Opinión
Texto en el que el autor aboga por ideas y saca conclusiones basadas en su interpretación de hechos y datos

La gigactoría de Volkswagen en Sagunto: un plan a fuego lento

Una vez en funcionamiento la empresa se podría alcanzar un empleo directo de 13.350 personas y un empleo total de 36.450 personas

Terrenos en el término municipal de Sagunto donde se instalará la gigafactoría.
Terrenos en el término municipal de Sagunto donde se instalará la gigafactoría.Mònica Torres

La reciprocidad sólo se logra cuando dos partes obtienen un beneficio mutuo. El anglicismo tit for tat que se ha castellanizado como “toma y daca” define el principio de colaboración. Un axioma que hemos convertido desde el Consell en nuestro protocolo de trabajo con medidas incentivadoras que permitan aumentar el tamaño de las empresas y que, a la vez, atraigan grandes inversiones de compañías tractoras a nuestro tejido productivo, fortaleciendo nuestra economía y consolidando el estado del bienestar.

Es crucial, por ello, cooperar con aquellos que van a permitir potenciar nuestro futuro industrial y resulta apremiante que cimentemos el proyecto industrial más relevante que permitirá cambiar de forma sustancial, no sólo a nuestra Comunitat, sino también el modelo económico de nuestro país: la gigafactoría del Grupo Volkswagen. Va a permitirnos acelerar nuestra reindustrialización y fortalecer sectores de mayor valor añadido, así como apuntalar el sector de la automoción y su industria auxiliar.

El plan del Grupo Volkswagen supone una inversión en España de más de 10.000 millones de euros e incluye la instalación de una fábrica de baterías sostenibles en Sagunto con 3.000 millones de euros, en una primera fase. Durante el periodo de construcción de la factoría (3 ó 4 años) y junto con la actividad inducida, se generará un empleo estable que oscilará entre los 30.500 y los 37.400 puestos de trabajo.

Con este win to win nadie duda que la compañía teutona logre unas merecidas ganancias, pero la economía española y, especialmente, la valenciana obtendrá un efecto multiplicador. Por un lado, generando a corto plazo un aumento del PIB y del empleo. Prueba de ello es el documento de trabajo de julio de 2021 publicado por la Comisión Europea (Discussion Paper 144 July 2021) sobre el efecto de los fondos del Next Generation en la economía europea y el efecto inducido derivado de la simultaneidad en la ejecución de los programas de gasto en los diversos países de Europa. Este análisis indica que el efecto del multiplicador en el caso de la economía española a corto plazo estaría en el entorno al 1,7 y que el efecto a largo plazo en el crecimiento potencial lo elevaría en un 1,3, gracias al incremento de la productividad del gasto público en inversión. Por tanto, en el caso concreto de la gigafactoría y, teniendo en cuenta solamente los 3.000 millones de inversión en la Comunidad Valenciana, podemos suponer que ese efecto del 1,7 generará un aumento del PIB de 5.100 millones del PIB, es decir el 4,53%, en la que parte de este efecto se generará en el resto del país.

Por otro lado, a nivel sectorial, según las tablas input-output, se catapultaría a los sectores energético, químico, electrónico, metalmecánico, transporte, vehículos o plástico. Sobre la hipótesis de una producción anual con un valor de 2.002 millones de euros, el efecto total inicial sería de 5.467 millones de euros. En cuanto al empleo, se podría estimar, una vez en funcionamiento la empresa que se podría alcanzar un empleo directo de 13.350 personas y un total de 36.450 personas.

Aflora así una mutualidad de complicidades: la disposición de Volkswagen a instalarse en Sagunt y el interés audaz de la Generalitat valenciana por seducirles y potenciar su proyecto.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Huelga decir que cualquier medida que implique un aumento del stock de capital productivo, sobre todo en el terreno industrial, garantiza un mayor bienestar futuro en la economía valenciana, con salarios más elevados, y una mayor recaudación fiscal estructural.

En ámbito autonómico, proyectos así, que incrementan el peso de industrial con elevada productividad, reducirán a medio plazo nuestra brecha de 12 puntos del PIB per cápita en relación con la media del país.

Existen otros efectos, como una transformación del modelo educativo, más orientado a las necesidades de las empresas, tanto de la formación profesional como de la universitaria, ajustando mejor la oferta de trabajo con la propia demanda. Y no debemos olvidar el efecto por economías de aglomeración que va a generarse por la atracción de otras empresas del mismo sector o auxiliares. La inversión de la planta de baterías ya arrastra a 62 empresas en el proyecto. Es el caso de Iberdrola con un plan de 500 millones de euros con un huerto solar que cubrirá parte del suministro de energía.

Desde el Consell hemos intensificado el acondicionamiento de Parc Sagunt II y nuestra previsión pasa por transmitir la propiedad de las parcelas antes de finalizar el año y, de este modo, poner en marcha las obras de urbanización en el primer trimestre de 2023.

Nos hemos empeñado en cumplir con todas las condiciones necesarias que conviertan, a la mayor brevedad, el sueño que cualquier país avanzado dirigido con responsabilidad puede tener hoy. Sueño que ya es una realidad.

Utilizando la jerga culinaria, el fuego lento asegura una cocción más suave que la ebullición, evitando que los alimentos se endurezcan o rompan. Y así es justo como llevamos trabajando desde hace de un año, impulsando la maduración de un proyecto sin marcha atrás de forma rápida, eficiente y segura.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS