Barcelona promoverá conciertos de hasta 3.000 personas durante este verano

El Ayuntamiento abre una línea de subvenciones de 500.000 euros a actuaciones en el parque del Fòrum y en el anillo olímpico de Montjuïc

Concierto de Love of Lesbian en el Palau Sant Jordi de Barcelona, el pasado marzo.
Concierto de Love of Lesbian en el Palau Sant Jordi de Barcelona, el pasado marzo.joan sánchez

Barcelona apuesta para que este verano se puedan celebrar conciertos de entre 1.000 y 3.000 personas en los espacios abiertos del parque del Fórum y los del anillo olímpico de Montjuïc, ambos gestionados por el Consistorio. El sector de los conciertos y del ocio nocturno ha sido, de largo, el más perjudicado por las restricciones que ha impuesto la pandemia ya que otras expresiones culturales, como los museos, los conciertos de música clásica y los teatros, han podido ir trabajando en algunos momentos, aunque con los aforos limitados.

El del libro ha sido el que mejor ha toreado al coronavirus durante un año que este viernes coronó con un apoteósico Sant Jordi. En ese contexto, la mayor parte de las salas de la escena barcelonesa se han convertido en algo así como las cenicientas de la pandemia, con nula o testimonial actividad. Ahora, con la perspectiva de más población vacunada y de cara al verano, el propósito es poder celebrar alrededor de un centenar de conciertos desde mayo hasta septiembre. El año pasado también se programaron un centenar, aunque con aforos máximos de 1.000 personas.

Los conciertos serán todos al aire libre, entre el 20 de mayo y el 30 de setiembre, probablemente la mayoría con el público sentado, aunque tampoco se descarta que alguno pueda hacerse de pie si se opta por algún sistema de control previo del estilo del que se utilizó con el concierto de Love of Lesbian que congregó a 5.000 personas en el Palau Sant Jordi de Barcelona el pasado marzo después de someterse a un test de antígenos.

Más información
Love of Lesbian sin distancia social
Teatros en pandemia: entre el miedo al virus y la necesidad de cultura
De la erosión al desplome: los peligros de la cultura gratis
La Comunidad de Madrid contabiliza 24 casos de covid en el Teatro Real desde el 15 de marzo

“Eso ya lo veremos, pero experiencias como la del Sant Jordi, cuyo chequeo epidemiológico se conocerá esta semana, son una posibilidad para recuperar un poco el pulso de la música”, explicó Tito Ramoneda, vicepresidente de la Asociación de Promotores Musicales (APM) en la presentación esta semana, junto con los regidores Jaume Collboni y Xavier Marcet, de una línea de ayudas del consistorio al sector para promover esos conciertos.

“Ya sabemos que, de momento, el límite que establece el Procicat es de mil personas, pero creemos que se darán las circunstancias y las formas de poder subir hasta las 3.000”, añadió Collboni, que asegura que Barcelona debe seguir siendo “ciudad referente” de la música en Europa pese a la suspensión del Primavera Sound y el Sónar este año por la pandemia.

Los fondos municipales destinados serán 500.000 euros para sufragar parte de los costes de infraestructura que acompañan cualquier actuación en un escenario al aire libre. “Puede suponer, en la práctica, subvencionar el 40% de los gastos”, aclaraba Marcet. Se podrán presentar todos los promotores y no habrá condiciones previas para solicitar las ayudas, que se atenderán por orden de presentación y orden cronológico de conciertos. Los fondos se asignarán a los primeros conciertos de todos los solicitantes y después a los segundos y así sucesivamente hasta agotar esa dotación.

Los espacios para los conciertos serán todos los que conforman el parque del Fòrum y los del anillo olímpico de Montjuïc, empezando por el Estadi, el Palau Sant Jordi y la explanada olímpica. “No sabemos cuántos conciertos se podrán celebrar porque este es un primer paso en cuanto a subvenciones, pero ya hay actuaciones con fechas cerradas dentro del festival Cruïlla y el XXL”, apunta Ramoneda.

Sobre la firma

Blanca Cia

Redactora de la edición de EL PAÍS de Cataluña, en la que ha desarrollado la mayor parte de su carrera profesional en diferentes secciones, entre ellas información judicial, local, cultural y política. Licenciada en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS