México registra la mayor subida de la inflación en el mes de enero desde 2017

El incremento del precio de los energéticos y de alimentos como las papas y los plátanos sitúa la inflación anual en 3,54%, según el Inegi

Un hombre vende patatas en noviembre en la Central de Abastos de Ciudad de México.
Un hombre vende patatas en noviembre en la Central de Abastos de Ciudad de México.Nayeli Cruz

En un momento difícil para el país, en plena ola de contagios de covid-19 y de desplome económico, México ha registrado la mayor subida de la inflación en un mes de enero desde 2017. Los precios se han incrementado un 0,86% con respecto a diciembre, según los datos publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Esta alza se debe principalmente a los energéticos, cuyo costo ha aumentado un 5,23% en este inicio de año. La variación anual de la inflación se sitúa en 3,54%, ligeramente por encima de lo proyectado por los analistas, pero dentro del rango de variabilidad que estima el Banco de México.

La pandemia ha golpeado con dureza a la economía de México. El PIB en 2020 se hundió un 8,5%, la mayor caída desde la Gran Depresión, pero para los mexicanos los precios de los productos han seguido aumentando durante la contingencia. Así, según el Índice Nacional de Precios al Consumidor, el coste de la papa ha aumentado este mes en 18,84%, 12,25% para los plátanos y 2,75% en los cigarrillos. Además, se ha incrementado el precio de la gasolina (6%) y el gas (9%). Por otro lado, la crisis en la que se encuentra sumida el sector turístico ha provocado que el transporte aéreo sea un 21,54% más barato y los servicios turísticos en paquete un 11,64%. También la bajada del coste de alimentos como la cebolla (18,8% menos) o los chiles (8,9% menos) han ayudado a contener la tasa general de inflación.

La variación de precios tampoco ha sido homogénea en todo el territorio, aunque todas las entidades han registrado un aumento de costos. Estado de México, Sinaloa e Hidalgo son los estados que más han sufrido el aumento frente a Chiapas o Quintana Roo.

Marco Oviedo, jefe de Investigación Económica para América Latina del banco de inversión inglés Barclays, apuntaba a EL PAÍS en noviembre que se espera que la inflación siga creciendo hasta mediados de 2021. Durante la pandemia, los mexicanos gastaron en alimentos lo que antes gastaban en entretenimiento o restaurantes, asegura Oviedo, lo que llevó a un incremento en la inflación. Este año el nuevo factor es la vacuna, una vez inmunizada gran parte de la población se espera que la industria gastronómica arranque de nuevo a su capacidad completa y tenga que ajustar sus precios a los nuevos costos de los alimentos.

Además, entra en juego otra variable que puede elevar la inflación: el incremento del salario mínimo un 15% aprobado a mediados de diciembre. México tiene uno de los salarios base más bajos de Latinoamérica y el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador aprobó subirlo hasta 141,7 pesos diarios en todo el país y en 213,39 pesos en la frontera norte. Este incremento de dos cifras está muy por encima del alza de la inflación. Es la tercera subida en dos años: en 2019, el salario mínimo aumentó un 16%, y en 2020, otro 20%, el mayor salto en 40 años.

La responsabilidad de contener la inflación le corresponde al Banco de México. El director de Análisis Económico de Banorte, Juan Carlos Alderete, considera que el banco central ha hecho “muy buen trabajo manteniendo la estabilidad de los precios y sin inducir mayores choques que afecten aún más el ingreso real de las familias”. El experto define la inflación como “un impuesto que afecta a todas las personas, pero sobre todo a las de menores ingresos” por lo que no hay que minimizar las consecuencias de sus subidas.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción