Seleccione:
EL PAÍS
Un entrenamiento de la selección francesa durante el Mundial de Qatar.
Columna

Negros

Qué regocijo para cualquier espectador con dos dedos de frente y un poco de decencia al constatar el cabreo de Jean-Marie Le Pen cuando denunciaba que en la selección había pocos franceses de pura raza

newsletter

Recibe la mejor información en tu bandeja de entrada