Los insultos del PP a la ministra Montero refuerzan a la mayoría progresista ante los Presupuestos

Un portavoz popular en el pleno sobre la ley más importante del curso llama “inútil” a la responsable del Ministerio de Igualdad

El diputado del PP Víctor Valentín Píriz, este lunes en el pleno del Congreso.Foto: ISABEL INFANTES (EUROPA PRESS) | Vídeo: Canal Parlamento

Una sesión anodina, de carril, preparatoria y de calentamiento en la primera jornada de los cuatro días en los que se discutirán los Presupuestos Generales del Estado para 2023, que serán aprobados el jueves holgadamente, la trastocó bruscamente este lunes el diputado del PP encargado de argumentar la oposición frontal de ese partido a la en teoría ley más relevante de cada ejercicio. Víctor Valentín Píriz, economista y diputado del PP por Badajoz, descalificó las cuentas como “malas de solemnidad” y concluyó: “Son los Presupuestos para mantener a la inútil y soberbia de la ministra de Igualdad para que su socio no se eche atrás”. El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, se levantó y pidió de inmediato una rectificación. No la logró. Píriz se reafirmó. Esos insultos y “la cacería” de ataques contra Irene Montero desde la derecha, que denunciaron el Gobierno y sus aliados de la legislatura, le sirvieron a ese bloque progresista para reforzarse ante el pleno determinante para la aprobación final de los Presupuestos.

Estos días previos a la votación definitiva, el jueves, del proyecto de Presupuestos sirve para ir enseñando argumentos, perfilando el debate por capítulos, pasar examen parlamentario a los ministros y observar el estado de ánimo del Gobierno, la coalición, la oposición y la discusión política del Parlamento. Píriz tenía siete minutos para desarrollar sus críticas generales a ese proyecto y algunas ideas alternativas del PP de Alberto Núñez Feijóo a las cuentas públicas. En el primer apartado, Píriz no se contuvo ni guardó una embestida.

El primer portavoz del PP que habló en este debate recordó las 2.400 enmiendas registradas por su formación a los Presupuestos y lamentó que “el rodillo del veto del Gobierno” las hubiera tumbado todas. Resumió sus críticas a las cuentas en que eran “malas de solemnidad” y “las de la ignominia” porque no se negocian en el Parlamento, sino con Bildu, “y a cambio de presos y de la ley de Memoria Histórica” y explicó que los considera “una huida hacia adelante de Sánchez para su campaña electoral con el dinero de todos”. El parlamentario popular incidió en la acusación de que son una “cesión y concesión a los que quieren romper España” con los cambios que se pretenden en el Código Penal para los delitos de sedición y malversación “para contentar a los socios independentistas”. Y fue ahí, al final, cuando incluyó que “son los Presupuestos para mantener a la inútil” de la ministra Montero.

El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, se levantó y solicitó a la presidencia de la Cámara que el diputado popular rectificase. Y lo hizo tras precisar que no formaba parte ni de Unidas Podemos ni de la coalición gobernante, pero que no se sumaría a ninguna “cacería”. La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, le dio a Píriz la opción de recular, pero este la rechazó y se ratificó en que esa ministra y ese Ministerio “no son útiles”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El comportamiento de Píriz provocó una intervención vehemente de un diputado de UP, Pedro Antonio Honrubia, que tildó sus ataques de “violencia política machista” y aprovechó para hacer una defensa de la ministra y, sobre todo, de las políticas de igualdad, de las mujeres y de los logros fomentados desde ese departamento. Y remachó enfatizando hacia el parlamentario del PP: “¿Qué es lo que está diciendo? ¿Que no es útil que se aprueben leyes en favor de los derechos de las mujeres? Eso es machismo y es misoginia, que lo sepa”. Los diputados de UP se pusieron en pie para aplaudir.

Los insultos de Píriz, sin embargo, fueron arropados por aplausos de la exigua bancada del PP, en la que no estaba su portavoz, Cuca Gamarra, pero sí la mayor parte de su dirección, y por algunas alocuciones en línea muy dura de otros diputados de ese grupo. La popular Llanos de Luna reprochó al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que no pudiera “cesar a una ministra cuya conducta irresponsable y frívola ha provocado una alerta social”. Y el diputado popular gallego Jaime de Olano retomó el ataque contra el Ministerio de Igualdad y Montero con la tesis de que “los únicos que la defienden son los abogados defensores de violadores y pederastas”.

La diputada de UP Lucía Muñoz no se arredró en su réplica a Olano: “Su nivel de inmundicia moral es miserable y está superando cualquier límite. Da asco y vergüenza porque están dispuestos a todo con tal de derribar a la ministra de Igualdad”.

El primer día del debate sirvió para atisbar que el Gobierno podrá salvar los Presupuestos, el jueves, con el apoyo ya avanzado de los diputados del PNV y Coalición Canaria (a cambio de enmiendas y partidas para inversiones en sus territorios) y, más que probablemente, con los de ERC, EH Bildu, el PDeCAT, Más País, Compromís y con la abstención del BNG. En el caso de ERC, Joan Margall anticipó este lunes que aunque la negociación no está aún cerrada, su voluntad es de llegar a un buen acuerdo porque “no hacerlo sería abrir la puerta a una mayoría alternativa nociva para Cataluña y su gente”.

Yolanda Díaz defiende a Irene Montero de los ataques

EUROPA PRESS

La vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, ha afirmado que los ataques recibidos por la ministra de Igualdad, Irene Montero, a raíz de la polémica sobre la Ley del 'solo sí es sí' es "condenable" y ha enfatizado, respecto al tuit del exlíder de Podemos Pablo Iglesias, el pasado día 18, que tildaba de "miserable" a los compañeros que no la defendían, que "nunca insulta a nadie en política". Así lo ha trasladado a los medios de comunicación este lunes, dejando claro que esta normativa es "muy importante" y desde el Gobierno la "van a seguir defendiendo". Respecto a las críticas que se están vertiendo sobre la titular de Igualdad, Díaz ha subrayado que "sobran actuaciones políticas" que son "intolerables" y que se hagan además con "virulencia", como es el caso de Montero o cualquier otro, como también ha pasado en su caso. "Convertir un debate sobre una ley en estos comportamientos es condenable", ha remachado. Cuestionada sobre si se sintió aludida por el mensaje en redes de Iglesias, que tildó de "cobarde", "miserable" y un planteamiento político "estúpido" ponerse de "perfil" cuando Montero estaba siendo "machacada", la vicepresidenta ha señalado de forma lacónica a los periodistas: "Yo nunca insulto a nadie, ya me conocen y aquí lo dejo".

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS