Unos 30 activistas de End Fossil acampan en la UB para pedir el fin de los combustibles fósiles

Tres personas se han encadenado en las escaleras de la universidad y han pedido “acabar con la cátedra de Repsol”

Varios activistas de End Fossil, acampando en el claustro de la Universidad de Barcelona.
Varios activistas de End Fossil, acampando en el claustro de la Universidad de Barcelona.Gianluca Battista

Cerca de 30 personas han acampado en el edificio histórico de la Universidad de Barcelona (UB), convocadas por el movimiento End Fossil Barcelona, para reclamar el fin de los combustibles fósiles, que la universidad acabe su “vinculación” con empresas del sector y que luche por la justicia climática. Los participantes, bajo el lema de No al modelo fósil, vida contra el capital, han exigido a la universidad que se ponga “al frente de la lucha por la justicia climática” y han hecho un llamamiento al profesorado y alumnos para que se sumen a esta demanda.

De los participantes, unas 25 personas han acampado en uno de los patios del campus y tienen previsto pasar la noche, han gritado lemas como “¿Qué queremos? Justicia climática ¿Y cuándo la queremos? Ya”, “Fuera empresas fósiles de la universidad”, y han puesto tiendas de campaña y pancartas con frases como El petróleo se agota y nosotros vamos detrás.

Paralelamente, ocho personas se han concentrado en el interior de uno de los vestíbulos de la universidad, y de éstos tres se han encadenado entre sí -con tubos con cadenas por dentro- en las escaleras que llevan al rectorado como protesta. El miembro de la plataforma, Gil Hortal, ha criticado que los agentes de seguridad de la universidad han cerrado las puertas de acceso donde se han quedado estas ocho personas, de manera que “se han quedado encerradas y se coartan sus derechos”.

Una portavoz de End Fossil Barcelona, Sara Santana, ha urgido a “poner fin a los combustibles fósiles para poder empezar a cambiar el sistema” y ve necesario que las universidades se comprometan con el cambio climático. “No tiene ningún sentido que mientras la UB afirma que tiene compromiso con el medio ambiente y el desarrollo sostenible, al mismo tiempo está albergando dentro de sus puertas a empresas que están financiando los combustibles fósiles”, ha añadido.

Los participantes han redactado una carta con sus demandas que pretenden hacer llegar al rector de la UB, Joan Guàrdia, y han reclamado reunirse con él. Asimismo, el movimiento ha exigido a la UB “acabar con la cátedra de Repsol” que tiene suscrita la universidad, y también que se cree una asignatura de educación ecosocial y que se replanteen todos los planes educativos.

El movimiento juvenil internacional End Fossil ocupa campus universitarios para mostrar su rechazo a la utilización de combustibles fósiles, y han anunciado que este miércoles por la tarde llevará a cabo acciones similares en varias facultades de la Universidad Complutense, durante el mes de noviembre, en Oviedo y Granada.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Puedes seguir a EL PAÍS Catalunya en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS