La Justicia confirma la condena a dos vecinos de Jaén que alentaron un linchamiento contra tres inmigrantes

Los hombres, pertrechados con armas blancas y tras llamar a “echar a los moros a palos”, agredieron a las tres víctimas en la noche de Halloween de 2018

Real Chancillería de Granada, sede del TSJA.
Real Chancillería de Granada, sede del TSJA.EUROPA PRESS-ARCHIVO

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha ratificado la condena a dos años y dos años y medio de prisión para dos vecinos de Jaén por agredir en 2018 a tres inmigrantes refugiados en una guardería abandonada, a los que achacaron haber robado a un anciano del barrio del Polígono del Valle de la ciudad. El alto tribunal andaluz, que ha absuelto a uno de los tres condenados en septiembre por la Audiencia de Jaén, condena a Juan Miguel V. G. y José Manuel G. C. por dos delitos de lesiones y por alentar una protesta ciudadana con el el propósito, según difundieron en redes sociales, de “echar a los moros” y hacerlo “a palos con ellos”.

Los hechos se remontan al 31 de octubre de 2018 cuando, aprovechando la celebración de la noche de Halloween, los condenados instigaron una protesta ciudadana contra los inmigrantes para, según ellos, vengar el robo que había sufrido un vecino de edad avanzada del barrio. En el mensaje difundido los condenados indicaban que era “imprescindible llevar capucha, guantes, armas blancas y una buena garrotica”. Uno de ellos incluso admitió durante el juicio que portaba una catana, aunque dijo que lo hacía para “intimidar”.

Inicialmente, la Policía Nacional señaló que habían sido 15 personas quienes participaron en la algarada, aunque solo seis fueron identificados y se sentaron en el banquillo de los acusados el pasado septiembre; al final, fueron tres las condenadas. Ahora, el fallo del TSJA, que puede recurrirse en casación ante el Tribunal Supremo, absuelve a uno de ellos por no encontrar hechos probatorios.

Como consecuencia de la agresión, los tres inmigrantes recibieron múltiples contusiones por todo el cuerpo y traumatismos craneoencefálicos, y a uno de ellos se le amputó una falange de un dedo de la mano izquierda. Entiende el TSJA que los dos condenados “realizaron los hechos objeto de acusación sin margen de duda razonable”. Y del vecino que ha resultado absuelto, los jueces indican que fue la Policía quien lo implicó en los hechos, pero que, según señalan, “las manifestaciones están muy lejos de reunir la fiabilidad y consistencia necesarias para sustentar por sí solas un pronunciamiento de condena”.

La sentencia de la Audiencia de Jaén condenó a los dos vecinos por un delito de lesiones; uno de ellos deberá cumplir seis meses más de cárcel por un agravante de reincidencia. Además, se obliga a cada uno al pago de 300 euros en multas por dos delitos leves de lesiones. En cuanto a la responsabilidad civil, la Audiencia les impuso una indemnización de 3.000 euros para el joven que resultó herido de mayor gravedad, mientras que para las dos otras víctimas las fijadas por el tribunal son de 750 y 360 euros.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS