Cosecha de ingresos en las constructoras y concesionarias: facturan 6.000 millones más hasta septiembre

El resultado de explotación agregado de ACS, FCC, Ferrovial, OHLA y Sacyr crece en 585 millones

Nuevos carriles de peaje de la autopista SH-288 que construye ACS en Texas (EE UU).
Nuevos carriles de peaje de la autopista SH-288 que construye ACS en Texas (EE UU).

Las constructoras y concesionarias ACS, FCC, Ferrovial, Sacyr y OHLA ingresaron entre enero y septiembre 41.949 millones de euros, un 17% más (6.147 millones) según la recopilación extraída de las cuentas presentadas por las cinco compañías a la CNMV. En concreto, el grupo que preside Florentino Pérez elevó un 20% sus ingresos, 24.526 millones de euros, y es el responsable de más de la mitad de las ventas de las grandes multinacionales del sector con sede en España. El resultado de explotación agregado de estos grupos multinacionales caminó a la par, alcanzando los 3.718 millones, un 18% más que los 3.133 millones de 2021.

Las señales de ralentización de las principales economías del globo que anticipaban un fin de verano y otoño complicados no impactaron en la cuenta de resultados de ACS, que tuvo un particular buen tercer trimestre (ingresó casi un 30% más) por la evolución de los mercados estadounidense y australiano unido a la fortaleza del dólar. Por ingresos le siguieron FCC (con 5.542 millones, un 14% mayores a los de 2021) y Ferrovial (5.446, un 5,5% más). La multinacional presidida por Carlos Slim mejoró gracias al crecimiento de su división de Medio Ambiente (en la que se incluye la recogida y el tratamiento de basuras y limpieza de calles) y el área inmobiliaria. Por su parte, Ferrovial basó sus buenas cifras en la marcha del negocio de autopistas y, especialmente, la mayor contribución de las Managed Lanes estadounidenses. En estas vías se facilita que parte del tráfico acceda a carriles adicionales de pago y que los usuarios mantengan velocidades más elevadas incluso en picos de desplazamientos.

La cuarta en la lista fue Sacyr (Acciona no figura porque no presentó resultados intermedios). La empresa que preside Manuel Manrique facturó en los nueve primeros meses 4.092 millones, un salto del 24%, gracias en parte a su rama de concesiones. Sacyr tiene 68 activos en explotación y estos meses ha puesto en funcionamiento autopistas en Chile,-donde ha abierto la autopista Americo Vespucio Oriente tras una inversión de 1.000 millones-, Paraguay y Colombia.

La última en presentar resultados, este miércoles, fue OHLA. La compañía presidida por Luis Amodio escaló un 15% en ventas gracias a la mayor actividad constructora. El 71% de su negocio se generó fuera de España.

Cartera y tipo de cambio

Las multinacionales tuvieron algunos vientos de cola. Para empezar, se vieron favorecidas por los planes de impulso de infraestructuras lanzados en grandes economías del globo tras la pandemia especialmente en Estados Unidos, donde muchas de ellas obtienen buena parte de sus ingresos y beneficios. ACS reporta un 63% de su facturación y la mayoría de su cartera de proyectos en el continente americano gracias especialmente a la actividad de su filial estadounidense Turner. Como muestra está el reciente contrato para la construcción de una fábrica de baterías de coches eléctricos para Honda en el condado estadounidense de Fayette (Ohio) por 3.500 millones de dólares.

El idilio e Ferrovial con el mercado norteamericano se centra en sus rentables concesiones en EE UU y Canadá a las que en las últimas semanas ha sumado la autopista I-66 en el Estado de Virginia o la ampliación del metro de Toronto, valorado entre 9.600 y 10.200 millones de dólares canadienses (de 7.300 a 7.750 millones de euros), ganado a mediados de septiembre. Sacyr, sin embargo, tiene un 52% de su negocio en Europa y EEUU solo representa el 4%, aunque es muy significativa su presencia en Latinoamérica, donde genera cuatro de cada diez euros de ingresos. A FCC le pesa mucho más el mercado español, de donde obtiene el 54% de las ventas frente a un 7% de Estados Unidos. Europa representa un 45% del peso total para OHLA y Norteamérica un 36%, pero cada vez consigue más contratos al otro lado del Atlántico.

Más allá de la fotografía actual, las constructoras españolas han logrado dos hitos importantes en lo que va del 2022: incrementar su negocio de concesiones, que ofrece ingresos recurrentes y normalmente protegidos de las alzas de precios, y llevar a cifras récord la cartera de contratación de obras para el futuro. La hucha de proyectos y concesiones suma 113.107 millones de euros, cifra que equivale, por ejemplo, a un 8% del PIB español. En este total se incluyen los 62.000 millones de obras de ACS, en máximos históricos gracias al importante volumen de adjudicaciones que se anotó en los primeros meses del año y los 39.849 de FCC, que subió en 10.000 millones por el avance de la contratación de obras (un 52% más) y los proyectos de agua y medio ambiente.

La mayor actividad también tuvo reflejo en una mayor deuda. De forma agregada, asciende a 11.868 millones, siendo la de Sacyr la más elevada (7.608 millones, un 26% más desde diciembre del año pasado) y la de ACS, de 288 millones, la que menos. La mayoría del endeudamiento en Sacryr (6.919 millones) está dedicado a la financiación de proyectos.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Sobre la firma

María Fernández

Redactora del diario EL PAÍS desde 2008. Ha trabajado en la delegación de Galicia, en Nacional y actualmente en la sección de Economía, dentro del suplemento NEGOCIOS. Ha sido durante cinco años profesora de narrativas digitales del Máster que imparte el periódico en colaboración con la UAM y tiene formación de posgrado en economía.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS