Megan Thee Stallion, la ‘ahijada’ de Beyoncé que triunfa en los Grammy, el rap e Instagram

La texana de 26 años, que se crió con su madre, su abuela y su bisabuela, se ha alzado con el premio Mejor Artista Revelación tras cinco años de carrera musical

Beyonce y Megan Thee Stallion aceptan el premio a mejor canción de rap por 'Savage' en los Grammy de 2021, en Los Ángeles, California. En vídeo, el discurso de la rapera y su actuación junto a Cardi B en la gala.FOTO: CHRIS PIZZELLO / AP | VÍDEO: REUTERS

Más de 21 millones de seguidores contemplan a Tina Snow, que es como Megan Thee Stallion se hace llamar en Instagram, en su explícito perfil de esta red social. Sin embargo, aunque las cifras de sus redes parezcan proclamar que lo tiene todo hecho, esta rapera todavía está empezando a dar sus primeros pasos en la fama de la vida real. Tanto es así que la noche del domingo al lunes la joven, de 26 años, se convirtió en la artista revelación de los 63º premios Grammy. Su potencia mediática y musical quedó demostrada cuando la joven texana ganó otros dos galardones: los de mejor interpretación de rap y mejor canción de rap, ambos por el tema Savage. Para recoger este último no salió sola al escenario, sino que estuvo acompañada de nada menos que Beyoncé. De hecho, el premio fue para ambas por ese dúo, con el que consiguieron que por primera vez dos mujeres ganaran el galardón a la mejor interpretación de rap por la remezcla de Savage.

Ha sido precisamente la artista femenina con más Grammy de la historia la que le ha dado a Stallion y a su carrera el empujón definitivo, después de cinco años de trayectoria, gracias a grabar con ella una versión de ese tema. En solitario, Savage tiene 280 millones de reproducciones en Spotify; junto a Beyoncé, más de 290. Pero el tema más triunfador de Stallion es WAP, junto a Cardi B, que suma más de 720 millones de reproducciones en esta popular plataforma y que interpretó en una aplaudida actuación en el escenario de los Grammy. De hecho ambas mantienen una estética similar, que anoche demostraron vestidas con galácticos trajes plateados y perreando sin parar sobre el escenario. Sus looks rompedores, con inmensas uñas, gusto por el látex brillante y reminiscencias de los noventa, la ha hecho convertirse en imagen de portadas de revistas como Harper’s Bazaar en EE UU.

Thee Stallion nació en Texas, en concreto en San Antonio, aunque se mudó a Houston —ciudad natal de Beyoncé— cuando era apenas un bebé junto a su madre, Holly, que también era rapera y llevaba a la niña consigo a sus sesiones de ensayo. Ella la crio junto a la abuela de la niña, profesora de educación especial —y que estuvo con ella en los Grammy— y a su bisabuela, una empresaria hecha a sí misma. Su padre estaba en prisión. “Mi padre fue mi mejor amigo, pero los primeros ocho años de mi vida estuvo en la cárcel”, relató en una entrevista en Marie Claire en abril de 2020. “Cuando salió, estábamos juntos cada día. Vi cómo trataba a mi madre, y cómo me trataba a mí. Tengo unas influencias positivas tan fuertes que no pienso bajar mis estándares”, relató. Su padre murió cuando ella estaba en el instituto, y hace dos años perdió a la vez a su madre y a su bisabuela.

Holly siempre fue la principal influencia de la niña, que de pequeña sufrió acoso en el colegio, con insultos de sus compañeros. Su madre la animó a que se mostrara firme con su acosador, y eso hizo, con tan solo siete años. De nombre real Megan Jovon Ruth Pete (stallion significa “semental” en inglés, porque desde pequeña la niña fue alta —177 centímetros— y muy grande y recibió ese apodo, habitual en el sur de EE UU), la pequeña empezó a escribir letras con 16 años. Entonces le pidió a su madre tener su propia carrera musical, pero ella le rogó que esperara un poco más, hasta los 21, y ella aceptó. Holly llegó a ver el éxito de la joven, pero no en todo su esplendor: murió en marzo 2019. En ese momento la rapera también perdió a su bisabuela, a la que también estaba muy unida. Pero decidió no bajar el ritmo: “Mi madre no lo hubiera querido”. El día después de su funeral fue a una entrevista en una radio.

Megan Thee Stallion posa con sus tres premios Grammy en la 63ª edición de los galardones, celebrados en Los Ángeles, California, el 14 de marzo de 2021.
Megan Thee Stallion posa con sus tres premios Grammy en la 63ª edición de los galardones, celebrados en Los Ángeles, California, el 14 de marzo de 2021.Jordan Strauss (GTRES)

Precisamente la colaboración del tema que ahora le ha hecho ganar un Grammy junto a Beyoncé nació como una propuesta solidaria en pos del Texas que vio nacer y crecer a Stallion. Tanto la gran diva del pop como la casi recién llegada comparten sus orígenes texanos y en abril del año pasado lanzaron juntas una nueva versión de Savage (estrenada apenas un mes antes) con la intención de recaudar fondos para la lucha contra la covid, y donaron todo lo obtenido de la misma a la asociación benéfica Bread of Life Houston para ayudar a los afectados por la pandemia. “Estoy llorando, literalmente, porque siendo de Houston, Texas, esto significa absolutamente todo para mí”, escribía entonces Thee Stallion en su perfil de Instagram sobre la nueva colaboración.

La relación entre ambas cantantes es cariñosa y cordial. La joven aseguró en la revista Variety acerca de su maestra que hablaban “constantemente”. “Me ha tratado como si fuera parte de su familia, y ahora siento que lo somos”, afirmó. Ambas se conocieron en una fiesta de Nochevieja organizada por el también músico Jay Z, marido de Beyoncé en la que, cuenta, pensó que se iba a desmayar cuando se la presentaron. “En los primeros cinco minutos de conversación me sentí como si la conociera de toda la vida”, contaba la rapera. “Es de locos, porque mi madre era una gran seguidora de Beyoncé y solía hacerme ver un montón de cosas de ella”, contó en una ocasión. De hecho, se declara “la fan número uno” de la artista y ha reconocido que la tiene muy en cuenta a la hora de decidir si el material que produce es o no de calidad.

Además, en julio de 2020, cuando Thee Stallion fue operada de un pie, Beyoncé le mandó flores y una cariñosa tarjeta. La cirugía se debió a una pelea entre la rapera y otra cantante, la canadiense Tory Lanez, que le disparó en un pie cuando ambas volvían de una fiesta en casa de Kylie Jenner.

Sobre la firma

María Porcel

Licenciada en Periodismo y Comunicación Audiovisual, es Máster de la Escuela de Periodismo UAM-El País, lleva más de una década vinculada a EL PAÍS. Ha pasado por Cadena Ser, SModa y El HuffPost, donde implementó la estrategia de Redes Sociales y trabajó en la sección de Tendencias. También ha escrito para Vanidad, Business Insider o Marie Claire.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS