El PSOE federal enturbia la negociación de los presupuestos andaluces de Juan Espadas

El alcalde de Sevilla considera que el despido de 8.000 sanitarios por la Junta “dificulta” el acuerdo y el secretario de Política Municipal de la Ejecutiva impone como condición para apoyar las Cuentas que se mantengan todos los contratos

El presidente de la Junta, Juan Manuel Moreno (izquierda), junto al alcalde de Sevilla y secretario general del PSOE-A, Juan Espadas.
El presidente de la Junta, Juan Manuel Moreno (izquierda), junto al alcalde de Sevilla y secretario general del PSOE-A, Juan Espadas.Eduardo Briones (Europa Press)

Las negociaciones entre el PSOE de Andalucía y la Junta sobre los presupuestos autonómicos han estado a punto de quebrarse este viernes y no por desavenencias entre ambas partes, sino por las diferencias evidenciadas en el seno de la formación socialista a cuenta de las líneas rojas para frenar el diálogo. Mientras el secretario general, Juan Espadas, fiel a su línea moderada y contemporizadora, reconocía el jueves por la noche que la decisión del Gobierno regional de prescindir de 8.000 de los 20.000 profesionales sanitarios contratados durante la pandemia “no es una noticia que mínimamente nos dé la confianza en esa negociación”, este viernes, el secretario de Política Municipal de la Ejecutiva Federal, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, establecía como “condición sine qua non” para llegar a un acuerdo la ausencia de cualquier despido en la sanidad pública andaluza.

La Sanidad es uno de los puntos esenciales sobre los que pivotó la primera reunión de trabajo entre los equipos negociadores de la Consejería de Hacienda y el PSOE el pasado martes. Aunque no se llegó a ningún avance, los socialistas presentaron un plan de choque para la atención primaria. Al hilo de esa propuesta, Espadas incidía este jueves en una entrevista en Hora 25: “No solo no nos contestan a eso, sino que a cambio ponen a 8.000 sanitarios en la calle. Me parece que los que están rompiendo la posibilidad de acuerdo son ellos”. Esta mañana, la portavoz parlamentaria de los socialistas andaluces, Ángeles Férriz, ahondaba en esa línea, reconociendo en Canal Sur que los despidos “no facilitan el acuerdo”.

Sus declaraciones quedan lejos del aviso lanzado por Gómez de Celis durante una intervención en la Feria del Libro de Sevilla. “Hay una condición sine qua non para poder llegar a cualquier tipo de gran acuerdo en Andalucía, que es proteger la sanidad pública”, ha advertido el vicepresidente primero del Congreso. “No vamos a estar los socialistas apoyando ningún tipo de presupuestos si va a haber un solo despido”, ha insistido.

Las palabras de Gómez de Celis han suscitado sorpresa y preocupación en el entorno de Espadas. “Suena a ruptura y él no está en eso. Se ha extralimitado”, han señalado fuentes socialistas que remitieron a una rectificación del secretario general de Política Municipal que no se ha producido. Fuentes cercanas al vicepresidente primero del Congreso sostienen que sus declaraciones van en la misma línea que las del alcalde de Sevilla.

El secretario general de los socialistas andaluces reivindicó hace solo 15 días su legitimidad y autonomía para marcar un nuevo rumbo en la estrategia de su partido que pasaba por tender la mano a la Junta justo cuando hay que encauzar la recuperación económica. Esa es la filosofía que subyace tras la negociación para una abstención en los presupuestos regionales y es la que reivindicó anoche de nuevo. Hasta ahora solo se habían manifestado en contra de esa línea de actuación Luis Ángel Hierro, uno de sus contrincantes en las primarias a la candidatura a la Junta, y voces aisladas del viejo PSOE desde el anonimato.

Comunidades de distinto signo político como la Comunidad Valenciana, Extremadura, Aragón o Galicia también han decidido prescindir de parte del personal sanitario contratado durante la pandemia. “La Junta contrató a 20.000 profesionales en un momento excepcional con unos fondos excepcionales que llegaron del Estado para cumplir con la lucha contra la pandemia. Ahora ese momento excepcional ha pasado y los fondos excepcionales han desaparecido”, ha señalado el presidente andaluz, Juan Manuel Moreno, esta mañana. “La Junta ha rescatado a 12.000 profesionales. Si el PSOE quiere mantener a los 20.000, lo tiene muy sencillo, que mañana le pidan al señor [Pedro] Sánchez que nos traslade de nuevo esos fondos y yo mañana mismo renuevo los contratos de los 20.000″, ha asegurado Moreno.

Verónica Pérez facilita el camino en Sevilla

La disparidad de criterios en el PSOE andaluz sobre el avance en las negociaciones de los presupuestos se produce a dos semanas del Congreso Regional que se celebrará en Torremolinos (Málaga), el 6 y el 7 de noviembre, en el que su secretario general, Juan Espadas, deberá tejer nexos de unión entre la mayoría de las agrupaciones provinciales, que acuden al cónclave muy divididas. La de Sevilla, antiguo bastión del susanismo, donde la pugna por el poder se preveía muy dura, podría acabar siendo de las más pacíficas después de que su actual secretaria de organización, Verónica Pérez, haya anunciado este viernes que no optará a la reelección. Pérez era la 'mano derecha' de Susana Díaz y el ajustado resultado obtenido por el secretario general en las primarias en esa provincia hacía presagiar que la dirigente socialista podría plantar cara a una candidatura alternativa avalada por Espadas. Tras su renuncia, el alcalde de Mairena del Aljarafe, Antonio Conde, y el de La Rinconada, Javier Fernández, se postulan como sus sucesores.


Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS