Muere Tomás Vives, maestro de juristas y exvicepresidente del Tribunal Constitucional

El catedrático ilicitano de Derecho Penal fallece a los 83 años en Valencia tras desempeñar un papel muy relevante en el mundo de la judicatura, de la universidad y de la edición

Tomas Vives, en una imagen de  archivo.
Tomas Vives, en una imagen de archivo.

Tomas Salvador Vivés Antón ha fallecido este domingo en Valencia a la edad de 83 años. Fue un sabio, un maestro de juristas y un hombre comprometido con la sociedad y las libertades democráticas. Ilicitano de nacimiento, el catedrático emérito de Derecho Penal de la Universitat de València desempeñó importantes y numerosos cargos como jurista tanto en la Transición como en la consolidación de la democracia en España. Fue vicepresidente del Tribunal Constitucional entre 2001 y 2004 y vocal del mismo durante 10 años, del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Superior de Justicia valenciano.

En los últimos años de la dictadura franquista, también participó como fundador de Justicia democrática, una asociación de jueces, fiscales y secretarios judiciales que tenía como objeto la democratización de las estructuras judiciales de España y la implantación del estado de derecho y que actuó como un grupo minoritario frente al mayoritario sesgo conservador del resto. La lucha por la democratización de la justicia y por la renovación del poder judicial fue una de las contantes de su dilatada trayectoria.

Joan Carles Carbonell, catedrático de Derecho Penal de la Universitat de València y exdecano de la facultad de Derecho, fue uno de sus discípulos. Hoy se ha mostrado compungido por el fallecimiento de “un jurista excepcional, un luchador por los derechos de los ciudadanos desde la primera época”. “Ha sido siempre una enorme influencia en el derecho penal y ha creado una escuela de penalistas. Su paso por el Constitucional supuso un giro copernicano en la interpretación del derecho penal y también en todo lo relativo a la libertad de expresión. Desde entonces y hasta la actualidad, se continúan citando sus sentencias”.

De ideología progresista, Tomás Vives contaba con una gran formación intelectual, no solo de derecho, también de filosofía. Estudió en Fráncfort con filósofos como Jürgen Habermas o Karl-Otto Apel. Fue autor de numerosos estudios y libros como Libertad de prensa y responsabilidad criminal: (la regulación de la autoría en los delitos cometidos por medio de la imprenta) (1977), La reforma penal de 1989 (1989) o La libertad como pretexto (1995) o Fundamentos del sistema penal: acción significativa y derechos constitucionales (2011), además de distintos manuales sobre derecho penal.

“Fue un hombre afable, de una gran humanidad al que encontrabas siempre para cualquier duda o cuestión problemática, a la que buscaba una salida”, ha destacado Carbonell. Vives fue uno de sus maestros, como lo que fue también de la exvicepresidenta del Gobierno y actual presidenta del Consejo de Estado, la socialista María Teresa Fernández de la Vega, que ha ponderado en numerosas ocasiones el magisterio de Vives sobre toda una generación de juristas que protagonizaron la Transición y la democracia, como el propio catedrático ilicitano.

El presidente de la Generalitat, el socialista Ximo Puig, ha calificado en un tuit el “adiós de Tomás Vives Antón” como una “pérdida irreparable”. “Fue mucho más que un gran penalista, magistrado del Constitucional, vocal del TSJ, y un catedrático que formó a grandes juristas. Tomás fue, ante todo, un humanista. Un defensor y garante de la libertad. Un demócrata”, ha agregado. La consejera de Justicia y exportavoz del Consejo General del Poder Judicial, Gabriela Bravo, también se ha significado en las redes sociales: “Tomás Vives Antón ha sido el referente de los juristas españoles del último medio siglo. Pero ha sido para mi generación, sobre todo, un maestro y un amigo.”

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Tomás Vives y su esposa, Candelaria, abrieron en Valencia la librería Tirant Lo Blanch y luego crearon la editorial del mismo nombre que con el tiempo se ha convertido en el sello jurídico más importante de España. Sus dos hijos, Ana y Salvador, se implicaron en los proyectos. La editorial ha logrado también una gran implantación en América Latina. La librería sigue siendo un lugar de encuentro en la ciudad sobre todo de juristas, estudiantes y profesionales de la justicia.

Entre otras muchas actividades de carácter académico y jurídico, Tomás Vives fue miembro de la Comisión Redactora del Anteproyecto de Código Penal de 1992 (Ministerio de Justicia) y de distintas comisiones en el seno del Ministerio de Justicia.

Además, fue reconocido con el I Premio Ihering del Instituto de Derechos Humanos “por su excepcional trayectoria como jurista que se ha distinguido por su contribución doctrinal a la defensa de los derechos y libertades fundamentales y por su trabajo profesional en los Tribunales y en las más altas instituciones del Estado, en la garantía de los mismos”, el Premio Relevancia Social del Consejo Social de la Universidad Miguel Hernández (2016), o la Distinción por la Defensa de los Derechos y Libertades Constitucionales de la Generalidad Valenciana (2019), entre otros.

Sobre la firma

Ferran Bono

Redactor de EL PAÍS en la Comunidad Valenciana. Con anterioridad, ha ejercido como jefe de sección de Cultura. Licenciado en Lengua Española y Filología Catalana por la Universitat de València y máster UAM-EL PAÍS, ha desarrollado la mayor parte de su trayectoria periodística en el campo de la cultura.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS