Una contrata millonaria de Murcia bajo investigación

El macrocontrato de parques y jardines está detrás de la moción de censura contra el PP en la capital de la región

El alcalde de Murcia, José Ballesta, al fondo y a la izquierda, y el presidente regional Fernando López Miras, a la derecha, en una reunión del PP celebrada el año pasado en la capital murciana.
El alcalde de Murcia, José Ballesta, al fondo y a la izquierda, y el presidente regional Fernando López Miras, a la derecha, en una reunión del PP celebrada el año pasado en la capital murciana.JUANCHI LOPEZ (Europa Press)

Murcia afronta en un intervalo de pocos días dos mociones de censura, pactadas por el PSOE y Ciudadanos. Fracasada la que pretendía desalojar de la presidencia regional a Fernando López Miras, del PP, sigue en pie la presentada en el Ayuntamiento de la capital murciana, que, de prosperar, sacará de la alcaldía al popular José Ballesta y pondrá fin a 26 años de gobiernos del PP. Detrás de la moción están las sospechas del PSOE de irregularidades en la macrocontrata de parques y jardines de la ciudad, la segunda de mayor presupuesto del Ayuntamiento. Este grupo denunció el año pasado en la Fiscalía una posible malversación de fondos públicos y otra supuesta financiación ilegal del PP, ligadas a la contrata.

Los socialistas en el Ayuntamiento de Murcia creen que el contrato de mantenimiento de los parques y jardines, en vigor desde 2019 y con un presupuesto de 60 millones de euros, se hizo a medida de las empresas ganadoras. El concurso se convocó en octubre de 2018, dividido en siete lotes —aunque los dos primeros eran los de mayor cuantía—, y se dio de plazo solo un mes para presentar las ofertas. “Fue tan escandaloso el poco tiempo que dieron que tuvieron que alargarlo otro mes”, precisa el grupo municipal.

Los pliegos mezclaban mantenimiento y obras. “Pasamos de gastarnos ocho millones de euros al año, a catorce”, resumen fuentes socialistas. Además, la oferta económica solo puntuaba 15 de los 100 puntos frente a los 44 de valoración subjetiva. La empresa ganadora de los lotes mayores —la unión temporal de STV Gestión y Actúa, del grupo La Generala— fue la segunda más cara de las ocho ofertas presentadas.

El pliego incluía una lista de obras que decide el gobierno local, dejaba otras al criterio de la adjudicataria, y pedía 39 vídeos render, recreaciones virtuales con el resultado final de cada una de las obras. Una petición cara, según los socialistas, pues suponía para las empresas candidatas un gasto superior a los 80.000 euros. La unión de STV y Actúa fue la única que acudió al concurso público con todos los vídeos. “Ello nos hace pensar que llevaba un trabajo adelantado que el resto no tenía”, señalan fuentes socialistas.

Y un último requisito del contrato, sobre el que el PSOE alertó a la Fiscalía. Además de las obras, la oferta ganadora debía instalar en los seis meses siguientes a la entrada en vigor del contrato —agosto de 2019 para los dos lotes de más facturación— 100 pérgolas, 3.000 bancos, 10.000 metros cuadrados de hiedra y plantar 15.000 árboles. Era una de las cláusulas esenciales del contrato. Los socialistas pidieron las certificaciones de las obras a la concejalía que dirige José Guillén Parra, hombre de confianza del alcalde, y al final solo recibieron un documento, sin fecha ni firma, donde aparecía la lista de obras. Dos de ellas, los jardines de La Fama y de La Seda, aparecían como acabados. Así que los socialistas acudieron a los dos y vieron que faltaban, según sus cálculos, un 30% de los elementos exigidos por el contrato. Con esta documentación, instaron en octubre del año pasado a la Fiscalía a que comprobara si había malversación de fondos públicos. La oposición lo considera una falta grave, incluso motivo para rescindir el contrato, pero el Gobierno local solo les ha abierto un expediente sancionador de 132.000 euros. “Una burla”, dicen los socialistas.

No es la única visita del PSOE a la Fiscalía. La oposición encuentra similitudes entre algunos de los fotogramas de los vídeos render presentados al concurso de parques y jardines por la firma que luego ganó, con los de un vídeo promocional de José Ballesta para la campaña electoral de 2019, donde el concejal responsable de los jardines era su jefe de campaña. Y denuncia al ministerio público una presunta financiación ilegal, pues no les consta que el PP acreditase con facturas ese vídeo. Además, añaden fuentes socialistas, si el pliego del contrato millonario se publicó el 5 de octubre de 2018, la fecha de creación de los vídeos debería ser posterior. Pero un informe técnico de parte, elaborado por una empresa de informática y depositado en la Fiscalía, recoge que algunos pudieron crearse antes.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Más información
El vicealcalde de Murcia asegura sufrir acoso tras denunciar corrupción en sus socios de gobierno
Más información
Los encontronazos entre Ciudadanos y PP vaticinaban la ruptura traumática en Murcia

Fuentes del Gobierno municipal recuerdan que el primer teniente de alcalde, Mario Gómez, de Cs, precursor de la moción de censura, fue el que firmó ese contrato y justifican que se encareciera porque se incluyen seis lotes más, con un 36% más de superficie a mantener. Del incumplimiento de plazos para la colocación de árboles, bancos y pérgolas, estas mismas fuentes subrayan que han propuesto una sanción, la más grande hasta ahora del Ayuntamiento, y añaden que no hay ninguna causa abierta ni imputados en relación con las denuncias del PSOE.

El PP asegura que no ha utilizado ningún vídeo de las propuestas presentadas en el contrato de parques y jardines, y los únicos dos empleados en su última campaña electoral fueron contratados y pagados por la formación política y las facturas presentadas al Tribunal de Cuentas.

Sobre la firma

Cristina Vázquez

Periodista del diario EL PAÍS en la Comunitat Valenciana. Se ha ocupado a lo largo de su carrera profesional de la cobertura de información económica, política y local y el grueso de su trayectoria está ligada a EL PAÍS. Antes trabajó en la Agencia Efe y ha colaborado con otros medios de comunicación como RNE o la televisión valenciana À Punt.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS