Restos en la carretera e información oficial contradictoria: la odisea para hallar a Viridiana Moreno en Veracruz

La mujer de 31 años salió a buscar trabajo y nunca volvió. El gobernador, Cuitláhuac García, aseguró que estaba bien y “en resguardo”, pero luego la Fiscalía avisó a su familia que unos restos hallados en la carretera confirmaban su muerte

Viridiana Moreno, en una fotografía difundida en redes sociales.
Viridiana Moreno, en una fotografía difundida en redes sociales.RR.SS.

La familia de Viridiana Moreno, de 31 años, —desaparecida el miércoles 18 de mayo— estaba buscándola en compañía de un centenar de pobladores, en Veracruz, cuando un vecino les compartió un video en el que el gobernador del Estado, Cuitláhuac García Jiménez, aseguraba que Viridiana no estaba desaparecida sino “resguardada”. Aunque no entendieron qué significaba eso, todos, sin excepción, sintieron alivio y dieron por hecho que era cuestión de horas para que la volvieran a ver. Los padres de Viridiana, Enrique Moreno y Aurora Vásquez, decidieron grabar un video de agradecimiento porque, decían, no esperaban obtener una respuesta tan rápida y, mucho menos, directamente del gobernador.

Tres días después de la desaparición de Viridiana, su familia, acompañada de decenas de personas, ya la buscaban en los lugares donde las autoridades les dijeron que había sido registrada la última actividad de su teléfono móvil. Durante las dos jornadas de ese fin de semana, el grupo de búsqueda conformado por pobladores, amigos y familiares había encontrado ya varios restos humanos que, más tarde, las autoridades retendrían para determinar el ADN de la víctima. Sin embargo, información proporcionada por la familia de la joven Viridiana, asegura que era tal el grado de violencia y desintegración de los restos, que les había sido imposible decir con certeza si algo de lo hallado correspondía al cuerpo de la joven.

La declaración del gobernador García Jiménez solo generó confusión, incertidumbre y descontento. Viridiana Moreno había salido de su casa a una entrevista de trabajo y nunca volvió. Cinco días después de su desaparición, la Fiscalía le ha mostrado a la familia una serie de pruebas con las que sustentan que los restos encontrados por las decenas de personas del poblado, unos días antes, pertenecen a la mujer. Eduardo Vásquez, primo de Viridiana y portavoz de la familia, ha reiterado no reconocen los restos presentados por las autoridades de Veracruz porque no tienen certeza de que se trate de Viridiana. “No queremos que nos entreguen un cuerpo, o pedazos de él, solo para cerrar el caso. Y tampoco queremos que culpen a cualquiera para salir al paso”, dice.

Hernández cuenta que los restos fueron hallados por los grupos de búsqueda en bolsas de plástico en los alrededores del pueblo costero de Chachalacas, a 15 kilómetros de Cardel. Ante las dudas sobre la identidad de la víctima, la familia ha solicitado un segundo peritaje, esta vez independiente, que les dé seguridad sobre el destino de Viridiana. “Nos habían dicho que un estudio de reconocimiento tardaba entre 10 y 15 días, uno que fuera 100% confiable. Y no pasó ni una semana, cuando nos llamaron para confirmar que, efectivamente, se trataba de los restos de mi prima”, ha relatado. También han pedido reunirse con el gobernador, pero no han recibido una respuesta. “Si se equivocó, porque nos puede pasar a cualquiera, solo que rectifique y que lo diga, pero que no guarde silencio”, añade Edmundo Vásquez, el padre de la joven.

La familia de Viridiana la describe como una mujer “emprendedora”, a quien le gusta mucho el deporte. Estudió Educación Física y su carrera quedó trunca después de que decidiera casarse y tener un hijo. Ese miércoles 18 de mayo, alentada y emocionada por una entrevista de trabajo, salió hacia el hotel Bienvenido, en la comunidad de Cardel (Veracruz), donde aspiraba obtener el puesto de recepcionista. Sus familiares han contado a EL PAÍS que encontró esa vacante a través de Facebook y que un hombre la contactó para agendar la cita. Nadie sospechó que todo eso implicara un peligro. Salió de su casa en su moto y no volvió más.

El hotel Bienvenido ha publicado un comunicado donde asegura no tener nada que ver con el caso: “nos deslindamos de toda la responsabilidad de los hechos ocurridos y comentarios vertidos en redes sociales, toda vez que nuestro proceso de contratación es totalmente diferente al que se ha descrito y no contamos con área de recursos humanos incluso desconocemos a la persona a la que se ha referido como reclutadora. Nunca tuvimos contacto con Viridiana Moreno Vásquez”. A partir de la desaparición de Moreno, varias mujeres en redes sociales aseguraron que el mismo nombre del usuario de un perfil de Facebook las había contactado previamente, también para un trabajo similar en el establecimiento.

Amigos y familiares de Viridiana Moreno se manifiestan en Xalapa para exigir el esclarecimiento del caso, el 23 de mayo de 2022. En video, los padres y el esposo de la mujer desaparecida agradecen a Cuitláhuac García por "tenerla resguardada".Foto: YERANIA ROLÓN (CUARTOSCURO) | Vídeo: RR.SS.

El caso ha desatado la indignación y el descontento de la población, que se ha manifestado desde el día después de la desaparición de Viridiana. Protestas de colectivos feministas y de amigos y familiares se han llevado a cabo en el municipio de La Antigua, a donde pertenece Cardel. También, los manifestantes han bloqueado las carreteras Xalapa-Veracruz, y Totutla-Xalapa; y cerraron el pasado domingo la caseta de cobro La Antigua. Veracruz es una de las entidades con más violencia en el país. Hace tan solo unas semanas, en el Estado se registró el ataque mortal contra las periodistas Yesenia Mollinedo y Johana García; y este jueves ha sido asesinado a tiros Clemente Nagasaky Condado, el jefe de un centro de asistencia a familias.

Cronología de la búsqueda: “Nada de esto pinta bien”

Durante los dos días de búsqueda entre familiares, amigos y pobladores de Cardel, en las playas de Chachalacas, se logró encontrar, primero, un torso humano en una bolsa de plástico. Según el relato de Eduardo Hernández, cerca de las 16.00 horas del sábado 21 de mayo, el hallazgo provocó que la búsqueda se detuviera y que los buscadores esperaran unas cuatro horas para que un perito llegara. Al día siguiente, una cantidad similar de gente recorrió los mismos terrenos donde habían pasado antes, solo que esta vez encontraron varios restos humanos, correspondientes a otras partes de un cuerpo, pero ahora se encontraban regados entre la maleza, sueltos. “Nada de esto pinta bien”, le dijeron a Hernández, al corroborar con mucho escepticismo y también con miedo, que los restos nuevos habían sido localizados en el mismo terreno donde habían pasado un día atrás.

Miércoles 18 de mayo

Viridiana Moreno Vásquez, sale de su casa por la tarde rumbo al hotel Bienvenido para presentarse a una entrevista de trabajo.

Jueves 19 de mayo

La familia da cuenta de la desaparición de Viridiana Moreno y avisa a las autoridades, que expiden una ficha de búsqueda.

Viernes 20 de mayo

La familia y amigos de Viridiana protestan por las calles de Cardel, para exigir su localización.

Durante una visita al municipio de Úrsulo Galván, en Chachalacas, Veracruz, el gobernador Cuitláhuac García, al ser cuestionado por la desaparición de Viridiana, respondió: “Ya la atendí. No está desaparecida. Está resguardada”.

Esta información llega a través de redes sociales a la familia, que recibe la noticia como una esperanza de encontrar pronto a Viridiana y con vida.

Sábado 21 de mayo y domingo 22 de mayo

Un día después de sus declaraciones, el gobernador Cuitláhuac García se retracta. Asegura que ha sido presionado por los medios con sus preguntas y que sus palabras fueron “tergiversadas”.

Pobladores, familiares y amigos de Viridiana Moreno, salen desde las primeras horas de ambos días a buscarla. Encuentran restos humanos que, por la gravedad y el deterioro que presentan, no pueden saber si pertenecen a Viridiana.

Tras la localización de los restos, las autoridades los toman en resguardo y los trasladan a Xalapa —la capital del Estado— para estudiarlos.

Lunes 23 de mayo

Familiares y pobladores viajan a Xalapa, para intentar reunirse con el gobernador Cuitláhuac García.

La Fiscalía de Veracruz contacta a la familia de Viridiana Moreno y les pide que vayan a Xalapa. Ahí les informan que los restos corresponden a la mujer.

Martes 24 de mayo

La familia asegura que no aceptarán el peritaje de las autoridades y anuncian que solicitarán un estudio independiente.

Miércoles 25 de mayo

Colectivos protestan frente al hotel Bienvenido, donde supuestamente Viridiana Moreno había acudido a una entrevista de trabajo.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS