El encendido de las luces da comienzo a la Navidad en Madrid

El alumbrado de la recién inaugurada Plaza de España quita protagonismo a la Puerta del Sol, convirtiéndose en el epicentro de las celebraciones en la capital

El abeto natural de Plaza España, en el acto de encendido de la iluminación navideña de Madrid, el 26 de noviembre de 2021.
El abeto natural de Plaza España, en el acto de encendido de la iluminación navideña de Madrid, el 26 de noviembre de 2021.Fernando Sánchez - Europa Press (Europa Press)

La Navidad ha llegado a Madrid. La recientemente reformada Plaza de España ha robado protagonismo a la Puerta del Sol, y se ha convertido en el kilómetro 0 de las fiestas en la capital. Para celebrar el tanto esperado encendido de las luces, se ha montado una celebración como no se veían en las calles madrileñas desde tiempos prepandemia. Carolina Cerezuela ha sido la madrina de un evento con coros de gospel para animar los miles de personas que han llenado la plaza a pesar del frío.

La espera ha terminado a las 19.15, cuando el alcalde de la ciudad, José Luis Martínez-Almeida, ha presionado el botón que enciende los 21 distritos de Madrid. El momento ha sido tan emotivo que el alcalde ha decidido enterrar el hacha de guerra y compartir la cuenta atrás con los grupos municipales de todos los partidos, a los que ha invitado a subirse al escenario.

El gigantesco abeto de 18 metros, instalado en la confluencia con Gran Vía, ha sido el primero en brillar, decorado con más de 800 bolas e iluminado por 27.000 puntos de luz. Una lluvia de confetis y fuegos artificiales han animado a los espectadores, hipnotizados por las luces blancas de los cordones luminosos, que decoran los árboles alrededor de la plaza, y por el belén que recrea las escenas de la natividad y de la llegada de los Reyes Magos.

Vuelta a la normalidad

A un kilómetro de la gran fiesta, el mercadillo de la Plaza Mayor ha vuelto a recuperar su esencia con más de un centenar de puestos donde se venden adornos y figuras navideñas, después que el año pasado solo pudieron abrir la mitad. Como todos los años, en el centro de la plaza no puede faltar el gran árbol con una estrella gigante en el pico, mientras los arcos de acceso están decorados con unos grandes círculos brillantes que iluminan las paredes de piedra de los edificios.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

En las calles aledañas, los niños y sus familias esperan impacientes a que se enciendan las luces. Todos vienen bien preparados con guantes, bufandas y abrigos para soportar el frío. María Ángeles Jaldo ha venido con su familia desde Granada especialmente para ver las luces: “Quería que los niños lo vieran porque aquí es a lo grande”. Solo se quedan tres días en Madrid. Alonso, su hijo de 8 años, dice que está muy ilusionado y que le apasiona la Navidad: “Me encanta que toda la ciudad se ilumina de luces”.

Una pareja se hace una foto con el alumbrado de la Calle Alcalá.
Una pareja se hace una foto con el alumbrado de la Calle Alcalá. Kike Para

Las luces de la reactivación

Con un presupuesto de 3,6 millones de euros, las de este año son celebradas por el Ayuntamiento como “las luces de la reactivación”, una iluminación pensada para emitir un mensaje de ánimo y esperanza a madrileños y visitantes tras más de un año y medio de pandemia.

Hasta el próximo 6 de enero, 11 millones de bombillas led distribuidas por 230 emplazamientos iluminarán la capital, de lunes a jueves en la habitual franja horaria de 18.00 a media noche. Viernes, sábados y domingos el horario se extiende a la 1.00; el 24 de diciembre y el 5 de enero será de 18.00 a 3.00, mientras que el 31 de diciembre de 18.00 a 6.00.

A los típicos arcos que cruzan de lado a lado las calles, se suman en toda la ciudad casi 6.700 cadenetas de luz, lo que equivale a unos 147 kilómetros, 118 cerezos y 13 grandes abetos luminosos. La Puerta del Sol mantiene su tradicional árbol de luces azules y verdes en frente de la Real Casa de Correo. Sin embargo, las calles de Preciados y Montera exhiben un nuevo decorado: largas cintas de luces rojas la primera, y los renos de Papá Noel la segunda. Se mantienen los belenes figurativos de las puertas históricas de la ciudad (Alcalá, Toledo o San Vicente) y la gran bola lumínica de 12 metros de diámetro en la confluencia de las calles Alcalá y Gran Vía, justo delante del Edificio Metrópolis.

Además de las decoraciones en la Plaza de España, otra gran novedad es la iluminación del Retiro. El Paseo de México, una de las principales entradas al parque, brillan con cerezos luminosos y 48 árboles adornados con cordones de led rojo, mientras al final del Paseo de las Estatuas se puede visitar un belén de luces en tonos blancos y dorados.

Dispositivo ‘antiaglomeraciones’

Como anunció la semana pasada, el Ayuntamiento ha puesto en marcha un dispositivo policial para redirigir el tráfico y la afluencia de peatones en las calles que rodean la Puerta del Sol. Las previsiones de aglomeración han resultado acertadas. Este viernes por la noche, pasear por las aceras de la Gran Vía ha sido una operación más compleja de lo habitual, debido al ingente número de gente que han acudido al centro para ver el alumbrado y aprovechar el día del Black Friday para las compras navideñas.

La Policía Municipal ha fijado un sentido único peatonal a las calles de Preciados y Carmen, permitiendo usar la primera para subir de Sol a Callao, y la segunda para el recorrido al revés. Así mismo, los accesos a la estación Gran Vía han sido divididos para optimizar el flujo de pasajeros.

Suscríbete aquí a nuestra newsletter diaria sobre Madrid.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS