Feijóo rectifica tras sugerir que la violencia vicaria no es violencia machista

Tras negar públicamente este tipo de maltrato, secundando el ideario del partido de extrema derecha, el presidente gallego recula en Twitter y matiza su posición

Feijóo, en la rueda de prensa posterior al Consello de la Xunta, este jueves.Foto: DAVID CABEZÓN | Vídeo: Europa Press
Santiago de Compostela - 17 mar 2022 - 16:19

Alberto Núñez Feijóo, presidente de Galicia y único aspirante a la presidencia del PP, negó este miércoles que la violencia vicaria (una de las formas más crueles de maltrato machista, ejercida contra los menores para causar un daño insoportable a la madre) forme parte de la violencia machista. Lo hizo en la rueda de prensa posterior al Consejo de la Xunta, apenas un año después de que el Parlamento de Galicia aprobase por unanimidad la incorporación de esas víctimas a la ley gallega de prevención de violencia de género. Horas después rectificó en su cuenta de Twitter, en la que aseguró que sí existe la violencia vicaria, pero también la intrafamiliar. “Que nadie dude de que lucharemos contra todas las violencias y que no daremos ni un paso atrás en la lucha contra la violencia machista”, puntualizó.

El presidente gallego había asumido públicamente el postulado de Vox respecto al maltrato machista en su comparecencia ante los medios de comunicación. Lo hizo poniendo como ejemplo un trágico caso que fue determinante para que el Parlamento de Galicia incluyese la violencia vicaria en la ley gallega de prevención del maltrato contra las mujeres, según indican fuentes próximas al presidente de la Xunta: “Hace un tiempo”, dijo en la declaración inicial y sin especificar el caso concreto, “sufrimos un asesinato producido por un padre que, por un problema con su pareja, asesinó a sus dos hijas”. “Eso no es violencia machista, eso es violencia intrafamiliar”, añadió. Un ejemplo con el que el líder gallego parecía restar importancia a las palabras del consejero andaluz de Salud, Jesús Aguirre, quien había asegurado que “es más demostrativo de la realidad de la sociedad” la locución “violencia intrafamiliar” —la que defiende la ultraderecha— que “violencia machista” para referirse a un tipo de agresión “que enfoca hombre, mujer, hacia los mayores, hacia niños, de mujer hacia el hombre…”.

El viraje del presidente gallego hacia Vox en su política de lucha contra las agresiones machistas comenzó a producirse tras postularse para presidir el PP nacional cuando, para que su partido pudiese gobernar en Castilla y León con el apoyo del grupo ultraderechista, aceptó la condición de introducir de una ley con el término de “violencia intrafamiliar”.

En sus primeras declaraciones de este jueves, Núñez Feijóo se remontó a sus estudios de Derecho, que cursó cuatro décadas atrás, para justificar su nueva propuesta. Así, manifestó que el parricidio ya estaba tipificado y “entonces no se hablaba de violencia machista o intrafamiliar”. Sus palabras fueron calificadas de “preocupantes” por la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez, quien tildó de “indecente” utilizarlas “por razones electorales”. “Si un padre mata a sus hijos para hacer daño a la madre, es violencia machista”, expresó. “Negarlo es negarles a las madres lo único que repara ese infierno: la verdad. Es preocupante plantearlo, pero que Alberto Núñez Feijóo lo diga por razones electorales, es indecente”, señaló.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Posteriormente el dirigente popular rectificó matizando su postura. Lo hizo en su cuenta de Twitter. “Galicia sabe lo que es que un padre asesine a sus hijos para dañar a la madre y no estaba considerado violencia de género. Por eso Galicia cambió la ley para reconocer la violencia vicaria como violencia machista”, escribió. Y añadió: “También existe la violencia intrafamiliar, como cuando un padre mata a un hijo que está pegando a su madre o una madre comete un parricidio”.

El presidente gallego quiso dejar claro también su propósito de luchar “contra todas las violencias” y de no dar “ni un paso atrás en la lucha contra la violencia machista”.

Un relevo “sereno y previsible”

Alberto Núñez Feijóo anunció ante los periodistas que dejará la Xunta “unas semanas después” de ser elegido nuevo presidente del PP —tras concurrir como único candidato en el congreso extraordinario de su partido, los próximos 1 y 2 de abril en Sevilla—. El presidente gallego aseguró que su relevo al frente de la comunidad autónoma será “medido, pausado, sereno y previsible”.

En un acto de la campaña interna este jueves en Oviedo, Feijóo fue interrumpido durante un minuto por un asistente que reivindicó al presidente saliente del PP, Pablo Casado: “La actitud que está teniendo ahora mismo viniendo aquí a dar este discurso es lo peor después de todo lo que ha hecho Pablo Casado por este partido”, le dijo el espontáneo, que fue despedido con gritos de “¡fuera, fuera!”.

Después, el futuro presidente de los populares ha telefoneado al asistente, un joven con quien ha compartido impresiones, según ha contado Feijóo en su cuenta de Twitter: “Creo en un PP sin miedos a opinar. Juntos haremos un PP más fuerte”.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS