Del veranillo de san Miguel al cordonazo de san Francisco: el tiempo de otoño llega este domingo

Un frente frío asociado a una borrasca situada en las islas Británicas dejará en España lluvias, vientos intensos y un notable descenso de las temperaturas

Vista de Toledo bajo el cielo nublado de otoño, el pasado día 24.
Vista de Toledo bajo el cielo nublado de otoño, el pasado día 24.Ismael Herrero (EFE)

Este fin de semana el buen tiempo quedará atrás, ya que los meteorólogos apuntan que se producirá un contundente cordonazo de san Francisco, como popularmente se conoce al fenómeno que suele poner fin al veranillo de san Miguel. Cuenta la leyenda que cuando el Diablo acosaba al santo, este apartaba los malos pensamientos fustigando el aire con el cordón que llevaba atado a la cintura, lo que provocaba lluvias, rayos y truenos. Es frecuente que esta tempestad, que se debe en realidad a que en esta época del año la atmósfera es muy dinámica, ponga fin a los días secos y con temperaturas cálidas que son habituales en la recta final de septiembre. Este año también lo hará, fiel a su cita como un autobús británico, con el acercamiento a España desde el norte de una potente borrasca.

“El veranillo tendrá continuidad los dos primeros días de octubre, este viernes y el sábado, de nuevo con ambiente estable en general, pero el domingo una borrasca se profundizará con rapidez en el entorno de las islas Británicas y provocará un temporal de viento allí, en el norte de Francia y en los países escandinavos”, explica Rubén Del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Un frente frío asociado a esa borrasca dejará en España “lluvias, vientos intensos y un notable descenso de las temperaturas” del domingo al lunes, día en el que se celebra san Francisco. ¿Quiere esto decir que llegará ya definitivamente el otoño? No. “A partir del martes, regresará el tiempo estable y seco”, puntualiza Del Campo, “con temperaturas en ascenso en todo el país”.

Así, el sábado “no será un día con grandes cambios”. Se espera que continúen las precipitaciones en Galicia, que se irán intensificando a lo largo del día y que pueden alcanzar a Castilla y León y a Asturias. También habrá chubascos tormentosos en Cataluña, norte de la Comunidad Valenciana y Baleares, mientras que en el resto del país aumentará la nubosidad, sin que se espere que se traduzca en lluvia. Los vientos se irán embraveciendo, con rachas de más de 70 y 80 kilómetros por hora en el Cantábrico y Pirineos. “Estos vientos, del sur, harán que suban las temperaturas, especialmente en la cornisa cantábrica, a donde que llegan muy recalentados tras atravesar toda la Península”, detalla el meteorólogo. En Santander o Bilbao pueden llegar a superarse los 27 u 28 grados.

El domingo llegará el cambio radical del tiempo, sobre todo en la mitad norte del país, a causa del frente frío, que irá regando la Península de oeste a este. “Los chubascos, ocasionalmente tormentosos, pueden ser fuertes y persistentes en Galicia, comunidades cantábricas, alto Ebro y Pirineos”, pronostica el portavoz de Aemet. Los chubascos serán más débiles cuando más al sureste y “es probable que no lleguen al sur ni a Baleares”.

Lo que sí será generalizado será el acusado descenso térmico, sobre todo en la mitad norte y zona centro, donde los termómetros marcarán entre seis y ocho grados menos que el día anterior. Esta bajada de las temperaturas dejará las primeras nieves del otoño-invierno en las cumbres de las montañas de la mitad norte. Por contra, las temperaturas subirán en el este, con más de 32 grados en el interior de las provincias mediterráneas. Los vientos soplarán con rachas fuertes en zonas costeras y de montaña del norte y con rachas muy fuertes en Galicia y en la cordillera cantábrica.

El frente terminará de cruzar la Península el lunes, con lluvias en Cataluña, norte de la Comunidad Valenciana y Baleares. “Continuarán las lluvias en el Cantábrico y Pirineos, con nieve a partir de los 2.000 metros, mientras que en el resto del país los cielos estarán poco nubosos”, avanza Del Campo. En cuando a las temperaturas, bajarán en el tercio oriental peninsular, pero empezarán a recuperarse en el resto.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

“A partir del martes, se estabilizará la atmósfera y predominará el tiempo estable, con temperaturas más altas y cielos poco nubosos, salvo en el extremo norte, donde podría caer alguna llovizna”, concluye Del Campo, para apuntar que en Canarias soplarán vientos alisios intensos, que dispersarán los gases del volcán hacia el océano. Los cielos estarán poco nubosos el fin de semana y hará calor el sábado, con hasta 34 grados, pero el domingo las temperaturas ya serán más propias de la época en las islas.

Sobre la firma

Victoria Torres Benayas

Redactora de la sección de Madrid, también cubre la información meteorológica. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, cursó el máster Relaciones Internacionales y los países del Sur en la UCM. En EL PAÍS desde el año 2000, donde ha pasado por portada web, última hora y redes, además de ser profesora de su escuela entre 2007 y 2014.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS