ERC anuncia un “preacuerdo” con el Gobierno para apoyar los Presupuestos

Rufián destaca que con el pacto económico el Estado dejará de tener el control de los gastos de la Generalitat que ejerce desde 2015

El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, durante la rueda de prensa tras la Junta de Portavoces del Congreso, el pasado martes. En vídeo, Rufián anuncia un preacuerdo sobre los PGE con el Gobierno.

ERC también está por la labor de permitir que el Gobierno del PSOE y Unidas Podemos saque adelante su proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2021. El portavoz parlamentario de la formación republicana, Gabriel Rufián, ha anunciado este martes en el Congreso que ha alcanzado ya “un principio de acuerdo” con el Ejecutivo para dar su voto favorable a las Cuentas. Esa posición de partida debe ser ratificada este miércoles en Barcelona por la ejecutiva de ERC y entonces lo considerarán ya un acuerdo.

Entre las enmiendas pactadas con el Ejecutivo, Rufián ha destacado una que, según su criterio, devolverá la autonomía de gastos a la Generalitat de Cataluña. El Gobierno catalán considera cercenada su autonomía financiera desde que en 2015 el Gobierno central, presidido entonces por Mariano Rajoy aplicara una serie de controles a sus disposiciones de fondos, para evitar que se destinasen a fines independentistas. Estos controles fueron previos a la aplicación del artículo 155 de la Constitución con el que se intervino al ejecutivo autonómico catalán tras el proceso independentista de octubre de 2017.

Una delegación de ERC, encabezada en Madrid por Rufián, ha mantenido en los últimos días y hasta este mismo martes varias sesiones de trabajo con un equipo formado por la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y los máximos responsables parlamentarios del PSOE, con Adriana Lastra y Rafael Simancas. En esos encuentros los negociadores han cerrado un preacuerdo para enmendar en algunos puntos, sobre todo económicos, las cuentas del Estado para 2021. Rufián destacó que el objetivo de ERC en esa negociación era “ser útiles” más que demostrar su independentismo. El dirigente republicano ha querido ser cauto para no hablar de acuerdo definitivo a la espera de conocer la posición final este miércoles de la ejecutiva de su formación y, también, de cuadrar algunas mejoras no tan relevantes. Pero tampoco ha ocultado que las posiciones estaban muy cercanas.

Rufián ha resumido en cuatro logros las cesiones arrancadas en la negociación al Ejecutivo central. El primer punto es la ampliación de la moratoria del pago de los autónomos a la Seguridad Social hasta marzo de 2021, un trimestre más, y con el compromiso de alargarlo más tiempo. En Cataluña, recordó Rufián, el 98,9% de las empresas son pymes y autónomos. La segunda cesión consensuada es la creación de un comité bilateral para el estudio de una “reforma fiscal total, justa y progresiva”. Y ahí se incluye un grupo de trabajo sobre el impuesto más progresivo para las grandes fortunas y “acabar con el dumping fiscal de facto y con el paraíso fiscal montado por la derecha en la Comunidad de Madrid”, enfatizó el dirigente republicano. ERC reclama hace tiempo un mismo impuesto de patrimonio para toda España para acabar con las diferencias actuales entre territorios. La tercera reclamación pactada por ERC consiste en la liquidación de la deuda existente en las becas de Educación desde 2015 a 2020.

El punto negociado y cerrado que ERC valoró como “el más importante” fue el fin del control financiero por parte del Estado a la Generalitat de Cataluña. Lo que Rufián catalogó como “el fin del 155 financiero aplicado por el Gobierno de Mariano Rajoy y el ministro Cristóbal Montoro a Cataluña” y con el que entiende que “se acaba con la tutela y los abusos del Ministerio de Hacienda contra la economía catalana”. El Gobierno del PP aplicó entonces, antes de la intervención general prevista en el artículo 155 de la Constitución, una serie de revisiones y controles a los ingresos y sobre todo a los gastos aprobados por los departamentos de la Generalitat de Cataluña. El Ejecutivo actual ya levantó alguna de esas restricciones cuando llegó al poder hace dos años.

Sobre la firma

Javier Casqueiro

Es corresponsal político de EL PAÍS, donde lleva más de 30 años especializado en este tipo de información con distintas responsabilidades. Fue corresponsal diplomático, vivió en Washington y Rabat, se encargó del área Nacional en Cuatro y CNN+. Y en la prehistoria trabajó seis años en La Voz de Galicia. Colabora en tertulias de radio y televisión.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS