López Obrador defiende la publicación del expediente de la DEA sobre Cienfuegos

El presidente insiste en que se hizo “lo correcto” y lo “ético” y asegura que México lamenta el trabajo de la agencia antinarcóticos estadounidense en la investigación del exsecretario de Defensa por narcotráfico

López Obrador, este lunes en el Palacio Nacional.
López Obrador, este lunes en el Palacio Nacional.PRESIDENCIA (EFE)

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha defendido este lunes en rueda de prensa que la publicación del expediente de la agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) en contra del exsecretario de Defensa Nacional Salvador Cienfuegos Zepeda por supuestos vínculos con el narcotráfico y lavado de dinero. “No podemos fabricarle delitos a nadie, de modo que lo que hicimos fue lo correcto, es ético”, ha insistido el mandatario pese al mensaje de descontento del Departamento de Justicia de EE UU por la difusión de información confidencial. López Obrador ha asegurado que las relaciones con su país vecino siguen siendo buenas, pero avisa que si EE UU va a reconsiderar compartir información como anunciaron en el comunicado, deberían “pensarlo bien”. “Yo también podría decir lo mismo, que estamos decepcionados con el trabajo de la DEA, pero mejor vamos a dejarle así”, ha sentenciado.

El pasado viernes, la Fiscalía General de la República, publicó en sus redes sociales el informe de 700 páginas de la DEA con los miles de interceptaciones de mensajes de teléfono celular atribuidas al general Cienfuegos y a cabecillas del narcotráfico. Unas horas antes, el mismo organismo anunciaba que exoneraba al general de las acusaciones de Estados Unidos de cooperar con el clan de narcotraficantes de los Beltrán Leyva, un cargo por el que había sido investigado y detenido el 15 de octubre en Los Ángeles. Tras el carpetazo a la investigación de la FGR, quién asumió el caso para procesar al general bajo leyes mexicanas, hizo público el expediente sin censura y con información confidencial de la DEA. “Lo que hicimos fue dar a conocer el expediente para que se supiera sin esconder nada que no hay elementos, que en efecto se fabricó el delito, o se fabricaron los delitos, independientemente de quien sea la persona”, ha justificado el presidente.

López Obrador ha vuelto a aumentar la tensión diplomática entre ambos países. Tras acusar a la agencia antinarcóticos de “fabricar” la acusación contra el general, ha reiterado que el informe del caso que llevó años de seguimiento a la Justicia estadounidense, no tiene pruebas suficientes. “No se es posible que se lleve a cabo una investigación con tanta irresponsabilidad, sin sustento y que nos quedemos callados”, ha indicado antes de añadir que los autores del documento armaron el mismo sin profesionalismo y sin ética. Reconoce que la decisión de publicar información confidencial es inédita, pero “las circunstancias lo exigían” porque está en juego “el prestigio de México”. La detención del exsecretario de Defensa, responsable de combatir el narcotráfico, puso en duda al Ejército mexicano, herramienta que el presidente ha usado con frecuencia para desplegar sus programas sociales.

Además, ha señalado que los mensajes de WhatsApp del informe supuestamente redactados por el general estaban llenos de faltas de ortografía y que no se corresponden con un funcionario de alto nivel. “Por eso es importante que se vea el expediente”, ha insistido. “¿Cómo a partir de fotografías de pantallas de teléfonos se va a culpar a alguien? Eso lo podemos hacer cualquiera”, ha expresado.

México, ante la sorpresa de la detención de Cienfuegos en octubre, emprendió una pelea diplomática para que fuera extraditado. EE UU retiró los cargo con el pretexto de que “hay sensibles e importantes consideraciones de política exterior que pesan más que el interés del Gobierno en perseguir el juicio contra el acusado”. Después del comunicado conjunto de ambos Gobiernos, hubo reportes de que México condicionó la colaboración en el combate a las drogas si no se daba marcha atrás al caso del general.

El presidente ha señalado que en tiempos de elecciones, como las que posicionaron a Joe Biden como próximo presidente de EE UU en medio de un tenso proceso, siempre hay “pasiones” y “confrontación política”. “Creo que como estaban de por medio las elecciones, no sé qué agencia tomó la decisión de promover este juicio o acelerar la investigación y con esos elementos detener al general”, ha explicado. López Obrador ha señalado que pese a que las investigaciones se remontan a 2013, solo le detuvieron 18 días antes de los comicios. “Se me hace muy raro la verdad porque es de lo más irresponsable, no hay profesionalismo”, ha concluido.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS