AGRESIONES FÍSICAS

La Policía detiene a dos ultras por la paliza a un joven en Valencia

Los presuntos agresores del chico de 20 años, al que propinaron puñetazos y patadas, fueron grabados en vídeo desde los balcones y la calle

Un coche de policia circula junto a la plaza de toros de Valencia durante la medianoche de este sábado.
Un coche de policia circula junto a la plaza de toros de Valencia durante la medianoche de este sábado.EFE

La Policía Nacional ha detenido a dos personas por la brutal agresión sufrida por un joven el pasado sábado por la noche en Valencia a manos de un grupo de personas, algunas de las cuales gritaban consignas neonazis, según recogen diversos vídeos grabados con los teléfonos móviles y los testimonios de algunos vecinos y de la víctima. La Policía ha confirmado las detenciones de los presuntos agresores que fueron filmados y fotografiados desde los balcones y en la calle. Ambos son conocidos ultras de Valencia, según fuentes del caso. La víctima, de 20 años, presentó el pasado lunes una denuncia ante la Fiscalía especializada en delitos de odio.

Más información
La Policía investiga la agresión a un joven por un grupo que gritaba consignas neonazis en Valencia

El joven se estaba despidiendo de sus amigos antes del toque de queda, fijado a las diez de la noche, cuando los agresores se le acercaron y le preguntaron por algo que supuestamente había dicho. A continuación, le empezaron a propinar puñetazos y patadas. Otro hombre, ahora detenido, también lo amenazó con una navaja, si bien este aseguró que no tenía intención de utilizarla cuando los amigos de la víctima fueron en su auxilio y le dijeron que la policía estaba a punto de llegar. Después, la víctima acudió a un centro de salud para ser atendido por las heridas en la cabeza y en la cara, y por los hematomas que presentaba en varias partes del cuerpo.

La agresión se produjo cerca de la calle Serpis, al menos una hora después de que el partido ultraderechista España 2000 finalizara una marcha por el centro de Valencia con motivo de la festividad del 1 de mayo. Integrada por unas decenas de personas, la manifestación concluyó en las Torres de Serranos, donde se escucharon cánticos fascistas y gritos de “arriba España” y algunos participantes hicieron saludos nazis. Un grupo reducido de jóvenes antifascistas se había congregado para protestar por la marcha, controlada por un fuerte dispositivo policial, pero no se produjo ningún otro incidente.

La noticia de la detención de los presuntos agresores ha sido adelantada por el diario Público, que ha identificado a uno de ellos como un conocido neonazi del barrio de El Cabanyal que trabaja de guardia de seguridad, y al otro, como un miembro del servicio de seguridad del partido ultraderechista. Tras la detención, pasaron a disposición del juez de guardia, que determinó su puesta en libertad con cargos, pendientes de ser citados por el juzgado de instrucción, añade el diario. Tras hacerse pública la agresión, España 2000, que tiene su sede muy cerca del lugar donde se produjo la agresión, publicó un tuit en el que decía: “España 2000 convoca una manifestación legal. Los antifascistas se concentran ilegalmente para tratar de impedirla, y una hora después de finalizar la manifestación, en la zona de universidades, hay una pelea entre jóvenes. Conclusión: la culpa la tienen los fascistas”.


Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS