La activista de Black Lives Matter Sasha Johnson, grave tras recibir un disparo en Londres

La policía apunta a que la agresión pudo ser casual, pese a que había recibido amenazas de muerte, según su partido político

La activista del movimiento Black Lives Matter Sasha Johnson, en una protesta en Trafalgar Square, en Londres, el 13 de junio de 2020.
La activista del movimiento Black Lives Matter Sasha Johnson, en una protesta en Trafalgar Square, en Londres, el 13 de junio de 2020.DPA vía Europa Press (Europa Press)

La destacada activista antirracista británica Sasha Johnson, cofundadora del movimiento internacional Black Lives Matter (las vidas de los negros importan), se encuentra en estado crítico tras haber recibido este domingo un disparo en la cabeza en Londres, según confirmó este lunes un portavoz de Taking the Initiative (tomando la iniciativa), el partido político en el que milita.

Johnson, de 27 años y madre de dos hijos, había recibido “numerosas amenazas de muerte”, según afirmó esta formación de cuyo comité directivo forma parte. Sin embargo, fuentes policiales británicas indicaron que no hay aún indicios que apunten a que el ataque, que tuvo lugar en el barrio londinense de Southwark, en el sur de la capital británica, haya sido deliberado. “Nuestra investigación se encuentra en sus primeras fases y se están llevando a cabo pesquisas de urgencia para establecer las circunstancias del hecho”, declaró el inspector jefe de la Policía Metropolitana de Londres, Jimi Tele. “Todos esperamos que la situación de la joven mejore”, añadió.

Una amiga de Johnson, citada por la cadena británica BBC, sostuvo también que, en su opinión, la agresión pudo ser casual y que podría “estar relacionada con una pelea entre bandas rivales”, más que con el activismo antirracista de la víctima.

Más información
Biden: “El racismo sistémico es una mancha en el alma de Estados Unidos”
La joven que dio un vuelco a la lucha racial con su teléfono móvil

Los únicos detalles adicionales que han trascendido del incidente es que este tuvo lugar en las inmediaciones de una vivienda donde se celebraba una fiesta. Sin nombrar a la activista, la Policía Metropolitana de Londres ha hecho un llamamiento público para pedir a posibles testigos que acudan a declarar. Los detectives del Comando Especializado en Crimen de Scotland Yard han asumido la investigación.

La noticia de la agresión a una de las caras más conocidas del movimiento antirracista en el Reino Unido se ha conocido la víspera del primer aniversario del homicidio del afroamericano George Floyd, que murió asfixiado en Minneapolis (EE UU) cuando el polícía Derek Chauvin lo mantuvo más de diez minutos contra el suelo presionando con su rodilla el cuello del fallecido, el 25 de mayo de 2020.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

“Una voz poderosa”

El partido de Johnson precisó que la activista se encuentra hospitalizada con heridas que hacen temer por su vida en la unidad de cuidados intensivos de un hospital de la capital británica. Poco después, la formación anunció una vigilia ante el centro médico donde podría estar ingresada: el hospital King’s College. Fuentes de esa formación pidieron a sus seguidores que rezaran “por la recuperación” de la mujer, a la que definieron como “una voz poderosa” que siempre ha luchado contra la injusticia que sufre la comunidad negra.

El movimiento Black Lives Matter comenzó en 2013 en EE UU a raíz de la absolución de George Zimmerman por la muerte del adolescente afroamericano Trayvon Martin a causa de un disparo de bala el 26 de febrero de 2012. Sin embargo, fue el homicidio de George Floyd, ahora hace un año, el que reavivó las protestas y logró universalizar la denuncia del movimiento acerca de la violencia policial contra los afrodescendientes en Estados Unidos y otros países del mundo como Reino Unido.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS