El auge de ingresos en la UCI por coronavirus pone en jaque a los hospitales catalanes

Los ingresos críticos ya igualan prácticamente el pico de la segunda ola con 590 casos

Profesionales sanitarios trabajan en una de las UCI del Hospital Clínic de Barcelona para pacientes covid.
Profesionales sanitarios trabajan en una de las UCI del Hospital Clínic de Barcelona para pacientes covid.Toni Albir (EFE)

El crecimiento de los pacientes con coronavirus en las UCI de los hospitales catalanes se mantiene y amenaza con dificultar aún más la atención de los enfermos y que los centros tengan que readaptar su actividad quirúrgica. El Govern notificó este martes 590 pacientes críticos, 40 más que el día anterior, y se encuentra cerca de la simbólica cifra de los 600, que indica una desprogramación generalizada. A pesar del descenso de los contagios, la presión en las UCI se mantiene y ya ha alcanzado el pico de la segunda ola. Algunos centros prevén tener que aplazar más operaciones por la llegada de nuevos críticos con covid.

Los 590 pacientes con covid en la UCI actuales iguala prácticamente el registro máximo (594) de la segunda ola, el pasado 11 de noviembre. La cifra explica la presión a la que está sometido actualmente el sistema sanitario catalán, que sigue retrasando algunas operaciones no urgentes para poder asumir el crecimiento de enfermos críticos por covid. Si la evolución sigue en aumento en las plantas UCI, como ahora, los principales hospitales prevén suspender más actividades para asumir a los nuevos enfermos por coronavirus.

Más información
La tercera ola ya obliga a suspender operaciones
La covid ya obliga a los primeros hospitales a aplazar operaciones

Los centros gestionan la pandemia en esta tercera ola en un escenario diferente a la anterior. “Los hospitales están más llenos que en el inicio de la segunda ola”, apunta el director médico del Hospital Sant Pau, Xavier Borràs. “Y a diferencia de lo que ocurrió en marzo, ahora los enfermos no covid también vienen al hospital”. Mientras la presión hospitalaria crece, los recursos no lo hacen en la misma medida. “Estas necesidades compiten por los mismos recursos y hay que redistribuirlos”, explica Borràs. La semana pasada el Hospital Sant Pau ya tuvo que aplazar una cirugía cardiaca. “Fue un caso puntual”, aclara Borràs. Pero no descarta que pueda repetirse en el futuro. “No hemos desprogramado nada más, pero si los pacientes críticos crecen, debes parar la cirugía cardiaca”, añade el médico. En el Hospital Clínic los ingresos también siguen creciendo. “Tanto en la UCI, como los positivos por covid convencionales”, concreta un portavoz. “De momento hemos suspendido algunas cirugías electivas [no urgente], pero en un porcentaje pequeño”, aclara.

Con este escenario, y ante la posibilidad de superar la simbólica barrera de los 600 pacientes en las UCI de Cataluña, los centros buscan camas. “Y la única forma de conseguirlas es dejando de hacer aquellas actividades que ocupan un espacio”, resume Borràs. “Ahora mantenemos la cirugía oncológica y hemos aumentado la cirugía ambulatoria, pero el primer paso es dejar de programar pacientes aplazables, como prótesis y hernias. Son cirugías que se pueden parar. Si la ola sigue creciendo tendremos que desprogramar más actividad”. Las listas de espera son las grandes perjudicadas y siguen aumentando.

En el Hospital de Sant Pau, 26 de las 40 UCI están ocupadas por pacientes covid. “Cada día llegan unos 50 pacientes covid a urgencias. De estos, unos 25 tendrían que ingresar, pero solo se quedan la mitad. El resto se derivan a otros espacios o se van a casa”, explica Borràs.

En el hospital de Bellvitge, en L’Hospitalet de Llobregat, las previsiones no son optimistas. “Aún no hemos tenido que suspender actividad quirúrgica, pero sí reorganizar el programa”, explica Javier Tapias, subdirector médico. “La presión que sufrimos es importantísima. Si esto sigue así, no sé si la semana que viene podremos decir lo mismo”.

Según los cálculos de Tapias, el porcentaje de positivos en su zona de influencia ha crecido mucho y las UCI pueden tensionarse en los próximos días. “En nuestro territorio de referencia, los PCR positivos alcanzan el 17%. Hace unos dos o tres semanas estábamos en el 8%. Esto indica que van a venir pacientes a urgencias que tendrán que quedarse en el centro, y algunos derivarán a la UCI. Es inevitable”. El subdirector, además, incide en un problema añadido. “Nos falta personal. Necesitamos médicos intensivistas y enfermeras. Es un personal muy especializado y no es fácil encontrarlo”. El centro de L’Hospitalet tenía ayer 27 de las 90 camas UCI ocupadas por pacientes con coronavirus.

Unas cifras que se alejan de momento del peor escenario para el 14-F

Las cifras epidemiológicas en Cataluña muestran una tendencia positiva. Según los datos actualizados ayer por el Departamento de Salud, el riesgo de rebrote (EPG), índice de crecimiento potencial de la epidemia, bajó 45 puntos desde el día anterior y se situó en 709. Por su parte, la velocidad de contagio (Rt), que mide la rapidez con que se propaga la epidemia, se situó en 1,15 —lo que significa que cada 100 infectados contagian a 115 personas de media—, cuando el día anterior era de 1,31.

A pesar del aumento de los ingresos en las UCI, que alcanzaron ayer los 590 casos, las personas hospitalizadas disminuyen ligeramente (21 menos) y alcanzan los 2.788. La cifra de los ingresados críticos en los centros catalanes se aproxima a las estimaciones que el Govern consideró peligrosas para la celebración de las elecciones autonómicas programadas inicialmente para el próximo 14 de febrero y posteriormente aplazadas, a la espera de las resoluciones judiciales definitivas.

En el escenario más favorable que contemplaba el Departamento de Salud para el día de los comicios, las UCI catalanas asumirían 610 personas ingresadas el 14-F, pero preveía que actualmente habría alrededor de unos 500 ingresados críticos.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Buscador de restricciones: ¿Qué puedo hacer en mi municipio?

- Así evoluciona la curva del coronavirus en el mundo

- Descárguese la aplicación de rastreo para España

- Guía de actuación ante la enfermedad


Sobre la firma

Bernat Coll

Periodista centrado actualmente en la información sanitaria. Trabaja en la delegación de Catalunya, donde inició su carrera en la sección de Deportes. Colabora en las transmisiones deportivas de Catalunya Ràdio y es profesor del Máster de Periodismo Deportivo de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS