La producción industrial se estanca y cae a su menor nivel del año en junio

La actividad del sector retrocede un 0,5% e hila tres meses consecutivos de caídas

Una planta automotriz en el Estado de México, el año pasado.
Una planta automotriz en el Estado de México, el año pasado.Galo Cañas (CUARTOSCURO)

La recuperación de la producción industrial en México ha perdido fuelle en los últimos meses. El sector retrocedió un 0,5% en junio respecto a mayo e hila ya tres meses consecutivos de caída, según datos publicados este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Aunque la actividad industrial creció un 13,6% respecto al mismo periodo del año pasado, en el momento más duro de la pandemia, la cifra de junio coloca a la producción en su menor nivel de 2021.

Más información
La economía mexicana crece un 1,5% en el segundo trimestre del año
Radiografía de la crisis en México: el 90% de los hogares tiene menores ingresos a causa de la pandemia

El retroceso se explica por las caídas en los pilares de la industria. La construcción disminuyó en junio un 2%, la mayor contracción mensual desde diciembre de 2020, y la minería, un 0,8%, de acuerdo al indicador del Inegi. La manufactura, en la que se sitúa el clave sector automotriz, retrocedió un 0,1%, la quinta caída en los primeros seis meses del año, destaca un análisis de Banco Base. La institución financiera apunta a los “cuellos de botella en cadenas de suministro al interior de la industria y la escasez global de semiconductores” para explicar el frenazo.

En este contexto de estancamiento, la economista Gabriela Siller, de Banco Base, apunta a la importancia de la reactivación de Estados Unidos, principal socio comercial de México, y del plan de infraestructuras de un billón de dólares que el Senado ha aprobado esta semana. “Da una buena perspectiva para la economía mexicana vía exportaciones y remesas. Sin embargo, los cuellos de botella en algunos centros de logística, la escasez de productos y de materia prima a nivel internacional representan riesgos que podrían limitar la recuperación”, señala la experta.

Pese a los retrocesos mensuales, la actividad industrial mantiene todavía un aspecto sólido si se compara con el mismo periodo del año pasado, cuando las fábricas apenas estaban volviendo a operar tras el cierre decretado por el Gobierno. Bajo esta óptica, la construcción creció un 15,2%; la minería, un 5%; y la manufactura, un 16,3%.

Tras el desplome de 8,5% del PIB en 2020, el mayor desde los años treinta del siglo pasado, la economía avanzó un 1,5% en el segundo trimestre de este año respecto al mismo trimestre del año pasado. En términos anuales, la cifra representó un salto del 19,6% frente al mismo periodo de 2020. Con todo, el PIB todavía se mantiene por debajo de sus niveles anteriores a la pandemia y los analistas han llamado a la precaución, ya que era de esperar un rebote importante ante los cierres del año pasado.

Los pronósticos de crecimiento han mejorado conforme al avance del programa de vacunación. La Secretaría de Hacienda espera un crecimiento de alrededor del 6,5% en 2021, frente al 5,3% previsto anteriormente. El Fondo Monetario Internacional (FMI), por su parte, revisó al alza sus proyecciones, de un 5% a un 6,3%.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Sobre la firma

Jon Martín Cullell

Es redactor de la delegación de EL PAÍS en México desde 2018. Escribe principalmente sobre economía, energía y medio ambiente. Es licenciado en Ciencias Políticas por Sciences-Po París y máster de Periodismo en la Escuela UAM- El PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS