Sánchez reactiva 30 años después la Operación Campamento: 12.000 viviendas en Madrid, el 60% públicas

El proyecto, que empezó a tomar forma en 1989, y estuvo a punto de fraguar entre 2005 y 2013, se retoma ahora sin que el Ayuntamiento conozca los detalles

Vista aérea de una de las zonas donde se llevará a cabo la Operación Campamento.
Vista aérea de una de las zonas donde se llevará a cabo la Operación Campamento.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado este martes, durante el debate sobre el estado de la nación, el desbloqueo “inmediato” de la Operación Campamento, lo que supondrá construir 12.000 viviendas en la ciudad de Madrid, el 60% de ellas públicas. El proyecto se ejecutará sobre los casi nueve millones de metros cuadrados que ocupan al sur de la capital los antiguos cuarteles militares sin uso de la carretera de Extremadura (A-5), propiedad del Ministerio de Defensa. Esas instalaciones están a ocho kilómetros de la Puerta del Sol y lindan con el municipio de Pozuelo de Alarcón, enraizado en el oeste de la región. Sin embargo, no ha trascendido aún la fecha de inicio de las obras, su calendario, ni su presupuesto. Y desde el Ayuntamiento de Madrid, gobernado por el PP y Ciudadanos, se reclama concreción.

Debate sobre el Estado de la Nacion en el Congreso de los Diputados. Pedro Sanchez. Foto: Jaime Villanueva | Vídeo: EUROPA PRESS

El anuncio del presidente del Gobierno, lanzado durante la primera jornada del debate, supone reactivar un proyecto que empezó a tomar forma en 1989; que a punto estuvo de fraguar entre 2005 y 2013; y que quedó en suspenso desde entonces.

¿La razón? El Consejo de Ministros, presidido por Mariano Rajoy, pisó el freno en mayo de 2013, ya que una sentencia del Tribunal Supremo de septiembre de 2012 había anulado el planeamiento urbanístico de los nuevos barrios de la capital, incluido el de Campamento.

Desde entonces, tanto el equipo de Manuela Carmena (alcaldesa entre 2015 y 2019 con Ahora Madrid) como el de José Luis Martínez-Almeida (alcalde desde 2019, con el PP) trabajaron para lograr la reactivación que llega ahora. Así, en los últimos meses ha habido varios contactos entre el área de urbanismo del Ayuntamiento y el Gobierno central, que han llevado a la constitución de un grupo de trabajo técnico formado por ambas administraciones. No obstante, la última reunión fue hace seis meses, según puntualizan desde el Ayuntamiento, donde llevan todo el tiempo transcurrido desde entonces esperando a que los Ministerios de Defensa y Transportes se pongan de acuerdo sobre el precio que el segundo debe pagarle al primero por el suelo en el que se desarrollará la Operación Campamento. A falta de saber si ese acuerdo se ha producido, en el gobierno municipal todo son dudas.

“También vamos a hacer más en materia de vivienda”, ha dicho Sánchez (PSOE) en el Congreso de los diputados. “Hemos traído a esta Cámara la primera ley de vivienda de nuestra democracia”, ha seguido. “Estamos limitando la subida de los alquileres”, ha recordado. “Y hoy les anuncio que desbloquearemos de inmediato la Operación Campamento para la construcción de hasta 12.000 viviendas en la ciudad de Madrid, un 60% de las cuales serán viviendas públicas”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Por su parte, Begoña Villacís, vicealcaldesa capitalina con Ciudadanos, ha reaccionado a ese anuncio con prudencia. “Sánchez anuncia hoy el desbloqueo de la Operación Campamento”, ha escrito Villacís en sus redes sociales. “Anuncia hoy algo en lo que llevamos trabajando dos años”, ha subrayado. “De momento solo hemos encontrado bloqueo, espero que esta vez aparte de anuncios nos encontremos con hechos”, ha cerrado sobre una operación que ya tiene aprobada el planeamiento urbanístico de la primera fase, lo que permitiría acelerar los plazos para construir hasta 11.000 viviendas.

“Celebramos este anuncio, de momento vacío de contenido”, ha insistido Mariano Fuentes, delegado de desarrollo urbano de Madrid. “La última reunión la tuvimos hace seis meses. Por tanto nos sorprende que desde el ministerio no se hayan puesto en contacto con nosotros, porque todavía quedan muchas variables que solucionar”, ha argumentado. Y ha enumerado: “Constitución de junta de compensación, presentación de la iniciativa pública, proyecto de urbanización, o retomar los acuerdos económicos plasmados en el convenio de 2009, para que el ministerio pague el 50% del soterramiento de la A-5, o un nuevo intercambiador en Cuatro Vientos”.

Todas esas apostillas al anuncio de Sánchez reflejan los mil y un vaivenes que ha sufrido el proyecto de la Operación Campamento, anunciado ya hace más de 30 años, y nunca culminado.

En 1989, el ministro de Defensa, Narcís Serra (PSOE), el presidente de la Comunidad de Madrid, Joaquín Leguina (PSOE), y el alcalde de Madrid, Juan Barranco (PSOE), firman un convenio para desmantelar una docena de acuartelamientos y construir allí oficinas y edificios gubernamentales. La operación tenía un presupuesto equivalente a 1.800 millones de euros; y Defensa iba a percibir 180 millones. Las partes convienen un plazo de 15 años. Y ahí arranca una operación muchas veces anunciada, y otras tantas veces frustrada.

La crisis económica de inicios de los años noventa enfría el acuerdo. La operación languidece. Defensa cambia de criterio y decide mantener ahí sus instalaciones y solo ceder para viviendas los espacios libres. Corre 1993 y el proyecto se considera “muerto”. Hasta que Alberto Ruiz-Gallardón (PP), sucesivamente presidente de la Comunidad de Madrid (1995-2003), y alcalde de la ciudad (2003-2011), logra reactivarla. Primero, en 1996, firma como líder autonómico un acuerdo con el regidor de la ciudad, José María Álvarez del Manzano (PP), y el ministro de Defensa, Federico Trillo (PP). En 2004, el nuevo presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero (PSOE), refrenda ese pacto con la nueva presidenta regional, Esperanza Aguirre (PP). Y un año después, en 2005, el nuevo titular de Defensa, José Bono (PSOE) da el pistoletazo de salida.

“Es la operación más importante de esta legislatura”, afirma la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, felicitándose de que las excavadoras empiecen a trabajar, y de que acabe una espera de 15 años. Pero nada sale como estaba previsto.

El plan urbanístico está listo en 2009. En septiembre de 2011, el Consejo de Ministros aprueba la venta del 51% de los terrenos de Campamento a Fomento por 150,5 millones de euros. A través de la Sociedad Estatal de Promoción y Equipamiento de Suelo debe comenzar la urbanización de 2,1 millones de metros cuadrados para levantar una primera fase de 10.700 viviendas, de las que 7.000 serían protegidas. Coste: 450 millones. La operación incluye, además, soterrar 2,6 kilómetros de la A-5 y hacer un intercambiador y un aparcamiento disuasorio. En total, 617 millones más, a medias entre Ayuntamiento y Gobierno. La segunda fase, sin fecha, supondría 10.700 viviendas más.

Y entonces llega la sentencia del Supremo, que anula los nuevos barrios previstos por el Plan General de Ordenación Urbana de 1996. También, claro, el de Campamento. Desde entonces se suceden las negociaciones entre los ministerios de Defensa y Fomento o Transportes, para cambiar la titularidad de los terrenos. Y también, las negociaciones entre el Gobierno central y el municipal.

Así, las conversaciones entre las dos administraciones cogieron algo de velocidad en 2020, ya con Almeida como alcalde. En febrero de aquel año, el Ministerio de Hacienda publicó el anuncio previo del proyecto de ejecución del Paseo Verde del Suroeste, con un valor estimado del contrato de 4.135.250,00 euros. Fue un primer paso para soterrar los 3,8 kilómetros del Paseo de Extremadura que transcurren entre la avenida de Portugal y el cruce con la avenida de los Poblados. Ese cambio permitiría que por esos terrenos pase también el Bosque Metropolitano, que se integraría en la parte de suelo no urbanizable, para unir el arroyo de Meaques con la Casa de Campo. Y a su alrededor se construirían las 12.000 viviendas prometidas este martes por Sánchez, el 60% de las cuales serían públicas.

Suscríbete aquí a nuestra newsletter diaria sobre Madrid.

Sobre la firma

Juan José Mateo

Es redactor de la sección de Madrid y está especializado en información política. Trabaja en el EL PAÍS desde 2005. Es licenciado en Historia por la Universidad Complutense de Madrid y Máster en Periodismo por la Escuela UAM / EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS