Zaldívar reivindica la defensa de los derechos de las mujeres como su legado al frente de la Suprema Corte

El ministro presidente del máximo tribunal hace su última conferencia antes de dejar el cargo el 31 de diciembre

El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Arturo Zaldivar, en abril.
El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Arturo Zaldivar, en abril.Daniel Augusto (CUARTOSCURO)

Arturo Zaldívar ha salido este martes a hacer un balance de sus cuatro años al frente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) en tono de despedida. El ministro presidente de la más alta instancia judicial de México ha hecho un recorrido de los logros durante su mandato y ha puesto énfasis en lo conseguido en los derechos de las mujeres. “Acabamos de lograr la no vinculación a proceso de una chica de 14 años por el delito de aborto, para quien dice que ya no se persigue a las niñas y las mujeres pobres por abortar: se sigue persiguiendo a pesar de la sentencia de la corte”, ha destacado el magistrado en su última conferencia ante la prensa.

Además de la decisión histórica sobre la despenalización del aborto, Zaldívar ha querido sacar pecho de uno de los temas en los que más ha buscado marcar la agenda, con tuits y con iniciativas. El también presidente del Consejo de la Judicatura Federal ha afirmado que durante su mandato se han nombrado a 227 juezas de distrito, hasta conseguir que el 40% de los juzgados de distrito estén liderados por una mujer, cuando antes ese porcentaje era la mitad. “El 51% de todas las juezas que se han nombrado en el poder judicial federal desde el 95 se nombraron en esta administración”, ha señalado.

También ha apuntado a las iniciativas para combatir el acoso sexual, una de las grandes lacras de las instituciones mexicanas, que ha reconocido campaba a sus anchas en el poder judicial. “Nos encontramos un grave problema de acoso sexual y hostigamiento sexual. Hemos sancionado con energía”, ha dicho y ha enumerado también las medidas a favor de la conciliación laboral, como permisos de paternidad y lactancia. “Ante la retórica que nos descalifica nosotros respondemos con datos, duros y objetivos”, ha dicho el presidente de la SCJN.

En una sala de prensa que acaba de renombrar en homenaje al periodista Jesús Aranda —reportero de La Jornada que fue decano de la fuente judicial y falleció en 2017—, Zaldívar ha emitido su último informe mensual. En un contexto político cada vez más polarizado, el magistrado ha defendido la SCJN como el verdadero “poder equilibrador” de México: “No somos una oposición al Gobierno, tampoco somos Gobierno. Somos la última palabra del sistema jurídico mexicano, somos la última palabra en defensa de la democracia”, ha dicho solemne.

El 31 de diciembre será su último día en el cargo y ha revelado que hay siete ministros de la Suprema Corte que quieren sucederle. “Este mes y medio, en año electoral en la Corte, se hace eterno, dura como un año completo, entonces falta todavía mucho y se tendrán que ir generando consensos y yo espero que al final se tome la mejor decisión para la institución”, afirmó sobre su sucesión. Como desveló EL PAÍS en una entrevista, Norma Piña es una de ellas, y ante la pregunta de si la SCJN está preparada para ser presidida por una mujer, Zaldívar ha sido tajante: “Las mujeres en México están preparadas para acceder a cualquier cargo desde hace tiempo, para ser lo que ellas quieran. Nuestra obligación ha sido, en este poder judicial, generar acciones efectivas para permitirles que ellas rompan los techos de cristal”.

El ministro presidente que empezó su cargo en enero de 2019, ya bajo la presidencia de Andrés Manuel López Obrador, ha afirmado que deja un poder judicial federal muy distinto al que encontró, especialmente después de la reforma de 2021 y ha dejado la puerta entreabierta sobre el papel que puede jugar en un futuro: “Seguiré comprometido en cualquier responsabilidad que asuma en los próximos meses y años por un país próspero, más igualitario y más justo, que nunca olvide que debemos tener una opción preferencial por los pobres de México. Y con tono emocional, ha concluido: “Entrego un poder judicial federal renovado, independiente y autónomo”.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Sobre la firma

Beatriz Guillén

Redactora de EL PAÍS en México. Trabaja en la mesa digital y suele cubrir temas sociales. Antes estaba en la sección de Materia, especializada en temas de Tecnología. Es graduada en Periodismo por la Universidad de Valencia y Máster de Periodismo en EL PAÍS. Vive en Ciudad de México.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS