EH Bildu impide con su silencio una declaración institucional contra ETA en el Parlamento vasco

Otegi niega ahora que vaya a exigir la liberación de los presos etarras a cambio de apoyar los Presupuestos

El lehendakari, Íñigo Urkullu, en primer plano, y la portavoz de EH Bildu, Maddalen Iriarte (la primera a la derecha), en un pleno del pasado jueves.
El lehendakari, Íñigo Urkullu, en primer plano, y la portavoz de EH Bildu, Maddalen Iriarte (la primera a la derecha), en un pleno del pasado jueves.L. RICO

Una de cal y otra de arena. Eso es lo que han pensado en el Parlamento vasco este jueves algunos diputados del PNV y del PSE-EE cuando la izquierda abertzale ha vuelto a guardar silencio ante un pronunciamiento que condena la actividad criminal de ETA. Si el lunes Otegi dijo a las víctimas, en el décimo aniversario del fin de ETA: “Sentimos enormemente su sufrimiento. Eso nunca debió ocurrir”, este jueves su grupo parlamentario se ha negado a respaldar una declaración institucional de condena a la “sinrazón y la injusticia que supuso la actividad terrorista de ETA”. Al no haber unanimidad, la propuesta de declaración institucional —que primero presentó el PP+Ciudadanos y después los grupos del Gobierno, PNV y PSE-EE, y apoyaron todos los demás― ha decaído.

El Parlamento vasco, por acuerdo de la Mesa y oída la Junta de Portavoces, sí va a mantener encendido el pebetero que simboliza el dolor por los asesinatos de ETA y la empatía con las víctimas. La llama permanecerá encendida todo el día junto a la escultura Brújula de medianoche, a la entrada de la Cámara. El parlamento de Vitoria se suma así a los actos del décimo aniversario del final de ETA que se celebró este miércoles 20 de octubre.

Fuentes de la coalición abertzale han justificado su silencio argumentando que con él no se mostraban “ni a favor ni en contra del texto que estaba sobre la mesa”. En opinión de EH Bildu, el objetivo del PP no era “la declaración, ni el acuerdo, ni tender puentes, sino más confrontación, más trincheras y más utilización partidista del tema”. “Seguimos sin posicionarnos sobre el texto”, han remarcado las mismas fuentes, que también han recordado que con Vox no firman “nada de nada”.

No es la primera vez que EH Bildu se desmarca de una declaración institucional de condena a ETA y a sus cinco décadas de asesinatos, secuestros y extorsión. Y tampoco es la única institución en la que ha sucedido: nunca ha dado su apoyo en ayuntamientos y diputaciones, ni antes del final de ETA ni a lo largo de estos 10 años de paz. Pero, en esta ocasión, la proximidad de la resolución a la declaración leída por Otegi el lunes en la que lamentaba el dolor de las víctimas que generó ETA, que fue apreciada por el PSOE y Podemos como un paso adelante, le proporcionaba un significado adicional. La propuesta de declaración institucional del Parlamento vasco, que sí suscriben PNV, PSE-EE, Elkarrekin Podemos-IU, PP+Cs y Vox, expresa la firme “condena de la sinrazón y la injusticia que supuso la actividad terrorista de ETA durante más de cuatro décadas” y denuncia la “ilegitimidad de la violencia para conseguir fines políticos”.

También se traslada el apoyo y acompañamiento a todas las víctimas que sufrieron “esta barbarie”. “Decimos alto y claro que este dolor nunca debió suceder. ETA dejó un daño irreparable en toda la sociedad vasca”, añade el texto, que aboga por que la “memoria y el honor de las víctimas no queden relegados por una mirada al futuro que olvide el pasado”.

Además, se recuerda que el nuevo tiempo “exige asumir responsabilidades y reconocer el daño causado”, se afirma que hay que construir la convivencia desde la verdad, la memoria y la justicia y que hay que trabajar por promover una reflexión plural en la que quede nítidamente expresado que ningún argumento, teoría del conflicto, ni bandos enfrentados, ni la denuncia de vulneraciones de signo diferente, puede ser invocado para “minimizar, justificar o legitimar la violencia de ETA”. “Concluido el ciclo de la violencia pondremos todos nuestros esfuerzos en construir la convivencia sobre un pilar: el respeto a la dignidad humana y a los derechos humanos de todas las personas”, concluye el texto, que no ha salido adelante por la falta de unanimidad.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Otegi recula en su exigencia de liberar a los presos de ETA

El coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi, matizó este miércoles por la noche sus propias declaraciones del lunes, en las que había sugerido que exigiría al Gobierno la excarcelación de los presos de ETA a cambio de apoyar los Presupuestos Generales del Estado. Era una forma de hablar, alegó Otegi, ante el aluvión de críticas que cosecharon sus palabras y la indignación que produjeron en el Gobierno de PSOE-Unidas Podemos. "Tenemos a 200 [presos] dentro. Y esos 200 tienen que salir de la cárcel. Si para eso hay que votar los Presupuestos, pues los votaremos", había dicho el líder abertzale el lunes en un acto con militantes. El miércoles, en una entrevista en Radio Euskadi, consideró "fuera de lugar" la polémica y sostuvo que había dicho eso como una manera de expresar que Bildu está dispuesto a hacer lo que sea por el colectivo de presos, pero sin ponerlo como condición al Ejecutivo.

"Me vas a tener que soltar a los 200 presos o no te apruebo los Presupuestos. ¿Alguien cree de verdad que esto es así?", resumió Otegi en Radio Euskadi para ridiculizar la interpretación que se había hecho de sus palabras al sacarlas, según él, "de contexto". El dirigente abertzale señaló que poner esa condición para apoyar los Presupuestos supondría prácticamente hacer política, y subrayó que EH Bildu va a seguir haciendo política en el Congreso de los Diputados.

Además del PP, Ciudadanos y Vox, el partido más crítico con las declaraciones de Otegi del lunes fue el PNV, que cuestionó la sinceridad de la izquierda abertzale. "Es la cara B" de EH Bildu, dijo el presidente del PNV, Andoni Ortuzar, en alusión a la cara A que había supuesto, unas horas, la declaración solemne del propio Otegi reconociendo el daño causado a las víctimas de ETA. "Con EH Bildu siempre nos pasa lo mismo: no sabemos si son sinceros", remarcó Ortuzar. Otegi lamentó en la entrevista de este miércoles esa reacción del PNV: "La mayoría del país se ha mostrado contenta [con sus palabras sobre las víctimas], porque entienden que sirve para tender puentes, pero hay un sector político que está enfadado", dijo. Y añadió: "Se trata de hacer ruido, de embarrar el campo y de desgastar a EH Bildu. Están enfadados y no soportan que las cosas cambien y que el cambio llegue de la mano de la izquierda independentista".

Sobre la firma

Pedro Gorospe

Corresponsal en el País Vasco cubre la actualidad política, social y económica. Licenciado en Ciencias de la Información por la UPV-EHU, perteneció a las redacciones de la nueva Gaceta del Norte, Deia, Gaur Express y como productor la televisión pública vasca EITB antes de llegar a EL PAÍS. Es autor del libro El inconformismo de Koldo Saratxaga.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS