Vall d’Hebron detecta una posible complicación asociada a Covid-19 en embarazos

Los investigadores observan dos casos de fetos con edema en la piel mientras las madres estuvieron contagiadas

Personal médico realiza una prueba diagnóstica a una mujer embarazada.
Personal médico realiza una prueba diagnóstica a una mujer embarazada.Olmo Calvo

Un equipo de investigadores del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona ha identificado una posible complicación en embarazos asociada a la Covid-19. El estudio, publicado este martes, describe dos casos de fetos con edema en la piel en el segundo trimestre del embarazo mientras sus madres estaban contagiadas con la enfermedad, un síntoma que remitió cuando las madres dejaron de estar infectadas. El equipo responsable del estudio afirma que se trata de un indicio para identificar una posible complicación, aunque admite que hace falta estudiar más casos parecidos y hacer un seguimiento de las personas gestantes que tienen este coronavirus.

“Es un hallazgo muy poco específico, pero es interesante porque puede señala un camino para estudiar el impacto de la Covid-19 en personas gestantes”, explica la doctora Carlota Rodó, responsable de la investigación publicada en la revista Obstetrics & Gynecology, y en la que han participado las Unidades de Medicina Materna y Fetal y de Cuidados Intensivos Pediátricos y los Servicios de Microbiología y de Enfermedades Infecciosas del hospital.

Por ahora, se desconoce cuál es el impacto real que puede tener la infección de las madres por Covid-19 en el desarrollo del feto. Este equipo investigador estudió a 31 mujeres contagiadas que estaban embarazadas. De ellas, en dos casos (el 6,5% del total) se observó el edema en la piel del feto. En uno de los dos casos la mujer sufría una neumonía por Covid-19, y el edema de piel en el feto se observó en la semana 23 de gestación. En el otro caso, una mujer diagnosticada con Covid-19 leve, el edema apareció en la semana 21 de gestación. En las dos ocasiones no se registraron más complicaciones.

“No podemos afirmar categóricamente que este edema sea secundario del coronavirus ni que el feto esté contagiado, pero es indicativo que cuando las mujeres superaron el virus y dieron negativo en la prueba PCR, el edema en el feto remitió”, señala Rodó. “Ahora sería interesante que otros grupos de investigación hiciesen esta observación, o que encontrasen el virus en el líquido amniótico, cosa que nosotros no hemos podido hacer”, dice sobre el alcance de esta investigación.

La doctora recuerda que el edema de piel en un feto no es una complicación importante, y que “normalmente se da un mensaje tranquilizador a la gestante” si este hallazgo no va acompañado de otras complicaciones o anomalías. “El hecho de encontrarnos con estos dos edemas de piel nos obliga a partir de ahora a fijarnos más en el momento de hacer las ecografías, tenemos que llevar a cabo un examen más preciso”, señala. Por este motivo, Rodó cree conveniente hacer un seguimiento acurado de la evolución de la infección por Covid-19 en las personas gestantes, y considera que este indicio es una primera aproximación al impacto que puede tener el virus en embarazadas.

Sobre la firma

Josep Catà Figuls

Es redactor de Economía en EL PAÍS. Cubre información sobre empresas, relaciones laborales y desigualdades. Ha desarrollado su carrera en la redacción de Barcelona. Licenciado en Filología por la Universidad de Barcelona y Máster de Periodismo UAM - El País.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción