Aitana Mas critica el “personalismo” de Mollà y esta alega que no hay “argumentos políticos ni de gestión” para su defenestración

Isaura Navarro toma posesión como consejera de Agricultura y Transición Ecológica con la ausencia de su predecesora

La nueva consejera de Agricultura, Isaura Navarro, recibe la cartera de manos de la vicepresidenta de la Generalitat y consejera de Igualdad, Aitana Mas.
La nueva consejera de Agricultura, Isaura Navarro, recibe la cartera de manos de la vicepresidenta de la Generalitat y consejera de Igualdad, Aitana Mas.JORGE GIL - EUROPA PRESS (JORGE GIL - EUROPA PRESS)

La vicepresidenta del Consell, Aitana Mas, ha aludido a las “actuaciones que respondían al personalismo más que a la cohesión del Botànic” como causa de la destitución de Mireia Mollà como consejera de Agricultura y Transición Ecológica, una decisión que ha asegurado que “no ha sido rápida”. “Es una decisión de gobierno y no de partido”, ha asegurado Mas quien ha añadido que “si hubiera sido una decisión de partido la habría tomado hace cuatro meses”, que es el tiempo que Mas lleva en la vicepresidencia de la Generalitat.

Por su parte, la destituida Mireia Mollà ha insistido este miércoles en que no hay “argumentos políticos ni de gestión” para su defenestración, tal como ha expuesto en una entrevista en la Cadena SER, en la que ha considerado que “no era un buen momento” para anunciar su cese, a pocos meses de las elecciones. “No sé si hay un buen momento para hacer esto, pero sé cuando no es un buen momento, y ahora no lo era”, ha manifestado Mollà en una entrevista en la Cadena Ser, según recoge Europa Press.

La vicepresidenta primera de la Generalitat ha acudido esta mañana a la toma de posesión de la nueva consejera, Isaura Navarro, en la que no ha estado presente su predecesora. Navarro, en su intervención, se ha referido a la exvicepresidenta Mónica Oltra como uno de sus referentes políticos” y a la que ha deseado que “vuelva a la vida pública”. Por su parte, Mas ha insistido en que ha dejado “un tiempo prudente” para que “pudiera normalizarse la situación”, pero “no ha sido así”. Preguntada a qué se refiere con “normalizar”, ha señalado las “actuaciones que responden al personalismo” que, a su juicio, ha realizado Mollà. La exconsejera, por su parte, ha explicado que la llamada de Mas anunciando su cese fue “una conversación breve y breve en justificación”. “Me parece que las formas definen mucho las motivaciones”, ha señalado.

En lo que Aitana Mas considera una solución para “cohesionar” el Botànic, Mireia Mollà ve una decisión que genera “incertidumbre” tanto respecto al futuro del Botànic como de Compromís.

La versión de Mollà sobre las críticas al retraso de la implantación de renovables y su apelación a las otras consejerías es que “no pudo ofenderse nadie” porque solo se ha implantado el 1,2% del objetivo de generación de energía renovable para 2030. Además, la exconsejera ha contestado con un “no lo sé y no lo creo” a la pregunta de si cree que la exvicepresidenta de la Generalitat Mónica Oltra ha tenido algo que ver en su cese. También ha cargado contra su partido, Compromís, que, según ha dicho tiene actualmente “carencias que se tienen que resolver” para estar “a la altura de las circunstancias electorales pero sobre todo, de las políticas para este momento”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS