El PP andaluz coloca a la consejera de Igualdad de Ciudadanos en el Consejo Audiovisual

Los populares recuperan a los principales referentes del partido de Arrimadas en cargos institucionales

La exconsejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruíz, durante luna conferencia en febrero de 2022.
La exconsejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruíz, durante luna conferencia en febrero de 2022.Joaquin Corchero (Europa Press)

La desaparición de Ciudadanos del Parlamento de Andalucía, tras las elecciones del 19 de junio, no ha supuesto el ocaso político de sus principales referentes en Andalucía. El Gobierno que preside Juan Manuel Moreno está recuperando a dirigentes del partido de Inés Arrimadas en cargos institucionales de la Junta, aunque aún queda por saber el destino que tendrá el que fuera vicepresidente y líder de Cs en la comunidad en la pasada legislatura, Juan Marín.

El último rescate ha sido el de la exconsejera de Igualdad, Rocío Ruiz, propuesta por el PP para el Consejo Audiovisual de Andalucía. Ruiz, que es profesora, fue la diana preferida de Vox en el anterior mandato cuando PP y Ciudadanos formaron gobierno de coalición con el apoyo externo de la ultra derecha. Aunque desde los bancos de la izquierda le reprocharon a veces su tibieza, Ruiz fue la cara feminista del primer Ejecutivo de centro derecha, sin imposturas, tras casi 37 años de gobiernos socialistas.

Moreno propuso a los consejeros de Ciudadanos incorporarse a las listas del PP para las elecciones andaluzas del 19 de junio pasado. La oferta no prosperó, pero ahora está de hecho absorbiendo a un partido que fue su principal quebradero de cabeza en las autonómicas de 2018. El PP obtuvo en esa convocatoria 26 escaños, sólo cinco escaños más que CS (21). La armoniosa convivencia política en la coalición fue uno de los hechos más destacados de la legislatura pasada, a diferencia de las experiencias fallidas en otros ejecutivos autonómicos (Murcia, Comunidad de Madrid y Castilla y León).

Rocío Ruiz fue cabeza de lista de Ciudadanos por Cádiz porque así lo quiso la principal dirigente de la formación, Inés Arrimadas. No obtuvo escaño, como el resto de sus compañeros. El pasado 4 de julio se dio de baja de Cs. La exconsejera mantuvo serias discrepancias con el vicepresidente andaluz y coordinador de Cs, Juan Marín, quien quiso destituirla del cargo, pero la operación no tuvo el visto bueno de Moreno, a quien Ruiz pidió auxilio en no pocas ocasiones frente al marcaje estrecho al que, según ella, le sometía su jefe de filas.

El presidente de la Junta ha ido colocando a dirigentes de Cs desde que ganó con mayoría absoluta. En su Gobierno mantiene al frente de la Consejería de Empleo a Rocío Blanco, una independiente propuesta por Ciudadanos en la pasada legislatura, aunque muchos en el PP siempre la han situado más cercana a sus siglas. También ha buscado sitio para los dos ex portavoces parlamentarios de Cs: Sergio Romero, que también mantuvo serias diferencias con Marín, es director del Instituto Andaluz de la Juventud en Cádiz; mientras que Teresa Pardo ocupa la delegación de Justicia, Administración Local y Función Pública en la provincia de Málaga. Ambos se dieron de baja en el partido en verano. Estos nombres son los más conocidos, pero no los únicos procedentes de Cs que han salido publicados en el ‘Boletín Oficial de la Junta de Andalucía’ (BOJA), el instrumento más eficaz para apaciguar las casi siempre agitadas aguas en los partidos. Aún queda por saber la plaza que ocupará Juan Marín en el organigrama de la Junta, algo que dan por hecho en el PP. También el exconsejero de Economía de Cs Rogelio Velasco está en proceso de repesca.

El rescate de la exconsejera de Igualdad ha venido dado por la renovación de dos órganos de extracción parlamentaria, el Consejo Audiovisual y el Consejo de Administración de la RTVA, ambos dominados por el PP con mayoría absoluta. Cada uno de ellos consta de nueve miembros: cinco designados por los populares, tres por el PSOE y uno por Vox.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El PP ha propuesto para la presidencia del Consejo Audiovisual al periodista Domi del Postigo, mantiene a los periodistas Mateo Rísquez y Pilar Jimeno e incorpora a Rocío Ruiz y al exdirector de Abc de Sevilla, Álvaro Ybarra Pacheco. Para el Consejo de Administración de RTVA, el PP propone la continuidad al frente de la presidencia del periodista Rafael Porras. Mariví Romero, Elena Segura, Curro Rodríguez y Andrés Muriel completan la nómina del PP en este órgano.

Los socialistas han cambiado a todos sus representantes. Los anteriores fueron elegidos por la anterior dirección del PSOE de Susana Díaz. Juan Espadas ha colocado a la exsecretaria general del PSOE de Sevilla, Verónica Pérez, y una de las personas de más confianza de Díaz en el consejo de RTVA. Pérez propició el cambio en la agrupación más numerosas del PSOE de Sevilla, de la que Espadas fue su presidente. Los periodistas Miguel Ángel Vázquez y Eva Suárez, hasta hora en el departamento de Comunicación del PSOE, también se sentarán en el consejo de RTVA.

Para el Audiovisual, el PSOE ha propuesto a la periodista Isabel Pedrote, a la ex decana de la facultad de Comunicación de Sevilla Mar Ramírez y a la ex vicepresidenta del Parlamento y ex secretaria general del PSOE de Granda, Teresa Jiménez.

Vox ha propuesto a los periodistas Álvaro Zancajo e Ignacio González para RTVA y el Audiovisual, respectivamente. Zancajo, jefe de prensa de Macarena Olona en las pasadas elecciones, fue director de informativos de Canal Sur. Fue destituido a los nueve meses de ser nombrado.

En este reparto de sillones no figura ninguna propuesta de Por Andalucía, la coalición de IU, Podemos, Más País y tres partidos más, ya que el resto de partidos se han negado a ampliar el número de miembros.

El sueldo de los consejeros del Audiovisual asciende a 64.638,16 euros, 68.150,30, en el caso del presidente. Los del consejo de administración oscilan entre los 60.000 y 80.000.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS