El festival Formentera Fotográfica explora los caminos de la imagen sin menospreciar el paisaje, el chiringuito y las hierbas

La 9ª edición de la cita se celebra en la isla del 8 al 12 de octubre con un programa ecléctico y la participación de reconocidos profesionales, incluidos dos miembros de Magnum

Una imagen de las actividades de Formentera Fotográfica.
Una imagen de las actividades de Formentera Fotográfica.Francesc Fàbregas

Vuelve la cita anual de la fotografía en Formentera, aunque lo hace con cambio de fechas a causa de la pandemia y en unos días en que la isla estará muy concurrida al coincidir también la tradicional Media Maratón (sábado 9 de octubre). La 9ª edición del festival Formentera Fotográfica, ya un referente, arranca el viernes 8 y desarrollará hasta el 12 de octubre un ecléctico programa que pretende explorar diversos caminos de la imagen fotográfica con temas como el uso de archivos, el boom del fotolibro, los misterios del retrato, el fotoperiodismo, la moda y hasta la foto de gastronomía, sin olvidar vivir la esencia de la isla y los aspectos lúdicos de reunirse en ella. Así, las conferencias, talleres y actividades más formales dejarán también espacio a salidas (incluidas dos de foto nocturna) que permitirán disfrutar de la belleza paisajística de ese paraíso mediterráneo, sus chiringuitos y sus famosas hierbas y otras bebidas (hay veladas programadas en el Blue Bar y en el Kiosko 62 de Migjorn).

El encuentro de cinco días que dirige el fotógrafo y habitual de la isla Francesc Fàbregas tiene como objetivo reflexionar en torno al mundo de la imagen y promover la riqueza de la cultura visual contemporánea junto a reconocidos profesionales, intercambiando experiencias. En esta edición, que presenta una especial mirada a África y consigue casi paridad (5 mujeres entre los 12 profesionales del programa) el festival cuenta entre otros con Sofía Moro, Txema Yeste, Lua Ribera o Cristina de Middel. La cita, que se abrirá con el tradicional paseo fotográfico por la isla, en este caso por el noroeste, la zona de Can Marroig, con Josep Rubio (de Ràdio Illa Formentera) de guía, incluirá el viernes una película de no-ficción, My Mexican Bretzel, debut de la catalana Núria Giménez Lorang, que se proyectará en el cine-sala de cultura de San Francesc. El filme aborda uno de los temas ejes de esta edición (ejes que se imbrican unos con otros en fértil mestizaje), el retorno de la imagen de archivo y su uso como herramienta creativa, algo de lo que también hablarán Paco Gómez (premio Fotógrafo revelación en PhotoEspaña 2002), que además invitará en un taller a los asistentes a desarrollar proyectos a partir de sus propios álbumes familiares, o la londinense Gloria Oyarzabal, que asimismo utiliza la imagen de archivo en su proceso de trabajo.

En cuanto al boom del fotolibro, el artista visual vasco Jon Cazenave presentará el suyo Galerna (2020), y Fernando Maquieira, autor de Guía nocturna de los museos, conversará sobre el libro como formato ideal para sus series fotográficas. La alicantina Cristina de Middel, Premio Nacional de Fotografía y asociada de Magnum, autora de la serie The Afronauts, hablará de su recorrido personal hacia el documentalismo de ficción y la fotografía como herramienta de provocación. Por su parte, la performer y actriz Ana Esmith, que utiliza la fotografía en su activismo artístico, lleva su alter ego Miss Beige a Formentera para una conferencia-actuación que cerrará el festival.

Cristina García Rodero y Martin Parr bromean con fotos en una edición anterior de Formentera Fotográfica.
Cristina García Rodero y Martin Parr bromean con fotos en una edición anterior de Formentera Fotográfica.

Al igual que De Middel con su historia zambiana de The Afronauts, Luis Tato, procedente de Nairobi, donde está instalado, mirará a África para desmitificar el fotoperiodismo sobre el continente y sus estereotipos. También Oyarzabal propone “descolonizar la mirada” parafraseando el “descolonizar la mente” del casi Nobel de Literatura Ngugi wa Thiongo poniendo en entredicho los clichés africanos. La madrileña Sofía Moro abordará el retrato en el que es una verdadera maestra e impartirá una sesión práctica y teórica sobre los misterios del género. También la gallega Lua Ribeira (Magnum) tratará el tema con sus retratos de gran crudeza. Por su parte, Txema Yeste, habitual de Vogue, mostrará el poder de la fotografía para capturar la belleza. Cazenave, que fotografía el paisaje desde una perspectiva antropológica, propone un Formentera Walkabout para dejarse llevar por el entorno de la isla. Mientras que Nando Esteva, que colabora con grandes chefs, hablará de Fotografía artística gastronómica y realizará una sesión con productos de gastronomía balear, además de reflexionar sobre la delgada línea entre la publicidad y la fotografía artística.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

“La coincidencia con la Media Maratón no es muy buena, nos complica el alojamiento y quizá nos resta algo de visibilidad”, lamenta Fàbregas, “pero decidimos retrasar la edición de este año, que debía celebrarse a finales de abril, ante las incertidumbres de la pandemia, no había otra”. Con todo, el director del festival está muy satisfecho del programa y de los invitados que ha podido reunir, “gente interesantísima y del máximo nivel”. En el festival se han inscrito un centenar de personas que con los ponentes y la organización hacen que la tribu fotográfica que se reúne en Formentera ascienda a unas 140 personas. “En principio no nos interesa crecer mucho, nos gusta que se pueda convivir y disfrutar de la experiencia de la proximidad entre profesionales, estudiantes y aficionados como sucede cada año. Potenciamos la experiencia participativa con los paseos, talleres y citas más lúdicas”.

Un miembro de la tribu samburu trata de ahuyentar un enjambre de langostas en Kenia en una foto de Luis Tato, uno de los participantes en Formentera Fotográfica.
Un miembro de la tribu samburu trata de ahuyentar un enjambre de langostas en Kenia en una foto de Luis Tato, uno de los participantes en Formentera Fotográfica.Luis Tato for The Washington Post (Luis Tato for The Washington Pos)

El programa “es muy ecléctico, de mezcla de conceptos, aunque quizá este año más escorado a lo artístico y con una parte africana que no ha sido buscada sino fruto del azar”. En cuanto a los archivos, Fàbregas subraya la necesidad de reivindicarlos y reflexiona que “se está perdiendo la memoria y más que se perderá con la fotografía en los teléfonos móviles”. A la pregunta de por qué no hay más exposiciones en el festival responde que en Formentera faltan sitios donde exponer. Formentera Fotográfica se financia con las aportaciones públicas del Consell Insular, ingresos por patrocinadores y lo que se recauda en concepto de inscripciones de los asistentes.

Fàbregas, un fan de Formentera (su isla favorita junto con Islandia, que ya es contraste), se define como un “romántico” del lugar “con ganas de devolver a la isla por la vía del festival algo de lo mucho que me da a mí”. Se trata de “juntar mi cariño por Formentera y por la fotografía para ofrecer algo que nos enriquezca a todos”.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Jacinto Antón

Redactor de Cultura, colabora con la Cadena Ser y es autor de dos libros que reúnen sus crónicas. Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona y en Interpretación por el Institut del Teatre, trabajó en el Teatre Lliure. Primer Premio Nacional de Periodismo Cultural, protagonizó la serie de documentales de TVE 'El reportero de la historia'.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS