La ultraderecha entra en el Congreso de Argentina

El partido La libertad avanza encabezado por los economistas Javier Milei y José Luis Espert obtiene cinco bancas en la Cámara baja

El economista ultraliberal Javier Milei, líder de La libertad avanza, celebra su elección como diputado argentino en el estadio Luna Park.
El economista ultraliberal Javier Milei, líder de La libertad avanza, celebra su elección como diputado argentino en el estadio Luna Park.Amilcar Orfali (Getty Images)

La ultraderecha ha entrado en el Congreso de Argentina. El partido La libertad avanza, encabezado por el economista Javier Milei, contará con cinco bancas en la Cámara de Diputados a partir del 10 de diciembre gracias a los votos obtenidos en la capital argentina y en la provincia de Buenos Aires. “Viva la libertad, carajo”, gritaban eufóricos los simpatizantes de la formación ultraliberal en el mítico estadio Luna Park, convertido este domingo en su búnker electoral.

“Almas libres, leones heroicos, gracias por tanto rugido”, ha agradecido Milei al 17% de los votantes que lo han apoyado en Buenos Aires, donde se ha convertido en la tercera fuerza electoral. Con una Cámara de Diputados sin mayorías absolutas, los cinco diputados obtenidos entre Milei en la ciudad y José Luis Espert en la provincia de Buenos Aires podrían ser claves para negociar nuevas leyes. Aún así, Milei ha prometido a sus seguidores que rechaza la oferta de diálogo hecha por el presidente argentino, Alberto Fernández, y ha arremetido también con dureza contra el alcalde de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta. “Tiene miedo, la casta tiene miedo”, es uno de los gritos que más se escuchan en sus mítines”. Tanto Fernández como Larreta reciben duros insultos por parte de los libertarios argentinos, en su mayoría hombres menores de 30 años.

Tensión sobre el escenario

“Es tiempo de enterrar para siempre a los que nos llevaron a la miseria, a la pobreza y al atraso frente a todo el mundo”, lo ha secundado la abogada Victoria Villarruel, también elegida como diputada nacional por Buenos Aires. Villarruel, presidenta del Centro de Estudios Legales sobre el Terrorismo y sus Víctimas ha negado en numerosas ocasiones el terrorismo de Estado durante la última dictadura y su elección preocupa a los movimientos de derechos humanos en Argentina. Cuando hablaba se vivió un momento de gran tensión: ante el intento de un seguidor de subir al escenario, un guardaespaldas corrió hacia él y amagó con sacar un arma.

Milei ha dejado claro esta noche que su objetivo es la carrera presidencial de 2023. Hoy, el partido que encabeza sólo tiene fuerza en Buenos Aires y su área metropolitana, pero aspira a convertirlo en una fuerza nacional en los próximos dos años. “A partir de mañana vamos a empezar a recorrer cada rincón de Argentina para que en 2023 haya una boleta liberal en cada rincón del país”, ha dicho el economista entre vítores y aplausos de sus simpatizantes.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Con Donald Trump y Jair Bolsonaro como ejemplos a seguir, Milei ambiciona la presidencia, pero carece por ahora de la estructura territorial de las grandes coaliciones argentinas: el peronista Frente de Todos y el conservador Juntos por el Cambio. El exceso de confianza le jugó también una mala jugada en la elección del búnker. El Luna Park, con capacidad para 11.000 personas, se veía semivacío este domingo, con las gradas laterales sin público e importantes espacios blancos en el campo.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS