La izquierda apoya a la derecha en la región de Marsella para derrotar a Le Pen en Francia

La candidatura ecologista, socialista y comunista se retira para frenar en la segunda vuelta al aspirante de la extrema derecha mejor situado en las regionales francesas

Jean-Laurent Félizia, el candidato de la izquierda en la región francesa de Provenza-Alpes-Costa Azul, este lunes en Marsella.
Jean-Laurent Félizia, el candidato de la izquierda en la región francesa de Provenza-Alpes-Costa Azul, este lunes en Marsella.NICOLAS TUCAT (AFP)

La izquierda ha decidido retirar su candidatura en la región de Provenza-Alpes-Costa Azul (PACA, por sus siglas francesas) con el fin de evitar una victoria de Thierry Mariani, candidato del partido de extrema derecha Reagrupamiento Nacional (RN). La decisión llegó el lunes después de que el ecologista Jean-Laurent Félizia se resistiese en un primer momento a abandonar la carrera pese a las presiones de los jefes de su partido, Europa Ecología Los Verdes (EELV), y de los partidos aliados a la candidatura, el socialista y el comunista.

Félizia acabó cediendo. Y en PACA se formará un frente republicano. Es decir, la unión de todos los partidos, desde la izquierda a la derecha moderada, para aislar a la extrema derecha. PACA es la única región de Marsella y Niza donde el RN de Marine Le Pen fue la lista más votada en la primera vuelta de las elecciones regionales del pasado domingo, y donde tiene posibilidades de conquistar el poder en la segunda, el próximo 27 de junio.

Más información
La derecha clásica derrota con claridad a Le Pen en las elecciones regionales francesas
La abstención masiva marca las elecciones regionales en Francia

Mariani obtuvo el domingo un 36,4% de votos, según el recuento final. En segunda posición quedó el actual presidente de la región, Renaud Muselier, con un 31,9%. Muselier pertenece a Los Republicanos (LR), partido de la derecha tradicional francesa. Félizia quedó tercero con un 16,9% de votos.

Las presiones que Félizia recibió en las horas posteriores al resultado fueron considerables. “No se puede tomar ningún riesgo con la extrema derecha”, dijo el primer secretario del Partido Socialista, Olivier Faure. Julien Bayou, secretario nacional de EELV, declaró que Félizia no recibiría el apoyo del partido y que podría acabar expulsado. Las presiones funcionaron y Félizia renunció a presentarse.

Al contrario que en las presidenciales, en las que pasan a la segunda vuelta los dos candidatos más votados, en las regionales se clasifican las listas que superan el 10% de votos. Legítimamente, pues, Félizia hubiera podido mantener su candidatura. El riesgo hubiera sido que la división del voto allanase el camino para la victoria de Mariani y permitiese a la extrema derecha gobernar por primera vez una región.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

La solución, en este caso, es el frente republicano: la retirada de la lista peor situada y su apoyo a la que está en condiciones de batir a la extrema derecha. En este caso, al candidato de la derecha. Félizia, ecologista de izquierdas, declaró: “Votaré a Renaud Muselier para derrotar a Thierry Mariani y a su triste cohorte”.

En la primera vuelta de las anteriores regionales, en 2015, el entonces Frente Nacional, antecesor del Reagrupamiento Nacional, fue el partido más votado en seis regiones, pero el frente republicano en la segunda vuelta impidió que ganase en ninguna. Con la retirada de la izquierda, las probabilidades de una victoria del RN en Provenza-Alpes-Costa Azul el próximo domingo no se anulan, pero se reducen.

Sobre la firma

Marc Bassets

Es corresponsal de EL PAÍS en París y antes lo fue en Washington. Se incorporó a este diario en 2014 después de haber trabajado para 'La Vanguardia' en Bruselas, Berlín, Nueva York y Washington. Es autor del libro 'Otoño americano' (editorial Elba, 2017).

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS