Obama defiende la clemencia a Manning tras una condena “dura"

El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, dispuesto a ir a EE UU si se “respetan sus derechos”

El presidente de Estados Unidos Barack Obama.JOSHUA ROBERTS (REUTERS) | EPVundefined

“Chelsea Manning ha cumplido una condena dura”, recordó Obama durante su última rueda de prensa desde la Casa Blanca, dos días antes de que le releve elrepublicano Donald Trump. Cuando Manning recobre la libertad, el 17 de mayo, la exanalista militar en Irak, que en la época en que filtró los documentos todavía se identificaba como el soldado Bradley Manning, habrá cumplido siete años de cárcel. Tiempo suficiente para que cualquiera que esté pensando filtrar información “no pueda pensar que puede librarse de un castigo”, según Obama.

Del pequeño pero famoso grupo de personas que han filtrado secretos de Estados Unidos en los años de Obama, club al que también pertenecen Assange y el exanalista de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) Edward Snowden, solo Manning parece que podrá moverse en libertad por EE UU en el futuro inmediato. Aunque ha habido numerosas peticiones internacionales para que también Assange y Snowden reciban clemencia, Obama no lo tiene previsto. Al fin y al cabo , Manning “fue a juicio, se cumplió la ley, ella asumió responsabilidad por su crimen, recibió una sentencia muy desproporcionada en relación con la que sufrieron otras personas que filtraron secretos y ha cumplido un tiempo importante de su sentencia”, recordó el demócrata, que aseguró sentirse muy “cómodo” con su decisión pese a las críticas.

Y las críticas no han faltado. El nuevo portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, aseguró que a Trump le “preocupa” ese gesto. Perdonar a alguien que ha filtrado secretos del país es “decepcionante y envía un mensaje muy preocupante en torno al manejo de información clasificada”, según el presidente electo. Trump ha desestimado los informes de inteligencia sobre los ciberataques rusos durante las elecciones y valorado la acción de WikiLeaks,

La noticia también provoca el rechazo de legisladores republicanos clave en el Capitolio, como el presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, que lo considera “escandaloso”, o el senador John McCain. Para el presidente del Comité de Fuerzas Armadas, la conmutación de la pena de Manning es un “grave error que alentará más actos de espionaje”.

Quien también está analizando al detalle la decisión de Obama es Assange. La noticia de la clemencia para Manning llegó hasta la embajada ecuatoriana en Londres donde el fundador de WikiLeaks lleva refugiado más de cuatro años, intentando evitar una extradición a Suecia por unos presuntos delitos sexuales que el australiano considera un intento de deportarlo a EE UU. Hace una semana, Assange dijo en Twitter que si Manning recibía clemencia, estaba dispuesto a ser extraditado a Estados Unidos.

Ahora, WikiLeaks matiza esas palabras. “Assange está encantado de venir a EE UU siempre y cuando se garanticen sus derechos”, declaró la plataforma en otro mensaje en la red social. . “No presto mucha atención a los tuits del señor Assange”, dijo Obama. La Casa Blanca ha insistido en los últimos meses en que no cabía plantearse un perdón a Assange o a Snowden puesto que estos ni siquiera se han sometido a la justicia estadounidense.

Sobre la firma

Silvia Ayuso

Corresponsal en París. Previamente formó parte del equipo de EL PAÍS en Washington. Licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, comenzó su carrera en la agencia Efe y posteriormente en la alemana Dpa, para la que también fue corresponsal en Santiago de Chile, La Habana y Washington.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción