La Policía Nacional detiene al patrón de una patera en la que fallecieron 14 personas

La embarcación, en la que viajaban 47 inmigrantes, estuvo a la deriva al menos dos semanas en el mar hasta que fue rescatada por un carguero

Llegada del carguero 'Ever Grace' el pasado 11 de agosto al puerto de Las Palmas de Gran Canaria con los 30 supervivientes de la patera que rescató a la deriva.
Llegada del carguero 'Ever Grace' el pasado 11 de agosto al puerto de Las Palmas de Gran Canaria con los 30 supervivientes de la patera que rescató a la deriva.Ángel Medina G. (EFE)

La Policía Nacional ha detenido este jueves en Las Palmas de Gran Canaria a un hombre de nacionalidad marroquí de 43 años como presunto autor de un delito de favorecimiento de la inmigración ilegal y homicidio imprudente. El arrestado, que estaba alojado en el Centro de Atención Temporal para Extranjeros de Gran Canaria, ha sido identificado como uno de los patrones de una patera rescatada el 11 de agosto en la que perdieron la vida 14 inmigrantes, según fuentes policiales. En la embarcación viajaban 47 personas y estuvo a la deriva al menos dos semanas, hasta que los rescató el carguero Ever Grace. Un total de 14 inmigrantes perdieron la vida durante la travesía, cuatro de ellos en el momento del rescate debido a las condiciones meteorológicas. Según fuentes policiales, el otro patrón de la embarcación falleció durante la travesía.

El recorrido de la patera se inició a finales del mes de julio cuando 47 personas de origen subsahariano y magrebí embarcaron desde Dajla (Sáhara Occidental) con destino a Canarias. Antes del viaje, los inmigrantes pasaron hasta tres noches a la intemperie en el desierto, con escasa provisión de agua y alimentos. Según el relato policial, desde que salió la patera, dos hombres se hicieron cargo del manejo del timón y de los dos dispositivos de posicionamiento GPS con los que contaban. Se relevaban en estas tareas para descansar. Al tercer día de navegación se acabó la gasolina y quedaron a la deriva en alta mar. Además, uno de los dos dispositivos GPS falló, por lo que no tenían seguridad sobre su posición real.

El mismo día que quedaron a la deriva también se acabó el agua y los víveres por lo que la mayoría de inmigrantes comenzó a beber agua del mar. Días después comenzaron a fallecer algunos de los ocupantes de la patera y terminaron lanzando sus cuerpos al agua. Después de 10 días a la deriva, fueron divisados por el buque mercante Ever Grace, que se ocupó de rescatar y dar una primera asistencia a los supervivientes. Durante el auxilio, y debido a las condiciones meteorológicas, cuatro inmigrantes cayeron al agua sin que pudieran ayudarles. El grupo de investigación ha podido identificar a varios de los fallecidos y ha notificado su fallecimiento a sus familias en Marruecos.

Según fuentes policiales, el patrón había tratado de camuflarse entre los inmigrantes y fue, finalmente, reconocido y delatado por los ocupantes de la patera en el Centro de Atención Temporal. Además, estas mismas fuentes destacan que no es habitual que magrebíes y subsaharianos compartan espacio en estas embarcaciones, ya que suelen trasladarse por separado. La principal hipótesis que manejan es que la organización retrasara la partida por la Fiesta del Cordero ―que se inicia el 20 de julio y dura tres días―, y por eso terminaron mezclando a los migrantes.

En otra investigación distinta, han sido detenidos otros dos hombres, de 51 y 59 años, por un presunto delito de favorecimiento de la inmigración ilegal. Los agentes han constatado que se trata de los presuntos encargados de patronear una embarcación rescatada por los servicios de salvamento marítimo el pasado día 6 de agosto. En ella viajaban cinco inmigrantes y además transportaban entre 25 y 30 fardos de hachís. La barca, tipo zodiac, habría permanecido en el mar unos siete días con sus ocupantes hasta que finalmente fueron rescatados.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS