ERC y PNV mantienen en vilo al Gobierno ante el cierre del plazo para enmendar los Presupuestos

Los republicanos convocan a su ejecutiva para tomar una decisión tres horas antes de que acabe el tiempo

Los portavoces parlamentarios de ERC, Gabriel Rufián (izquierda), y del PNV, Aitor Esteban, el pasado agosto en el Congreso. Foto: EMILIO NARANJO (EFE | Vídeo: EPV

El Gobierno estará en vilo hasta el último minuto para saber si os Presupuestos Generales del Estado tienen el campo expedito en el Congreso. ERC y PNV mantienen la amenaza de presentar enmiendas para pedir la devolución del proyecto, horas antes de que termine el plazo para presentarlas, a las dos de la tarde de este viernes. Esquerra ha convocado a su ejecutiva a las once de la mañana para tomar una decisión y su portavoz parlamentario, Gabriel Rufián, comparecerá a la una en el Congreso para informar del acuerdo. La postura del PNV también sigue en el aire. Su presidente, Andoni Ortuzar, ha manifestado en la misma mañana de este viernes: “A esta hora no hay acuerdo y por lo tanto todos los escenarios están abiertos, incluido el de la enmienda a la totalidad. Esperemos no tener que presentarla, aún quedan unas horas y a eso nos vamos a dedicar”.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, volvió a apelar este jueves en Trujillo (Cáceres) a la responsabilidad de los partidos para facilitar una “recuperación [económica] justa”. Pero ERC y PNV aprietan al máximo en sus demandas más particulares. Los republicanos exigen que la futura ley del audiovisual ceda una cuota mínima para el catalán en plataformas televisivas como Netflix, mientras que el PNV martillea con que se cumplan las transferencias pendientes al País Vasco. Ambas formaciones dejaron claro que tienen sus enmiendas a la totalidad listas y redactadas, a la espera del resultado de los últimos contactos con el Ejecutivo.

Los negociadores de ERC y del PNV mantuvieron charlas e intercambios de papeles durante todo el jueves, y siguen sin aclarar su posición con el plazo a punto de consumirse: a las dos de la tarde de este viernes es la hora límite para registrar en el Congreso enmiendas a la totalidad. Ya lo hicieron, sin demasiadas sorpresas, los tres partidos del centro y la derecha, PP, Vox y Ciudadanos, con similares argumentos: no se creen nada los números y previsiones optimistas del Ejecutivo y denuncian que el proyecto está entregado a las exigencias nacionalistas y populistas. También lo hizo Junts, que entiende, como ERC, que fijar cuotas para los idiomas cooficiales en las plataformas audiovisuales debería ser una línea irrenunciable. El partido de Carles Puigdemont insta a los republicanos a sumarse a su bando y mover al Gobierno con nuevas negociaciones.

ERC lleva advirtiendo semanas de que el Ejecutivo no está tomando nota de sus demandas. Los republicanos han explicado a sus interlocutores que no se trata solo de proteger el catalán, sino de todo un sector que en Cataluña genera 6.702 millones de euros y 26.651 empleos. El proyecto de ley del audiovisual está impulsado por la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, muy reacia a las demandas nacionalistas porque teme que puedan poner en peligro las inversiones en España de las grandes plataformas. Fuentes de ERC solo constataron “pequeños avances” al respecto, informa Camilo S. Baquero.

El PNV reprocha al Ejecutivo que no haya cumplido 25 compromisos pactados el año pasado para aprobar los vigentes Presupuestos. Eso aumenta su desconfianza ante nuevas promesas, como la transferencia de la gestión del Ingreso Mínimo Vital, acordada en mayo del año pasado.

EH Bildu, cuyos cinco diputados pueden ser decisivos, descarta, sin embargo, presentar enmienda a la totalidad, según ha confirmado este viernes su portavoz, Mertxe Aizpurua, en declaraciones a Euskadi Irratia. Eso no significa que la izquierda abertzale garantice su apoyo a los Presupuestos cuando llegue la votación final, ya que para ello espera más negociaciones con el Gobierno. De momento, según Aizpurua, las conversaciones “van por buen camino”. EH Bildu insiste en reclamar medidas para avanzar en “derechos sociales y económicos”. La situación de los presos etarras queda al margen, asegura la formación.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Del resto de grupos de menor tamaño, solo la CUP, con dos diputados, ha anunciado que también votará por devolver las cuentas al Ejecutivo. “No podemos apoyar a un Gobierno que niega sistemáticamente el derecho de autodeterminación”, declaró su parlamentaria Mireia Vehí. Otras formaciones como Más País o el BNG se inclinan por permitir el trámite de los Presupuestos, aunque también quieren negociar posteriormente contrapartidas para su apoyo final.


Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS