José Manuel Entrecanales: “Estamos ante una catástrofe medioambiental sin precedentes”

La junta de accionistas de Acciona reparte un dividendo récord de 4,1 euros por acción, hasta los 224 millones

El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales.
El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales.

Aludiendo al conflicto en Ucrania y a la batalla entre democracias y autocracias iniciaba su discurso ante la junta de accionistas este jueves el presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales. “Nos jugamos mucho en esta guerra, no es solo una confrontación entre países, sino entre dos sistemas y dos escalas de valores”, ha asegurado, deseando que la invasión rusa no derive en una escalada nuclear. “A menudo en el Occidente democrático parecemos apáticos por nuestra conocida aversión al conflicto directo o por el posicionamiento ingenuo-pacifista de ciertos sectores políticos europeos, pero lo cierto es que se ha conseguido una cohesión y un compromiso unitario sin precedentes desde hace décadas”.

La compañía, que ha aprobado el dividendo récord de 4,1 euros por acción y ha dado entrada en el consejo a Maite Arango, vicepresidenta del grupo Vips, y Carlo Clavarino, presidente ejecutivo de Aon Risk para Europa, Oriente Medio y África, ingresó el año pasado 8.104 millones de euros, un 25% más que en 2020, y logró un beneficio de 332 millones (un 68% se dedicará a retribuir al accionista).

Pero lo que ocupó la mayor parte del discurso del ejecutivo fue un déjà vu o, como dijo Entrecanales, el “ya lo decía yo”. La llamada a la acción ante la urgencia climática que repite desde hace años en cada junta de accionistas. Habló de que la crisis es incomparablemente más grave que cualquier otra, recordando que uno de los próximos cuatro años se convertirá en el más cálido de la historia. Trajo a colación la cumbre de Río de 1992 que dio lugar a la entrada en vigor del protocolo de Kioto en 1997: “Desde aquel año las emisiones de gases efecto invernadero se han elevado un 57% hasta las 55 gigatoneladas anuales. Creo que estamos ante una catástrofe medioambiental sin precedentes y desgraciadamente no parece que estemos ni cerca de atajarla”. Paradójicamente, de 1992 data la instalación eólica más antigua de Acciona, situada en la sierra del Perdón de Navarra, que la semana pasada fue arrasada por un incendio. “Por fin ha quedado claro que la dependencia de los combustibles fósiles tiene consecuencias terribles”, dijo, entre las que enumeró las que afectan a la soberanía política europea.

“Es malo depender de las autocracias energéticas. Nuestro modelo energético no es viable. Hay que reforzar la generación renovable, apoyar sin fisuras el almacenamiento y nuevas tecnologías aunque al principio no sean rentables, y fomentar la eficiencia energética”. Para hacerlo considera imprescindible atraer inversión privada y la rebaja de impuestos. “La volatilidad regulatoria y la aplicación de gravámenes fiscales extraordinarios a las renovables de primera generación, que fuimos los pioneros, solo contribuye a elevar la inseguridad jurídica y desincentivar la inversión”, criticó, antes de detallar lo que, dijo, suma su contribución social: 10.025 millones entre los más de 5.000 de pagos a proveedores, 1.330 millones de contribuciones fiscales y 1.159 millones de sueldos. “Nuestra contribución fiscal supone cuatro veces el beneficio y seis veces el dividendo”.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

María Fernández

Redactora del diario EL PAÍS desde 2008. Ha trabajado en la delegación de Galicia, en Nacional y actualmente en la sección de Economía, dentro del suplemento NEGOCIOS. Ha sido durante cinco años profesora de narrativas digitales del Máster que imparte el periódico en colaboración con la UAM y tiene formación de posgrado en economía.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS