El Ayuntamiento de Valencia explorará descentralizar las ‘mascletàs’ de la plaza

El concejal de Seguridad Ciudadana, Aarón Cano, considera que ha habido menos botellones que en cualquier fin de semana del año

La policía Local intensifica los dispositivos de seguridad con motivo de las Fallas. En la imagen, en el barrio de Russafa la noche del viernes al sábado pasados.
La policía Local intensifica los dispositivos de seguridad con motivo de las Fallas. En la imagen, en el barrio de Russafa la noche del viernes al sábado pasados.Mònica Torres

Estas Fallas extraordinarias en septiembre, sometidas a las restricciones de la pandemia, han servido para cerrar un curso abierto al debate la posibilidad de descentralizar los disparos de la mascletàs, hasta ahora concentradas en la plaza del Ayuntamiento, por diferentes puntos de la ciudad, como ha sucedido este año para evitar las aglomeraciones de gente. Y no solo eso, también se ha deslizado, aunque con menor intensidad, el posible adelantamiento de la cremà de las fallas para facilitar la vuelta de la capital a la normalidad.

El alcalde de Valencia, Joan Ribó, lo barajó estos días festivos y el concejal de Seguridad Ciudadana de València, Aarón Cano, ha expresado este lunes su opinión en parecidos términos. En este sentido, cree que ha sido positivo y que se debería seguir explorando la vía de la descentralización de los actos pirotécnicos, aunque sin dejar de lado los disparos desde la plaza del Ayuntamiento, “la catedral de la pirotecnia”.

El concejal de Cultura Festiva y presidente de la Junta Central Fallera, Carlos Galiana, también ha considerado tanto la descentralización de los disparos pirotécnicos como el cambio de horario de la cremà pero ha insistido en que es una cuestión que debe abordar el colectivo fallero y la asamblea de presidentes de comisiones de falla. Ha destacado que esta última es “la que aprueba el calendario fallero”.

Cano, que ha hecho balance del dispositivo de seguridad activado en Fallas, ha asegurado este lunes que durante el pasado fin de semana en el que se han celebrado los actos centrales de las fiestas falleras ha habido menos botellones que en cualquier fin de semana del año, motivo por el cual ha expresado su satisfacción. El concejal ha insistido en que “sin poner el microscopio” en posibles incidentes puntuales, han de estar “satisfechos”.

Más información
“Hacemos historia en este año tan difícil”, dice Convento Jerusalén, ganadora con doblete de las Fallas
Las Fallas de la pandemia, en imágenes

Como nota curiosa, el concejal ha explicado que tanto la Policía Local como la Nacional tuvieron que intervenir para disolver una concentración de personas en el entorno de la falla Cádiz-Cura Femenía, dedicada a la serie La casa de papel, porque había corrido el bulo de que uno de los actores más conocidos iba a estar presente en la cremà.

“Con humildad hemos de decir que no ha habido grandes problemas, que mal no lo hemos hecho”, ha apuntado Cano, quien sin embargo ha emplazado a conocer los datos de contagios que se puedan derivar de estos primeros días de septiembre.

“Creo que estas fiestas han sido necesarias porque han cerrado un círculo y porque creo que los ciudadanos necesitan ver que se dan pasos para volver a la situación previa a la pandemia. Si restringimos sus derechos y les pedimos esfuerzos, la ciudadanía ha de saber que ese trabajo da sus frutos”, ha añadido.

Sin embargo, Cano ha insistido en que “no va a haber un ‘día de la liberación’” y que el virus va a estar presente mucho tiempo, motivo por el cual asegura que le “extrañaría que las Fallas de 2022 fuesen como las de 2019”, las últimas antes de la pandemia.

Durante la pasada noche y madrugada ardieron en toda la ciudad los monumentos —grandes e infantiles— de más de 370 comisiones falleras, 90 de las cuales requirieron la presencia de los bomberos y en solo cuatro casos la cremà se inició después del toque de queda. “Estuvo todo coordinado con la Policía Local para que esas comisiones no tuviesen problemas en el regreso a sus domicilios”, ha subrayado Cano.

Respecto a las restricciones a la movilidad nocturna, el concejal ha informado de que se han interpuesto siete sanciones a comisiones falleras, “mínimas” en todos casos, y que el cumplimiento de la normativo ha sido “excelente” en general.

Preguntado por la retirada de una media luna con la palabra ‘Corán’ de la falla Duque de Gaeta-Pobla de Farnals ante la protesta de la comunidad musulmana, el concejal ha afirmado que no le parece mal la retirada, porque “las fallas han de ser un lugar de encuentro”. Ha recordado que en anteriores ocasiones se han retirado senyeras o figuras de la Virgen y ha insistido en que “las fallas no son de una parte de la sociedad, sino de todos”.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS