Los Mossos interceptan a una mujer de 88 años que conducía contra dirección por la AP-7

Los agentes le dieron el alto a la altura de Martorell (Barcelona) y alegó que tenía que llegar a Cambrils

Los Mossos dieron el alto a la mujer pasado el peaje de Martorell.
Los Mossos dieron el alto a la mujer pasado el peaje de Martorell.Albert Garcia

Una patrulla de los Mossos d’Esquadra interceptó durante la madrugada del 22 de diciembre a una mujer de 88 años al volante de un coche que circulaba en dirección contraria por la autopista AP-7, a la altura de Martorell. La conductora, con el permiso de conducir en vigor y sin presentar signos de embriaguez, alegó que intentaba llegar a Cambrils y que se había desorientado. Los agentes inmovilizaron el vehículo y la denunciaron por un delito de conducción temeraria. Además, le abrieron diligencias por saltarse el confinamiento comarcal y el toque de queda.

Más información

Fue poco después de las cuatro de la madrugada cuando la llamada de una persona que circulaba por la AP-7 alertó a los Mossos d’Esquadra sobre la presencia de un vehículo avanzando en dirección contraria por la autopista. El coche infractor había sido visto cerca del peaje de Martorell. La patrulla de los Mossos logró darle alcance a la altura del kilómetro 171. Pese a estar en los carriles reservados para el tráfico hacia Tarragona, el coche circulaba en dirección a Barcelona. Al darle el alto, los agentes identificaron a la conductora, una mujer de 88 años de edad y que declaró vivir en Cambrils, a 100 kilómetros de allí. Dijo que se había desorientado mientras buscaba la ruta de camino a casa.

Pese a que el peaje de Martorell es un punto de alta concentración de vehículos, el tráfico era escaso a aquellas horas de la madrugada y a los Mossos no les consta que la mujer pusiera en riesgo a otros usuarios de la vía. La denunciaron por imprudencia grave y por conducción temeraria. Además, por la hora y por el punto donde la interceptaron, los agentes informaron a la mujer de que se había saltado el toque de queda y el confinamiento comarcal que impera en razón de las restricciones a la movilidad que impone la covid-19. El coche quedó inmovilizado hasta la llegada de una grúa. Familiares de la mujer acudieron a buscarla.

También a finales del año pasado, un conductor de 80 años atropelló mortalmente a dos ciclistas en El Papiol y otro conductor octogenario arrolló a un operario de carreteras en el Empordà. Según datos del Servicio Catalán del Tráfico (SCT), desde 1 de enero hasta principios de diciembre de 2020, los conductores mayores de 65 años estuvieron implicados en 24 accidentes mortales, más de un tercio de todos los siniestros con víctimas. La proporción es casi idéntica a los datos que se registraron en 2019.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción