Las palabras de Otegi sobre la liberación de los presos de ETA suscitan duras críticas de la oposición

El líder ‘abertzale’ ha señalado que apoyará los Presupuestos Generales del Estado si con ello salen de la cárcel dos centenares de miembros de la banda terrorista. Grande-Marlaska ha negado que las declaraciones tengan contrapartida política

Arnaldo Otegi en un coloquio en Eibar (Gipuzkoa) este lunes.

Las palabras del coordinador general de EH-Bildu, Arnaldo Otegi, que ha asegurado que su formación está dispuesta a apoyar los Presupuestos Generales del Estado del Gobierno que preside Pedro Sánchez para que los 200 presos de ETA que siguen en prisión salgan en libertad han suscitado toda suerte de críticas en el PSOE y los partidos de la oposición. “Tenemos a 200 dentro. Y esos 200 tienen que salir de la cárcel. Si para eso hay que votar los Presupuestos, pues los votaremos. Así de alto y claro os lo decimos”, expresaba el lunes desde Eibar (Gipuzkoa) el líder abertzale ante un grupo de militantes, apenas unas horas después de que en San Sebastián transmitiera que sentía “enormemente” el sufrimiento de las víctimas de ETA y de señalar que “eso nunca debió ocurrir”.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska ha rechazado en Vitoria que las declaraciones del coordinador de EH Bildu, Arnaldo Otegi, vayan a tener una contrapartida política en forma de gesto con los presos de la banda. En la puerta del Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo, Marlaska ha subrayado que a la organización terrorista ETA la venció el Estado y ha repetido en varias ocasiones que un Estado de derecho y una sociedad “firme y seria” como la española basada en los valores democráticos “solo tiene un principio, la aplicación de la ley. Eso es lo que dignifica al Estado y le hace fuerte y eso es lo que conllevó la derrota de ETA. En un Estado de derecho no hay contraprestaciones que vulneren la ley”, ha dicho. La intervención del ministro ante los medios se ha producido después de un homenaje a las víctimas del terrorismo en el que ha proclamado que es un “deber” de la sociedad fijar una memoria basada en las víctimas de la banda. “Es una cuestión de Estado preservar una memoria basada en las víctimas”. En el homenaje han asistido Dori Monasterio y Alberto Muñagorri, ambas víctimas de la banda, informa Pedro Gorospe.

Las nuevas declaraciones de Otegi han suscitado duras críticas en el Congreso, en especial por parte del PP y Vox. El líder de los populares, Pablo Casado, ha culpado al presidente del Gobierno de mentir: “Sánchez prometió no pactar nunca con Bildu, pero engañó a todos. No se puede blanquear a quien justifica 850 asesinatos ni acercar a 100 terroristas”. El presidente de Vox, Santiago Abascal, afirmó que las Cuentas para el que el Ejecutivo precisa de apoyos parlamentarios además de los del PSOE y Unidas Podemos son los de la banda terrorista: “Otegi se ha caracterizado en estos últimos años por decir la verdad. Por decir a todos los españoles que ETA está en la dirección del Estado. Vamos a tener que votar en este Congreso los Presupuestos de ETA”.

También en la Cámara baja, la presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha exigido en declaraciones a los medios al presidente del Gobierno que termine toda relación con Bildu. “Si Sánchez no rompe ahora mismo el pacto de legislatura y de presupuestos con Otegi estará dándole la razón”, ha advertido sobre las palabras del que considera “portavoz de los presos etarras”. “Estará confirmando ese plan y eso es indigno hasta para Sánchez”, ha censurado la líder de Cs.

En otra línea, el portavoz de ERC en la Cámara baja, Gabriel Rufián, ha tildado de “desafortunadas” las palabras del coordinador de EH Bildu. “Cuando se habla de concesiones para que un preso este próximo, es cumplir con la ley penitenciaria. Los Presupuestos tienen que servir para crear el bienestar, y en ese contexto son declaraciones desafortunadas”, ha considerado el diputado republicano catalán.

Fuera del Hemiciclo, el presidente del PNV, Andoni OrTuzar, se ha referido a las palabras de Otegi como la “cara b” de la declaración en la que lamentaba el dolor de las víctimas. Quien fue presidente del Partido Socialista de Euskadi, Jesús Eguiguren, ha rebajado la importancia de las palabras del coordinador de EH Bildu, a las que ha calificado de “brindis al sol”, pues entiende Eguiguren que no son necesarios los votos de la izquierda abertzale para aprobar las Cuentas. La actual secretaria general del PSE, Idoia Mendia, ha criticado abiertamente a Otegi: “No me sorprende que hable de presos”, ha dicho, “porque tanto él como su entorno político, alentó a mucha gente a ser terrorista y arrastra esa responsabilidad”.

Las declaraciones de Otegi han suscitado también la crítica del expresidente de Gobierno Felipe González, que las ha considerado “inaceptables”, al tiempo que han considerado que el abertzale no pidió perdón este lunes y que ahora “cambia presos por Presupuestos”. Otro expresidente, Mariano Rajoy, ha eludido pronunciarse explícitamente al respecto: “No me gusta hacer comentarios porque sirven para poco; lo que me importan son los hechos”, ha dicho, si bien ha expresado que le disgusta que el Gobierno “se apoye“ en Bildu, como “soporte político”.

Otro socialista, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha apuntado que sería “inmoral” plantear que un apoyo a las cuentas pueda canjearse por una liberación de presos. “Quien hace un planteamiento tan inmoral está explicando por qué no tuvo ningún problema en convivir con la violencia”.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS