Casado apoya el estado de alarma pero acusa al Gobierno de negligente

El líder del PP asegura que el Ejecutivo “va a remolque” en la gestión de la crisis del coronavirus

Pablo Casado, durante la rueda de prensa que ha ofrecido este jueves.Vídeo: Tarekmj (EFE) | EPV

El líder del PP compareció este viernes por tercera vez esta semana por la crisis del coronavirus. Pablo Casado intervino inmediatamente después de la declaración de Pedro Sánchez en la que comunicó su intención de decretar el estado de alarma. El presidente popular apoyó la medida, aunque a su juicio llega tarde. Y, como viene haciendo estos últimos días, denunció “descoordinación” y “titubeos”; acusó al Gobierno de “ir a remolque de los acontecimientos” y de haber cometido “graves negligencias” en la gestión de la crisis que mantiene en vilo y recluida a buena parte del país.

Casado convocó su intervención después de que Sánchez anunciara la suya, y compareció en la sede de Génova para decir que el PP apoya la declaración del estado de alarma —también su prórroga, si hiciera falta— y prometer “estar a la altura de las circunstancias” y “respaldar” al Gobierno en las medidas para contener la expansión del coronavirus. Pero a continuación, como ha hecho desde que estalló la crisis del coronavirus en España, el líder de la oposición criticó la gestión del Ejecutivo.

Casado dedicó buena parte de su intervención de este viernes a recordar sus comparecencias anteriores, en las que acusó al Gobierno de no reaccionar ante la epidemia. “Ya advertimos que las propuestas del Consejo de Ministros eran claramente insuficientes”, declaró, citando una comparecencia suya del jueves en la que acusó al presidente del Gobierno de “parapetarse en la ciencia” a la hora de tomar decisiones para no coger “el toro por los cuernos”.

“Ya dijimos”, prosiguió este viernes Casado, tras anunciar Sánchez el estado de alarma, “que era necesario un mando único y dar instrucciones claras para garantizar la coordinación efectiva en esta situación de emergencia. El Gobierno debía dejar de sugerir y pasar a liderar. El control de una pandemia no atiende a límites territoriales, administrativos o competenciales y por eso sin firmeza no podríamos ganar esta batalla”.

Como ya hizo el lunes, Casado volvió a denunciar “titubeos” y “descoordinación” en el Ejecutivo e insistió en la autorización de la manifestación por el Día de la Mujer del pasado domingo. “A lo largo de esta semana se han cometido por parte del Gobierno graves negligencias”, subrayó. El líder del PP llegó a sugerir, también, en su intervención, que no era el momento de criticar al Gobierno — “tiempo habrá de dilucidar responsabilidades”—, pero aseguró que el Ejecutivo “va a remolque de los acontecimientos” en una crisis que mantiene en vilo y recluida a buena parte de los ciudadanos.

“Es hora de pasar de ir por detrás de los acontecimientos a anticiparse a ellos. El presidente del Gobierno contará con los recursos de este gran país a su disposición y le pido que los use con determinación y con responsabilidad”, añadió.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

“Todo apunta a que la realidad ha desbordado las previsiones y afrontaremos momentos difíciles, pero somos una gran nación y superaremos esta crisis como siempre hemos conseguido nuestros grandes logros, con responsabilidad, sacrificio y solidaridad entre todos los españoles”, concluyó, tras lanzar mensajes de ánimo al personal sanitario y los cuerpos de seguridad del Estado.

Desde que estalló la crisis del coronavirus, Casado ha prometido ejercer una oposición leal y ha recordado que en 2014, durante el contagio del ébola, Pedro Sánchez atacó a Mariano Rajoy —criticó lo que llamó “lamentable espectáculo de desgobierno” por tardar una semana en comparecer—. Pero el líder del PP, a su vez, ha dedicado todas sus intervenciones y mensajes en redes sociales a criticar la gestión del Ejecutivo ante el coronavirus. Presentó ante los medios, sin haber hablado con el Gobierno, un “plan de choque” contra los efectos económicos de la epidemia que incluía resucitar la reforma laboral del PP. Y su portavoz en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, solicitó el jueves la “comparecencia urgente” de la administradora única de RTVE, Rosa María Mateo, por una entrevista con un enfermero vinculado a Podemos.

Otros dirigentes populares, como el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, han dedicado buena parte de sus mensajes en redes sociales y sus intervenciones públicas a tratar de concienciar a la sociedad para evitar contagiar a colectivos vulnerables.


Sobre la firma

Natalia Junquera

Reportera de la sección de España desde 2006. Los jueves publica una columna en Madrid, Kilómetro cero. Durante la semana comenta las redes sociales en Anatomía de Twitter y realiza entrevistas para la serie Conversaciones a la contra. Especialista en memoria histórica, ha escrito dos libros, Valientes y Vidas Robadas (Aguilar).

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS