Ossorio, contra el Gobierno central: “Vamos a ser fieles a nuestros principios”

El consejero de Educación critica la decisión de Educación de flexibilizar las evaluaciones y los criterios para pasar de curso durante este curso

Enrique Ossorio, consejero de Educación y Juventud.
Enrique Ossorio, consejero de Educación y Juventud.Europa Press

“En Madrid vamos a ser fieles a nuestros principios”. La respuesta del consejero de Educación de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio, al decreto de medidas urgentes convalidado el jueves del Gobierno central que tiene el objetivo de flexibilizar las evaluaciones y los criterios para pasar de curso ha sido contundente. Madrid va a seguir en la misma línea que hasta ahora. Y no solo eso. Considera que la propuesta de la ministra de Educación, Isabel Celaá, es un “atentado contra el sistema educativo”.

El Congreso ha convalidado este jueves el decreto de medidas educativas urgentes aprobado por el Gobierno (PSOE y Podemos) con el voto en contra de PP, Vox y Cs. El decreto permitirá a las comunidades autónomas flexibilizar las evaluaciones, así como los criterios para pasar de curso y que los alumnos puedan obtener un título en línea con lo que ya ocurrió el curso pasado, cuando la primera ola de la pandemia obligó a cerrar los centros educativos a mediados de marzo.

El decreto facilitará que los colegios e institutos, que están dedicando la primera parte del curso a repasar temario del año pasado, se centren en los contenidos esenciales. Y permitirá declarar orientativos para los centros los estándares de aprendizaje, es decir, el centenar de elementos a evaluar en cada asignatura introducidos en la ley educativa (la Lomce) por el PP, una norma ahora en trámite de reforma. En ambos casos solo será así si la respectiva autonomía así lo decide.

Ese será el caso de Madrid, que se ha mostrado tajante. Igual que lo hicieron el PP, Ciudadanos y Vox en el Congreso de los Diputados.

“El Gobierno y sus socios han convalidado el Real Decreto-ley que permite a las comunidades autónomas incrementar el número de suspensos con los que se promociona o titula en el año 2021, rompiendo la unidad del sistema educativo español, porque los alumnos obtendrán títulos válidos en toda España con distintos niveles de exigencia”, respondió Ossorio. “Esta especie de aprobado general encubierto es contrario a la promoción del mérito y el esfuerzo, algo muy necesario en el sistema educativo español”, continuó el consejero, quien ha recordado que “por supuesto, en Madrid vamos a ser fieles a nuestros principios y se titulará y promocionará de acuerdo a la Ley Orgánica de Educación y sus decretos, sin ampliar el número de suspensos”.

Respecto a la tramitación exprés de la LOMLOE, el responsable regional de Educación destacó “que se está aplicando el rodillo tan querido por la izquierda española”, como demuestra que “los partidos del gobierno han votado en contra en la comisión de educación de que comparezcan expertos para enriquecer los trabajos legislativos”.

El tema ha generado debate en la comunidad educativa. Mientras Isabel Galvín, de CC OO, considera que el Gobierno en lugar de flexibilizar las evaluaciones y los criterios para pasar de curso debería fiscalizar más y mejor los recursos que ha dado a cada Comunidad Autónoma para que los centros tengan buena conectividad o reciban los 70.000 ordenadores prometidos en Madrid. Algo que todavía no ha pasado. “Porque Madrid seguirá haciendo lo mismo: generar desigualdad y agrandando las brechas”, remata Galvín. Esteban Álvarez, presidente de la asociación de directores de centros públicos de Madrid, apunta a otro lado. “No se entiende la crítica del consejero cuando la propia Comunidad presentó hace una semana y pico una resolución en la que establecía que los criterios de evaluación y los sistemas de aprendizaje son orientativos”. Es verdad, continúa, que no modifica los criterios de evaluación, es decir, un alumno no podrá pasar de curso con más suspensos que el año anterior. “Pero deja a los centros autonomía para decidir cómo plantear el curso, en función de la situación de la pandemia”, explica. “Lo que sí nos gustaría a los directores es que los criterios fueran homogéneos en todas las comunidades autónomas para que no haya desigualdades”, remata.

Galvín, además, apunta a un problema de fondo. “El Ministerio opta por soluciones fáciles y a coste cero porque opta por medidas de ordenación académica que no conllevan inversión y descarta un plan estratégico integral que busque bajar las tasas de repetición y de abandono con más educación para más alumnado a través de medidas educativas de mejora de la calidad”, como por ejemplo, bajar la ratio, garantizar que nadie se quede atrás “mediante modelos inclusivos que refuercen la maltrecha atención a la diversidad o impulsen los cambios curriculares que se necesitan”.

En la Federación Francisco Giner de los Ríos también prefieren mirar al problema de fondo que hay en España, en general. “Es uno de los países con las tasas de repetición más altas de la Unión Europea, un gran problema que trae consigo, entre otras cosas, el aumento del abandono escolar. Consideramos que en muchas ocasiones se abusa de este recurso cuando debería ser una medida excepcional”, opina Mari Carmen Morillas, presidenta de la Federación. “Vemos necesario potenciar una evaluación continua, aumentar los recursos para poder reforzar y apoyar al alumnado para poder detectar y atajar los problemas o dificultades de aprendizaje que puedan tener desde el principio. Es necesario trabajar por una atención educativa de calidad, e individualizada”, explica. Generalmente, continúa Morillas, el alumnado más vulnerable es el que suele engrosar esta lista de repetidores, por lo que no se puede “consentir que la brecha social se siga incrementando por lo que es necesario generar herramientas e inversión en la educación pública para revertir esta situación y no dejar a nadie atrás”.

Desde UGT, apuntan, además, que “la autonomía de los centros y de los equipos docentes a la hora de decidir la promoción del alumnado ha sido una práctica frecuente”, y desde el sindicato, dice Teresa Jusdado, portavoz de Educación en Madrid, “queremos huir de polémicas que, más que a criterios pedagógicos, responden a intereses de otra naturaleza”.

Sobre la firma

Berta Ferrero

Especializada en temas sociales en la sección de Madrid, hace especial hincapié en Educación o Medio Ambiente. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Cardenal Herrera CEU (Valencia) y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción