Si tu deporte es el submarinismo, este es tu reloj

Rolex renueva su colección Submariner y saca pecho para reivindicar que la caja Oyster siempre ha estado cerca de los buceadores más audaces

Mejor visibilidad, bisel Cerachrom... El Submariner se actualiza sutilmente: todo ha de cambiar para que nada cambie.
Mejor visibilidad, bisel Cerachrom... El Submariner se actualiza sutilmente: todo ha de cambiar para que nada cambie.

En las profundidades deambula este modelo. La caja Oyster, el alma de la firma, nació en 1926 y en los años cincuenta se convirtió en la mejor aliada de los pioneros del submarinismo gracias a innovadores avances técnicos en busca de la hermeticidad absoluta. En 1953 aparece por fin en escena el Submariner, primer reloj de pulsera de buceo hermético hasta 100 metros de profundidad. Pasaron los años y siguió incorporando innovaciones que culminan ahora, en 2020, con la nueva generación de su Oyster Perpetual Submariner y el Oyster Perpetual Submariner Date. Así, a bote pronto, la caja se ha rediseñado y aumentado hasta los 41 milímetros de diámetro (atención a esos reflejos luminosos que brujulean en los flancos de la carrura) y el brazalete también ha recibido ligeros retoques. Otro hito: se introduce por primera vez en la gama Submariner la función de fecha. Estos movimientos automáticos se zambullen hasta los 300 metros, un paraíso de oscuridad en el que los nuevos Submariner refulgen gracias a agujas e índices cuyo material luminiscente de larga duración emite una tenue luz azul. Cuatro nuevos ejemplares revestidos de cerámica de alta tecnología combinada con oro y esas aleaciones impresionantes a las que nos tiene acostumbrados Rolex. Elija el suyo: negro, verde, azul con oro y acero y azul con esfera negra.

Puedes seguir ICON en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS