El hotel es una especie de castillo medieval de juguete situado en lo alto de un acantilado de rocas negras.
Teorías conspiranóicas y 'fake news'

El hotel inglés que se ha convertido en lugar de encuentro para los seguidores de QAnon

Miquel Echarri|

El Camelot Castle de Tintagel, en Cornualles, es propiedad de un millonario ferviente seguidor de Donald Trump y de las más delirantes teorías de la conspiración. Hasta hace poco el alojamiento reflejaba su pasión por cienciología. Hoy es un homenaje a todos lo que creen que el Partido Demócrata es una red satánica, pedófila y de extrema izquierda

newsletter

Recibe la mejor información en tu bandeja de entrada