Muere Josep Pla-Narbona, pionero del diseño gráfico español

Creó cabeceras de diarios como ‘Tel/eXpres’, carteles para Barcelona92 y portadas de libros para Espriu y Cela, además de la publicidad de productos como Biodramina y Dolmen

El diseñador Pla-Narbona.
El diseñador Pla-Narbona.

En 2013 el diseñador gráfico Josep Pla-Narbona donó al Museo del Diseño de Barcelona, ciudad donde había nacido en 1928, gran parte de la obra gráfica que había realizado entre 1947 y 2009: más de 200 carteles, impresos publicitarios, ilustración editorial e imagen corporativa que este referente del grafismo catalán del siglo XX había creado durante seis décadas de trabajo. Entre las donaciones estaban la cabecera para el diario Tele/eXpres, uno de los carteles de las Olimpiadas Barcelona 92, las portadas de libros de escritores como Salvador Espriu, Camilo José Cela, Jorge Salinas y Dámaso Alonso. También el logotipo de ferias como Sonimag, publicidad para Nescafé y La Lechera y gran número de creaciones para la industria farmacéutica, sobre todo de la marca Uriach, para la que trabajó 40 años de forma ininterrumpida, creando la marca de productos como la Biodramina, Lipomin, Pacetyn y Dolmen, en la que no dudó en poner, para ilustrar un dolor de cabeza, una enorme piedra sobre dos bustos. El también grabador y pintor, reconocido con el Premio Nacional de Diseño 2004 y la Creu de Sant Jordi 2019, “por ser adalid en su disciplina, haber abierto caminos a generaciones posteriores y haber logrado reconocimiento internacional”, falleció este domingo en Sant Cugat a los 92 años tras una larga enfermedad.

El cartel de los Juegos Olímpicos de 1992 creado por Pla-Narbona.
El cartel de los Juegos Olímpicos de 1992 creado por Pla-Narbona.

“Era muy imaginativo, singular y muy creativo, creó una publicidad muy diferente a la que se hacía antes, muy conceptual”, explica Pilar Vélez, directora del Museo del Diseño de Barcelona. “Otros también trabajaron para la industria farmacéutica, pero ninguno llegó a su nivel”, prosigue. En 2018 el Museo del Diseño publicó Crits a la paret i poemes visuals. Josep Pla-Narbona. Cartells 1947-2004, donde recogía la importante donación realizada cinco años antes por Pla-Narbona y muchas de estas piezas pasaron a formar parte de la exposición permanente El diseño gráfico: de oficio a profesión (1940-1980).

Pla-Narbona trabajó desde muy joven como aprendiz en talleres de dibujo publicitarios, con J. Artiga y R. Fábregas, mientras también estudiaba en la Escuela de Arte y Oficios y en el Conservatorio de las Artes del Libro de Barcelona. En 1956 pasó dos años en la agencia Publicité R.L. Dupuy de París, donde tuvo la oportunidad de conocer al cartelista francés Raymond Savignac, que le influyó. Tras volver a Barcelona en 1958 abrió su propio estudio y en 1960 y 1961 fue galardonado con el premio Sant Jordi otorgado por el Cercle Artìstic de Sant Lluc para dibujo y pintura, respectivamente. En ese segundo año comenzó a ejercer de profesor de Plástica Publicitaria en la Escuela Massana y en 1962 se marchó a Suiza para estudiar técnicas tipográficas y comenzó a trabajar con la agencia de publicidad Adolf Wirz de Zurich.

Con todo este bagaje y experiencia, en 1964 fue uno de los promotores de los premios Laus para los profesionales del grafismo, la publicidad y la comunicación visual. “Fue el primer español en formar parte de la Alliance Graphique Internationale (AGI), algo realmente difícil”, subraya Vélez. También fue cofundador y primer presidente de Grafistas-Agrupación FAD, asociación de directores de arte y diseñadores gráficos conocida hoy como ADG-FAD.

Publicidad de Dolmen de Pla-Narbona.
Publicidad de Dolmen de Pla-Narbona.
Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Plan-Narbona expuso sus diseños y dibujos en casi toda Europa y en América. Participo en primera exposición Bienal Internacional del Cartel en Varsovia, estuvo presente en la inauguración del Centro Lincoln y en el Instituto Americano de Artes Gráficas de Nueva York. En 1972 varios de sus trabajos pasaron a formar parte de los fondos de la colección del MoMA. El Macba también cuenta con obras suyas.

El creador fue abandonando el diseño conforme cultivaba la escultura y la pintura. Maestro de varios de los diseñadores de generaciones siguientes a la suya, fue gran amigo del poeta-provocador Joan Brossa. Con él realizó en 1993 El saltamontes que corona el edificio del Colegio de Aparejadores de Barcelona y, en 1994, también juntos, crearon el Monumento al libro ubicado en la intersección del Paseo de Gràcia con Gran Vía de Barcelona, lugar donde se celebra la Feria del Libro de Ocasión de Barcelona

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

José Ángel Montañés

Redactor de Cultura de EL PAÍS en Cataluña, donde hace el seguimiento de los temas de Arte y Patrimonio. Es licenciado en Prehistoria e Historia Antigua y diplomado en Restauración de Bienes Culturales y autor de libros como 'El niño secreto de los Dalí', publicado en 2020.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS