viabilidad presentado para acceder al fondo. Además, también se han valorado las perspectivas de evolución y las garantías aportadas para asegurar la devolución del préstamo. Con el rescate de Volotea, el Gobierno ya ha aprobado un total de 23 operaciones a través de este fondo, dotado con 10.000 millones de euros, de los cuales se han repartido algo más de 2.500 millones, el 25% del total.

La aerolínea, que planeaba salir a Bolsa desde 2016, asegura que el acceso a este préstamo participativo reforzará, asimismo, a la aerolínea de cara al posible acuerdo de integración entre Iberia y Air Europa, en caso de que las autoridades de Competencia exijan un incremento de competencia en rutas solapadas, y le otorguen los slots (permisos de despegue y aterrizaje) y rutas sobrantes.

Propiedad de directivos y fondos

En el capital conviven desde 2018 el equipo directivo y cinco fondos de capital riesgo: los estadounidenses Elysium y HRS Management, y los españoles Meridia Capital (dirigido por Javier Faus), Rijn Capital (engloba inversiones del empresario Rafael del Pino) y Rocinante.

La aerolínea ha lanzado para este 2022 su mayor oferta histórica de plazas y rutas y espera transportar a entre 9 y 9,5 millones de pasajeros este año, aproximadamente un 32% más que el récord alcanzado en el 2019, cuando transportó 7,6 millones. Por rutas, Volotea operará este año 387 rutas, un 20% más que en el 2019, de las cuales la mitad son en exclusiva entre ciudades de tamaño medio, siguiendo su modelo de negocio.

En España, la aerolínea ofrecerá un total de 94 rutas, 10 de ellas abiertas a inicio de año y 47 exclusivas, con dos millones de asientos, un 50% más que antes de la pandemia. En lo que va de año, ha incrementado su plantilla un 9% respecto a 2021, hasta alcanzar los 1.600 empleos directos y cerca de 8.000 indirectos, y ha abierto una nueva base en Lille (Francia) y sumado seis nuevos aviones a su flota.

Condena en Francia

La noticia llega el mismo día en que se ha sabido que Volotea ha sido condenada en Nantes, al noroeste de Francia, por varios casos de superación del tiempo legal de trabajo, por lo que deberá pagar una multa de 247.500 euros. Los jueces rechazaron los argumentos de Volotea, que aseguraba desconocer que la reglamentación francesa era diferente a la europea, que permite un mayor tiempo de trabajo para los pilotos y el personal de vuelo.

EL PAÍS de la mañana

Despiértate con el análisis del día por Berna González Harbour
RECÍBELO

Sobre la firma

Ramón Muñoz

Es periodista de la sección de Economía, especializado en Telecomunicaciones y Transporte. Ha desarrollado su carrera en varios medios como Europa Press, El Mundo y ahora EL PAÍS. Es también autor del libro 'España, destino Tercer Mundo'.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS