Un atleta no oye una salida nula y sigue corriendo

El marroquí Adil Briami protagoniza unas insólitas imágenes durante una competición en su país

Salió tan concentrado que no escuchó el sonido con el que la salida quedaba anulada. El atleta marroquí Adil Briami protagonizó la anécdota del último encuentro de la Diamond League de atletismo en Rabat, la capital de su país. Mientras todos sus competidores iban parando, él seguía acelerando. Ni los gritos del público le hicieron detenerse hasta que, casi 200 metros después, se dio por fin cuenta de que estaba corriendo solo. En el registro de la competición, que recoge lo sucedido en la carrera válida, consta que Briami no la terminó. Pero no fue porque este sobreesfuerzo innecesario le pasara factura. En realidad el marroquí tomó parte en la prueba de 3.000 metros como liebre. Su objetivo era correr al máximo durante los 1.000 primeros metros para acelerar la carrera y ayudar a sus compatriotas. Logró su objetivo porque otro marroquí, Abdelaati Iguider, ganó la carrera y además lo hizo con la mejor marca mundial del año. Aunque esta vez, eso sí, Briami tuvo que correr unos metros de más.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50