Moreno no pactará con Vox el último presupuesto de la legislatura

El Gobierno andaluz trabaja ya con la idea de que el clima electoral impedirá un nuevo acuerdo

El presidente andaluz, Juan Manuel Moreno.
El presidente andaluz, Juan Manuel Moreno.María José López (Europa Press)

El acuerdo con Vox para los Presupuestos de la Junta de Andalucía para 2021 será el último que firme el presidente andaluz, Juan Manuel Moreno (PP). Así lo afirman de manera tajante fuentes próximas al dirigente popular que consideran que será “muy complicado” alcanzar pactos de calado como el presupuestario a las puertas de unas elecciones autonómicas. Las andaluzas aún están muy lejanas —tocan en diciembre de 2022—, pero, pese a que aún no se ha llegado al ecuador de la legislatura, los cálculos electorales en todos los grupos están ya muy presentes.

Lo primero que hace el PP, y especialmente el presidente de la Junta, cuando sale una encuesta andaluza es mirar si suma a su derecha (Vox) y a su izquierda (Cs) para revalidar otro mandato. Las encuestas oficiales y las propias por ahora le dicen que sí. Desde el entorno de Moreno subrayan que los sondeos le sitúan en el centro político.

La preocupación inicial cuando las derechas llegaron a la Junta era no provocar rechazo en una comunidad en la que sus ciudadanos se sitúan de manera mayoritaria en el centro izquierda, según recogen todos los estudios demoscópicos. Ese temor lo creen conjurado. De esta opinión incluso participan algunos dirigentes socialistas y de Adelante Andalucía que admiten que el perfil de Moreno como un presidente “moderado” ha calado.

El popular ha sacado, con algún que otro sobresalto y muchas horas de negociación, tres presupuestos en dos años: los de 2019, 2020 y ahora los de 2021. Este último superó ayer miércoles las dos enmiendas de devolución planteadas por PSOE y Adelante Andalucía, después de que cerraran la noche anterior un nuevo acuerdo con la ultraderecha de Vox que retiró su enmienda a la totalidad. Aún queda el trámite de enmiendas parciales, pero la cifra final de 40.188 millones de euros está ya cerrada.

Este acuerdo lo llevará en volandas hasta el final de la legislatura y garantiza la estabilidad del primer gobierno de derechas de Andalucía en 37 años hasta las elecciones autonómicas de 2022. Las fuentes consultadas estiman que el ruido electoral dificultará mucho una reedición de un acuerdo global con Vox y que Moreno “no necesita” más Presupuestos. Ya en la negociación última, los representantes del PP habían advertido a Vox de que dejaran atrás los “sellos ideológicos” de las cuentas, como dijo su portavoz, José Antonio Nieto. La intención del Gobierno es aparcar las diferencias que considera insalvables con el partido de Santiago Abascal (en la lucha contra la violencia de género, según destacan) y concentrar esfuerzos en los acuerdos.

Llegado el caso, el presidente andaluz prorrogará las cuentas de 2021 cuya cuantía final será mayor a la aprobada por el Parlamento. De manera intencionada, la Consejería de Hacienda no ha querido incorporar partidas de los fondos europeos de reconstrucción como sí han hecho otras comunidades. La explicación oficial es que incluir un dinero del que se desconoce su cuantía exacta es adulterar las cuentas. “Es más fácil sumar que restar”, dijo días atrás el consejero de Hacienda, Juan Bravo.

Por ahora no se aventura ninguna quiebra en la relación entre PP y Ciudadanos –—”hay una integración muy potente”, afirman fuentes del entorno de Moreno—, aunque en el partido que lidera Inés Arrimadas las voces críticas con el “bajo perfil” de Cs en el Gobierno no cejan.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS